La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

La conciencia, medida del hombre …. 2 La Ley y la Conciencia 1. LA LIBERTAD DE LOS HIJOS DE DIOS 2. LA LEY MORAL NATURAL 3. LA LEY DIVINO-POSITIVA 4.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "La conciencia, medida del hombre …. 2 La Ley y la Conciencia 1. LA LIBERTAD DE LOS HIJOS DE DIOS 2. LA LEY MORAL NATURAL 3. LA LEY DIVINO-POSITIVA 4."— Transcripción de la presentación:

1 La conciencia, medida del hombre …

2 2 La Ley y la Conciencia 1. LA LIBERTAD DE LOS HIJOS DE DIOS 2. LA LEY MORAL NATURAL 3. LA LEY DIVINO-POSITIVA 4. LAS LEYES CIVILES 5. LAS LEYES ECLESIÁSTICAS Y LOS MANDAMIENTOS DE LA IGLESIA 6. LA LIBERTAD Y LA LEY 7. LA CONCIENCIA MORAL 8. LA FORMACIÓN DE LA CONCIENCIA

3 3 Partimos de la experiencia… El hombre tiene: conciencia sensitiva: siento, soy, yo veo. conciencia sensitiva: siento, soy, yo veo. conciencia intelectual: creo, pienso… yo sé. conciencia intelectual: creo, pienso… yo sé. conciencia moral: me percibo haciendo lo correcto, o algo dentro de mí se queja… conciencia moral: me percibo haciendo lo correcto, o algo dentro de mí se queja…

4 4 Libertad creada: imagen de la libertad de Dios… pero no igual Suma bondad para el Suma bondad para el hombre hombre Suma verdad del Suma verdad del hombre hombre Suma belleza, Suma belleza, descanso del hombre descanso del hombre Tiende al Bien Tiende al Bien Entiende la Verdad Entiende la Verdad Descansa en la Belleza Descansa en la Belleza

5 5 Libertad y conciencia Sin libertad, la vida no sería moral, Sin libertad, la vida no sería moral, pero a su vez, la libertad respira en la conciencia. pero a su vez, la libertad respira en la conciencia.

6 6 Orígenes el alma del alma el alma del alma es la conciencia.

7 7 Experiencia… Reflexiona…: Reflexiona…: –critica, –evalúa, –agita, –turba, –corroe, –anima, –admira Reflexiona…: Reflexiona…: Re – flexiona: vuelve sobre lo hecho, sobre sí mismo Re – flexiona: vuelve sobre lo hecho, sobre sí mismo Si hace el bien, se optimiza. Y disfruta (satisfacción); Si hace el bien, se optimiza. Y disfruta (satisfacción); si ejecuta el mal, se degrada. Y sufre… (culpa) si ejecuta el mal, se degrada. Y sufre… (culpa)

8 8 A. Görres (psicólogo, s. XX) Quien no es capaz de sentir culpa está espiritualmente enfermo, es un cadáver viviente, una máscara del carácter. Las bestias y los monstruos, entre otros, no tienen sentimiento de culpa (Hitler, Himmler, Lenin, los mafiosos… tienen cadáveres bien ocultos en el sótano)… Todos los hombres necesitan un sentimiento de culpa. Quien no es capaz de sentir culpa está espiritualmente enfermo, es un cadáver viviente, una máscara del carácter. Las bestias y los monstruos, entre otros, no tienen sentimiento de culpa (Hitler, Himmler, Lenin, los mafiosos… tienen cadáveres bien ocultos en el sótano)… Todos los hombres necesitan un sentimiento de culpa.

9 9 Algunos autores Una voz interior que dictamina sobre la moralidad de los actos Una voz interior que dictamina sobre la moralidad de los actos Basilio: un juicio natural que discierne el bien del mal Basilio: un juicio natural que discierne el bien del mal San Ambrosio: es como la voz de Dios que nos insinúa prohibiciones y preceptos San Ambrosio: es como la voz de Dios que nos insinúa prohibiciones y preceptos San Agustín: la sede de Dios en el corazón del hombre San Agustín: la sede de Dios en el corazón del hombre San Juan Crisóstomo: Dios ha impreso en nosotros la conciencia autodidacta del bien y del mal. San Juan Crisóstomo: Dios ha impreso en nosotros la conciencia autodidacta del bien y del mal.

