La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

MODELO DE e-CARPETA DE APRENDIZAJE Y EEES. APLICACIÓN A ALGUNAS MATERIAS IMPARTIDAS EN LA UNIVERSIDAD DE GRANADA La Unión Europea vive inmersa en un proceso.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "MODELO DE e-CARPETA DE APRENDIZAJE Y EEES. APLICACIÓN A ALGUNAS MATERIAS IMPARTIDAS EN LA UNIVERSIDAD DE GRANADA La Unión Europea vive inmersa en un proceso."— Transcripción de la presentación:

1 MODELO DE e-CARPETA DE APRENDIZAJE Y EEES. APLICACIÓN A ALGUNAS MATERIAS IMPARTIDAS EN LA UNIVERSIDAD DE GRANADA La Unión Europea vive inmersa en un proceso que trata de hacer converger a los distintos Estados miembros de la misma. En este proceso, las universidades europeas están llamadas a desempeñar un papel crucial debido a su alta responsabilidad social, responsabilidad que, para ser concretos, la Universidad de Granada ha formulado en el Artículo 3º de sus vigentes Estatutos en los siguientes términos: La creación, desarrollo, transmisión y crítica de la ciencia, de la técnica y de la cultura. Pues bien, uno de los objetivos mayores que se persigue en este sentido es el de orientar la pluralidad de la actividad universitaria para lograr la convergencia en lo que se ha dado en llamar Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), lo que fue promovido en 1999, a raíz de un primer documento suscrito el año anterior en la Universidad de La Sorbona, por los Ministros de Educación de la Unión Europea en un documento conocido con el nombre de la Declaración de Bolonia José Luis Arias Mediano Departamento de Farmacia y Tecnología Farmacéutica Facultad de Farmacia. Universidad de Antonio Chicharro Chamorro Departamento de Lingüística General y Teoría de la Literatura Facultad de Filosofía y Letras. Universidad de Ana María Lara Porras Departamento de Estadística e Investigación Operativa Facultad de Ciencias. Universidad de María Concepción López Martínez Departamento de Química Física y Técnicas Instrumentales Facultad de Farmacia. Universidad de Juan Manuel Martín García Departamento de Historia del Arte Facultad de Filosofía y Letras. Universidad de Aspectos generales FUNDAMENTACIÓN TEÓRICA PROPUESTA BIBLIOGRAFÍA Nuestra propuesta se basa en un modelo de formación centrado en el trabajo de aprendizaje del estudiante, donde los objetivos se especifican preferiblemente en competencias que se han de adquirir. Asimismo, el proceso de aprendizaje del alumno toma un papel relevante en el seno de nuestra propuesta, mientras que el docente es el responsable de desarrollar las clases, diseñar cuales son las actividades educativas necesarias para la consecución de los objetivos y competencias que requiere la superación de la asignatura. Todo ello nos lleva a una fase de diseño y reflexión educativos en la que el trabajo en equipo de varios docentes se hace necesario. Un rasgo significativo de nuestra propuesta es considerar la superación de la asignatura en términos de resultados del aprendizaje y, particularmente, en términos de competencias genéricas y competencias específicas a cada área temática. A este respecto, si bien las competencias específicas de cada materia son cruciales para cualquier título y se refieren a la especificidad propia de un campo de estudio, las competencias genéricas identifican los elementos compartidos que pueden ser comunes a cualquier titulación. En una sociedad cambiante, donde las demandas tienden a hallarse en constante reformulación, esas competencias y destrezas genéricas son de gran importancia. La herramienta que constituye la Carpeta de Aprendizaje es un método adecuado para lograr que el alumno llegue a dominar estas competencias u objetivos, y, además, para que el profesor se implique, si cabe aún más, en el proceso de aprendizaje de éste. En este sentido, incluso la tutoría se transforma en un elemento básico para el desarrollo de la evaluación formativa. Resumen Potenciar el trabajo personal del alumno. Desarrollar sus habilidades y competencias: Instrumentales, Interpersonales, Sistémicas Adquirir conocimientos. Facilitar un aprendizaje personalizado. Crear conciencia del carácter permanente, abierto, dinámico y complejo del aprendizaje. Reflexionar sobre su propio aprendizaje participando en el proceso de evaluación. Compromiso con el progreso y rendimiento del alumno. Conocimiento y dominio de diferentes estrategias de enseñanza-aprendizaje. Capacidad para orientar al alumno. Conocimiento de la materia