La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

La paz les dejo Domingo 6C de Pascua ¡Qué alegría cuando me dijeron: Vamos a la casa del Señor! Ya están pisando nuestros pies tus umbrales, Jerusalén.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "La paz les dejo Domingo 6C de Pascua ¡Qué alegría cuando me dijeron: Vamos a la casa del Señor! Ya están pisando nuestros pies tus umbrales, Jerusalén."— Transcripción de la presentación:

1

2 La paz les dejo Domingo 6C de Pascua

3 ¡Qué alegría cuando me dijeron: Vamos a la casa del Señor! Ya están pisando nuestros pies tus umbrales, Jerusalén.

4 Gloria a Dios en el cielo, Y en la tierra paz a los hombres, que ama el Señor. Por tu inmensa gloria te alabamos, te bendecimos, te adoramos, te glorificamos, te damos gracias, Señor Dios, Rey celestial, Dios Padre todopoderoso.

5 Tú que estás sentado a la derecha del Padre, ten piedad de nosotros. Porque sólo Tú eres santo, sólo Tú, Señor, sólo Tú Altísimo, Jesucristo, con el Espíritu Santo en la gloria de Dios Padre. Amén.

6

7 Procesión de la Biblia Tu Palabra me da vida, Confío en Ti, Señor. Tu Palabra es eterna, En ella esperaré.

8 Dichoso el que con vida intachable camina en la ley del Señor. Dichoso el que guardando sus preceptos lo busca de todo corazón.

9 Tu Palabra me da vida, Confío en Ti, Señor. Tu Palabra es eterna, En ella esperaré.

10

11 Sala del Cenáculo donde Jesús dijo el evangelio de hoy El Espíritu que Jesús nos ha dejado es AMOR

12 1 - Jesús se está despidiendo de sus discípulos: Ya no les llamaré siervos, sino amigos. No les dejaré huérfanos ¿Cómo responder a ese amor?

13 Si alguno me ama, cumplirá mi palabra

14 2 - ¿Qué es lo más importante en la Palabra de Jesús? - Amar a Jesús, que exige amar a todos: Ámense los unos a los otros.

15 Mi Padre lo amará, vendremos a él y habitaremos en él.

16 El Padre ha amado tanto al mundo, que le ha dado Jesús Cuando amamos, el Padre nos ama y hace su morada en nosotros

17 Quien no me ama, no cumple mi palabra

18 Y la palabra que Uds. oyeron no es mía, sino del Padre que me envió.

19 3 - Es difícil AMAR como Jesús quiere que amemos. Pero Jesús nos promete: Les enviaré al Espíritu Santo

20 El Espíritu Santo que enviará el Padre en mi nombre, les enseñará todo

21 Y les recordará todo lo que yo les he dicho

22 El Espíritu nos da a entender cuál es el Amor que respeta (que deja espacio para el otro) y cuál es el amor que acapara. Este Amor respetuoso es el que Yo traje. ¿Es el que Vds tienen?

23 4 – Un ejemplo de cómo ponerse de acuerdo: En el Concilio de Jerusalén se discutió fuertemente esto: ¿ Se debe circuncidar a los nuevos cristianos (1ª Lectura).

24 Hemos decidido, el Espíritu Santo y nosotros, no imponerles más cargas que las indispensables. Se decidió NO circuncidar.

25 En los conflictos lo importante es buscar la unidad en lo esencial. Lo esencial es Jesús: lo que Él diga. Se requiere humildad y oración. Él es la cabeza del cuerpo.

26 5 – La paz les dejo, mi paz les doy. No se la doy como la da el mundo

27 Si no está el Espíritu de Jesús, no hay PAZ ¿Por qué en lugar de poner muros, físicos o morales, entre los partidos, no construimos puentes?

28 Que no tiemble el corazón de Vds., ni se acobarde.

29 Si su corazón siempre tiembla, el mundo se volverá un desastre Detengámonos, para CONTEMPLAR la vida

30 En tiempo de Jesús había PAZ ROMANA, impuesta por el Imperio La paz de Jesús no es la paz de los sepulcros ni la del miedo (impuesta a la fuerza). Es una paz, basada en la justicia, en el respeto a los derechos de los demás.

31 6 - Si me amaran, se alegrarían de que vaya al Padre.

32 Les he dicho esto, mientras estoy con Uds.

33 Les he dicho esto ahora para que, cuando suceda, crean.

34 ¿Hallo a Dios en todas las cosas? Vuelvo, volveré constantemente, estoy aquí... caminando con Vds.

35 Ven, Señor Jesús, y pon en nuestros corazones aquel AMOR que podría cambiar el mundo

36 Creo en Dios PADRE todopoderoso, creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen, Padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado,

37 muerto y sepultado, descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios Padre Todopoderoso. Desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos.

38 Creo en el Espíritu Santo, la Santa Iglesia católica, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida eterna. Amén.

39 Créditos: José Martínez de Toda, S.J. Román Mendoza En todo amar y servir


Descargar ppt "La paz les dejo Domingo 6C de Pascua ¡Qué alegría cuando me dijeron: Vamos a la casa del Señor! Ya están pisando nuestros pies tus umbrales, Jerusalén."

Presentaciones similares


Anuncios Google