10 10 Algunos autores… retocados: Una voz interior que dictamina sobre la moralidad de los actos. Una voz interior que dictamina sobre la moralidad de los actos. Un juicio natural que discierne el bien del mal Un juicio natural que discierne el bien del mal Es como una voz interior que nos insinúa prohibiciones y preceptos. Es como una voz interior que nos insinúa prohibiciones y preceptos. La sede de una verdad en el corazón del hombre (así se presenta…). La sede de una verdad en el corazón del hombre (así se presenta…). La realidad ha impreso en nosotros la conciencia autodidacta del bien y del mal. La realidad ha impreso en nosotros la conciencia autodidacta del bien y del mal.

11 11 Cómo se estructura Dos estratos o dimensiones: (Santo Tomás) (Santo Tomás) conciencia: juicio concreto sobre un acto conciencia: juicio concreto sobre un acto sindéresis: hábito (disposición interior) sindéresis: hábito (disposición interior)

12 12 Cómo se estructura Dos estratos o dimensiones: (J. Ratzinger) (J. Ratzinger) conciencia: juicio concreto sobre un acto conciencia: juicio concreto sobre un acto anamnesis: recuerdo, reconocimiento, anamnesis: recuerdo, reconocimiento,memoria…

13 13 Ananmesis (memoria) ¿Porqué somos capaces de discernir lo verdadero de lo falso? ¿Porqué somos capaces de discernir lo verdadero de lo falso? Por el mismo motivo somos capaces de discernir lo bueno de lo malo: es una capacidad que llevamos en el ADN. Por el mismo motivo somos capaces de discernir lo bueno de lo malo: es una capacidad que llevamos en el ADN. Podemos equivocarnos en lo verdadero… Podemos equivocarnos en lo verdadero… y en lo bueno… y en lo bueno… Pero tenemos un sentido de lo bueno y de lo malo… Pero tenemos un sentido de lo bueno y de lo malo…

14 14 Conciencia como juicio práctico La conciencia moral es un juicio de la razón por el que la persona humana reconoce la cualidad moral de un acto concreto que piensa hacer, está haciendo o ha hecho. En todo lo que dice y hace, el hombre está obligado a seguir fielmente lo que sabe que es justo y recto (CEC 1778). La conciencia moral es un juicio de la razón por el que la persona humana reconoce la cualidad moral de un acto concreto que piensa hacer, está haciendo o ha hecho. En todo lo que dice y hace, el hombre está obligado a seguir fielmente lo que sabe que es justo y recto (CEC 1778).

15 15 Un juicio con carácter específico… Es un juicio de nuestra conciencia, pero que va más allá de nuestra conciencia (CEC 1778) Es un juicio de nuestra conciencia, pero que va más allá de nuestra conciencia (CEC 1778) Reconocer o no reconocer algo depende siempre de la voluntad, que destruye el conocimiento o conduce a él (el que no vive como piensa, termina pensando como vive). Sólo el bueno juzga siempre bien. Reconocer o no reconocer algo depende siempre de la voluntad, que destruye el conocimiento o conduce a él (el que no vive como piensa, termina pensando como vive). Sólo el bueno juzga siempre bien.