a enseñar. Capacidad para comunicarse eficazmente con grupos e individuos. Capacidad para crear un clima apropiado y favorecedor del aprendizaje. Capacidad para utilizar las TICs: Aprender sobre las TICs; Aprender de las TICs; Aprender con las TICs. Capacidad para gestionar el tiempo eficazmente. Capacidad para reflexionar sobre la propia actuación y autoevaluarse. Toma de conciencia de la necesidad de desarrollo profesional continuo. Capacidad para evaluar los resultados del aprendizaje y el rendimiento de los alumnos. Capacidad para resolver problemas en colaboración. Capacidad para responder a la diversidad del alumnado. Capacidad para mejorar el entorno enseñanza-aprendizaje. Capacidad para adaptar el currículum a un contexto educativo concreto. Facilitar la evaluación continua del alumno, tanto del proceso como del resultado, es decir, integrar la evaluación dentro del propio proceso de aprendizaje. Propiciar la formación propia del alumno. Recoger información del proceso de aprendizaje del alumno. Restar elementos de subjetividad en el proceso evaluativo. Para el alumnado Para el profesorado OBJETIVOS GENERALES La carpeta de aprendizaje o portafolios es hoy día la técnica más apreciada en el campo del diagnóstico y de la orientación en educación, en tanto que informa convenientemente sobre las competencias que una persona o grupo de personas puede demostrar, así como la naturaleza y aprovechamiento del proceso de aprendizaje que ha seguido para obtener dichos logros, además de facilitar la conservación de una documentación relacionada con el proceso de aprendizaje que, con el empleo de las TICs, mantiene un potencial de diverso uso en el tiempo. En este sentido y como ha afirmado María Luisa Rodríguez Moreno en su libro Hacia una nueva orientación universitaria, el portafolios o la carpeta de aprendizaje no es otra cosa que el conjunto de materiales que un alumno realiza a lo largo de un curso recogiendo en él o en ella los resultados de su trabajo continuo y supervisado y en cualquier caso resultado de un particular proceso de aprendizaje a partir de un diseño previo en el que el profesor tiene un papel activo de primer orden. Con respecto al proceso de evaluación, la característica más valiosa que aporta la carpeta de aprendizaje frente a otros procedimientos, es que no sólo permite valorar lo aprendido, sino que también facilita o suministra información acerca del proceso de aprendizaje y desarrollo del alumnado. El procedimiento de modelo de carpeta de aprendizaje tiene como objetivo establecer un sistema de evaluación continua/formativa en la que el alumno es el propio responsable de su proceso de aprendizaje, siempre contando con la experimentada guía del profesor. Es necesario, por tanto, que entre ambos se genere un proceso de retroalimentación sobre el aprendizaje que está teniendo lugar a lo largo del curso. Para ello, se ha de recabar información a través de múltiples y diversos instrumentos –observación directa, actividades propuestas, funcionamiento de los grupos de trabajo, exámenes parciales, etcétera–, la cual será compartida con los alumnos –de forma verbal, con anotaciones en las actividades que entreguen, comentando los resultados de las pruebas realizadas, las correcciones, entre otros procedimientos– para que actúen en consecuencia. Finalmente, el profesor introducirá las modificaciones correspondientes que tengan en cuenta los resultados del aprendizaje, tale como los que se refieren a los contenidos en extensión y profundidad, explicaciones complementarias, recursos didácticos, etcétera. En consecuencia, esta herramienta se presenta como un mecanismo idóneo de evaluación, en tanto que permite demostrar de forma más objetiva los resultados del aprendizaje que el alumno ha podido adquirir a lo largo de un periodo de tiempo. De ahí que se presente como una actividad que, aunque no es nueva, se está implementando cada vez más en el conjunto de recursos y mecanismos de evaluación propios del nuevo paradigma que representa la adaptación al Espacio Europeo de Educación Superior, empleando además para ello las posibilidades de las TICs La carpeta de aprendizaje que proponemos, contiene diversas producciones de los alumnos que permiten tener constancia de sus conocimientos, habilidades y actitudes. Esto posibilitará realizar actividades de evaluación y apoyo en aspectos específicos. En cuanto a los requisitos que deben cumplir las diferentes actividades diseñadas, éstos serán: Poseerán un significado en la experiencia práctica del alumno y, por lo tanto, serán percibidas como relevantes a los intereses de los estudiantes. Fomentarán el pensamiento complejo y crítico del alumno. Serán realistas con el tiempo de duración de la asignatura y con los créditos asignados a ésta. Fomentarán el trabajo individual y el grupal. Estarán perfectamente estructuradas y con una identificación clara de las competencias que pretenden desarrollar para facilitar su evaluación. La carpeta de aprendizaje deberá satisfacer, de forma general, las siguientes indicaciones para poder asegurar una óptima utilidad para el alumno y el profesor: Presentación: incluirá la identificación y la localización clara y detallada de las actividades y del autor. Redacción clara y comprensible. Contendrá información actual, diversa y seleccionada con criterio. Equilibrio entre la información aportada procedente de fuentes externas, del profesor y la propia. Se exige al alumno un nivel de creación propia donde se hagan patentes sus ideas. Organización e integración. Capacidad de organizar las actividades de forma que quede claro para el profesor el proceso educativo seguido por el alumno. Capacidad para relacionar todas las actividades de forma que no se encuentren aisladas, sino que obtengamos una visión integrada de todas las actividades en su conjunto. Selección de actividades complementarias y optativas. El alumno debe mostrar su capacidad de selección para mostrarnos lo que realmente ha decidido que veamos y evaluemos. Aportación de contenidos, ideas y sugerencias propias en las actividades (creatividad). Implicación, participación y compromiso. Esta indicación forma parte del compromiso personal que el alumno adquiere con la asignatura. Este compromiso se demuestra con la asistencia y la participación en clase, la realización de las tareas complementarias, la asistencia a las tutorías, etcétera. Los principales rasgos que caracterizan a la carpeta docente son: Documento personal. Puede contener documentos diversos y diferentes para cada profesor, en tanto que cada uno decide qué trabajos son más representativos de su trayectoria y aprendizaje.ç Acumula documentación en relación con el ejercicio de la función docente. A pesar de que el contenido es variable, la carpeta docente puede incluir: i) trabajos sustantivos en relación con los aprendizajes realizados y pactados con el profesor; ii) temas adicionales relacionados con el aprendizaje realizado; y iii) transferencias personales o profesionales de los temas trabajados. Agra, M. J., Gewerc, A. Y., Montero, M. L. (2003), El portafolios como herramienta de análisis en experiencias de formación on-line y presenciales, Enseñanza, 21, Barragán Sánchez, R. (2005), El portafolio, metodología de evaluación y aprendizaje de cara al nuevo Espacio Europeo de Educación Superior. Una experiencia práctica en la Universidad de Sevilla, Revista Latinoamericana de Tecnología Educativa, 4 (1), Colén, M.T., Giné, N., Imbernon, F. (2006), La carpeta de aprendizaje del alumnado universitario: la autonomía del estudiante en el proceso de aprendizaje, Barcelona, Octaedro-ICE-UB. Dlenowski, V. (2005), Desarrollo del portafolios para el aprendizaje y la evaluación. Procesos y principios, Madrid, Nancea. García Doval, F. (2005), El papel de los portafolios electrónicos en la enseñanza-aprendizaje de lenguas, Glosas Didácticas. Revista Electrónica Internacional, 14, Pozuelos, F. J. (2003), La carpeta de trabajos: una propuesta para compartir la evaluación en el aula, Cooperación Educativa, 71-72, Rodríguez Moreno, Mª L. (2002), Hacia una nueva orientación universitaria. Modelos integrados de acción tutorial, orientación profesional y construcción del proyecto profesional, Barcelona, Universidad de Barcelona. Ruiz Madrid, N. y López Fernández, O. (2004), El portafolio europeo de lenguas y la sociedad de la digitalización: Una metodología innovadora para la enseñanza-aprendizaje de lenguas y su adaptación al entorno digital, Revista Latinoamericana de Tecnología Educativa, 3(1), Shulman, L. (1999), Portafolios del docente: una actividad teórica, en: N. Lyons (comp.), El uso del portafolios. Propuestas para un nuevo profesionalismo docente, Buenos Aires, Amorrortu, pp


Descargar ppt "MODELO DE e-CARPETA DE APRENDIZAJE Y EEES. APLICACIÓN A ALGUNAS MATERIAS IMPARTIDAS EN LA UNIVERSIDAD DE GRANADA La Unión Europea vive inmersa en un proceso."

Presentaciones similares


Anuncios Google