16 16 Llegar a la verdad moral ¿Podemos llegar? ¿Podemos llegar? ¿Podemos llegar todos? ¿Podemos llegar todos? ¿Si llegamos a normas distintas? ¿Si llegamos a normas distintas? Llegar depende del deseo sincero de querer dejar a la verdad que hable… en la experiencia. Si no se la acompaña, la conciencia termina casi ciega (CEC 1791, GS 16 in fine) Llegar depende del deseo sincero de querer dejar a la verdad que hable… en la experiencia. Si no se la acompaña, la conciencia termina casi ciega (CEC 1791, GS 16 in fine)

17 17 Conciencia y Ley Qué es lo que encuentra la conciencia… Qué es lo que encuentra la conciencia… Lo que hay… en la vida… una ley inscrita… Lo que hay… en la vida… una ley inscrita… Reflejo de la ley de Dios en la Criatura racional: la ley natural Reflejo de la ley de Dios en la Criatura racional: la ley natural –No son contenidos, sino… ¿estructuras? –Ley eterna… Ley natural… Ley divino positiva… Leyes

18 18 Relación entre conciencia y norma La ayuda exterior (norma social, legal, familiar, religiosa…) no está enfrentada, sino coordinada, con ella: cumple una función mayéutica, La ayuda exterior (norma social, legal, familiar, religiosa…) no está enfrentada, sino coordinada, con ella: cumple una función mayéutica, no le impone nada extraño, sino que la consuma [lleva a plenitud] y consuma su constitutiva apertura a la verdad. no le impone nada extraño, sino que la consuma [lleva a plenitud] y consuma su constitutiva apertura a la verdad.

19 19 Ley y conciencia Ley eterna Ley eterna Ley natural Ley natural Ley divino positiva Ley divino positiva Ley civil Ley civil Ley eclesiástica Ley eclesiástica Todas al servicio Todas al servicio de la conciencia de la conciencia Brindis de Newman. Brindis de Newman.

20 20 Reglas generales: Primera regla: Primera regla: Hay obligación de seguir la propia conciencia (nadie está obligado a actuar contra su conciencia). Una persona convencida de que algo malo es bueno, si lo hace, no comete un acto inmoral. Una persona convencida de que algo malo es bueno, si lo hace, no comete un acto inmoral. Una persona que tiene dudas, debe primero disiparlas; si actúa, comete una inmoralidad, de acuerdo a los valores en juego. Una persona que tiene dudas, debe primero disiparlas; si actúa, comete una inmoralidad, de acuerdo a los valores en juego. Una persona que prefiere no averiguar si lo que hace está bien o mal, es inmoral. Una persona que prefiere no averiguar si lo que hace está bien o mal, es inmoral.

21 21 Reglas generales: Segunda Regla: Segunda Regla: Consecuentemente, surge la obligación de formar la propia conciencia de acuerdo con la verdad. Consecuentemente, surge la obligación de formar la propia conciencia de acuerdo con la verdad. No excluye criticar… razonablemente (Juan Pablo II, Memoria e identidad) No excluye criticar… razonablemente (Juan Pablo II, Memoria e identidad) No es un opcional: está en juego el ser de la persona No es un opcional: está en juego el ser de la persona Ser buenas personas… además de economistas, ingenieros, ricos, famosos… Ser buenas personas… además de economistas, ingenieros, ricos, famosos…

22 22 Reglas generales: Tercera Regla: Tercera Regla: Las conciencias perplejas (pecado si actúa o no actúa), escrupulosas (valoración enfermiza de la maldad) o laxas han de ser sanadas.

23 23 La conciencia recta, verdadera: condición de posibilidad de la vida social: La conciencia es la ventana que abre al hombre el panorama de la verdad común que nos sustenta y sostiene a todos, haciendo posible que seamos La conciencia es la ventana que abre al hombre el panorama de la verdad común que nos sustenta y sostiene a todos, haciendo posible que seamos una comunidad de querer y responsabilidad apoyada en la comunidad de conocimiento. una comunidad de querer y responsabilidad apoyada en la comunidad de conocimiento.

24 24 La conciencia recta, verdadera: condición de posibilidad de la vida social digna


Descargar ppt "La conciencia, medida del hombre …. 2 La Ley y la Conciencia 1. LA LIBERTAD DE LOS HIJOS DE DIOS 2. LA LEY MORAL NATURAL 3. LA LEY DIVINO-POSITIVA 4."

Presentaciones similares


Anuncios Google