La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

PELIGROS DEL AVIVAMIENTO. Nada permanecerá igual…..

Presentaciones similares


Presentación del tema: "PELIGROS DEL AVIVAMIENTO. Nada permanecerá igual….."— Transcripción de la presentación:

1 PELIGROS DEL AVIVAMIENTO. Nada permanecerá igual…..

2 Aspectos "negativos" de un avivamiento. Hay algunos aspectos acerca de un avivamiento que pueden no ser tan "deseables" para algunos hermanos. Por tanto, si tú dices que deseas avivamiento, considera este lado también y piénsalo dos veces. No sea que después, cuando Dios envíe avivamiento, te quedes decepcionado y digas: "No esperé que iba a ser así... ¿por qué no me lo dijeron antes?

3 Cuando Dios envíe un avivamiento, las reuniones de las iglesias no podrán continuar como siempre. Sucederán cosas fuera de lo común, y esto causara un desorden. En muchos avivamientos de la historia, las personas fueron tan abrumados por la conciencia de sus pecados, que empezaron a gritar y llorar a voz alta, o cayeron postrados al suelo. Seguían en este estado hasta que llegaron al arrepentimiento completo, y a la fe y la seguridad de que el Señor había perdonado sus pecados. A veces, el predicador no podía seguir predicando por el fuerte llanto y lamento de los oyentes.

4 Un testigo del avivamiento en Timor (Indonesia) en 1970 reportó que un día el culto fue interrumpido por las sirenas de los bomberos que se acercaban. No había ningún incendio, entonces ¿qué había pasado? - Resultó que unos vecinos habían visto llamas de fuego sobre el techo de la iglesia; no fue ningún incendio, fue el fuego del Espíritu Santo; pero los vecinos pensaban que la iglesia estaba ardiendo y alarmaron a los bomberos.

5 Notamos también que en muchos casos, el "desorden" se dirigía directamente contra el orden y las costumbres establecidas en las iglesias. Jesús mismo, rompía el orden de las reuniones en la sinagoga, sanando enfermos en el día de reposo y haciendo otras cosas que enfurecían a los escribas y fariseos.

6 John Wesley era un hombre ungido y ordenado; pero él también rompió el orden de la Iglesia de Inglaterra en por lo menos dos puntos importantes: - El se llamó a sí mismo "evangelista". Hasta entonces, la iglesia enseñaba que este título era reservado para los primeros testigos del Señor, y que nadie podía llamarse "evangelista" después de la era apostólica. - El entrenaba y enviaba a predicadores laicos, o sea, predicadores que no tenían ninguna autorización oficial para predicar. La iglesia en aquel tiempo enseñaba que solo los ministros ordenados eran autorizados para predicar el Evangelio.

7 En el avivamiento, Dios a menudo pasa por alto al liderazgo establecido de la iglesia, y obra por medio de personas desconocidas sin posición ni reconocimiento oficial, pero que aman al Señor. El pionero de las misiones modernas, William Carey, era un zapatero que aprendió griego y hebreo por su propia cuenta. Aunque más tarde fue reconocido como pastor bautista, la gran mayoría de sus colegas pastores se opusieron fuertemente a su idea de evangelizar a los paganos de Africa y Asia. – El líder del avivamiento en Gales (1904), Evan Roberts, era un joven minero con estudios teológicos inconclusos. Dios lo usó para convertir a cien mil personas.

8 John Wesley era un ministro de la Iglesia de Inglaterra (una iglesia reformada). Pero cuando él empezó a predicar sobre el Nuevo Nacimiento, una iglesia tras otra le negó su púlpito, hasta que Wesley se vio obligado a predicar al aire libre. Entonces, sus seguidores empezaron a alejarse poco a poco de la Iglesia de Inglaterra, hasta que por fin formaron una nueva denominación (los metodistas).

9 William Booth, Tenía un fuerte llamado de llevar el evangelio a la gente de la calle; a los desempleados, los pobres, los alcohólicos, los vagabundos. Su lema fue: "Vayan tras las almas, y vayan tras las peores!" Entonces, él empezó a evangelizar de una manera que atraía a esta clase de gente: con marchas en la calles, con música ruidosa y popular, y con prédicas muy sencillas y directas en la calle. Pero los líderes cristianos opinaron que estos métodos eran una "profanación del evangelio". (No les importaba las miles de personas fueran salvas por el ministerio de Booth.) Entonces, Booth tuvo que retirarse de la iglesia metodista y formar su propio movimiento, el "Ejército de la Salvación".

10 Todos estos hombres de Dios hubieran preferido un avivamiento sin división, si esto hubiera sido posible. Pero la oposición de los líderes establecidos lo hizo imposible. Por tanto, los líderes de avivamientos prefirieron la división, porque la única alternativa hubiera sido matar el avivamiento.

11 Líderes de iglesias dicen: "Uno debe quedarse con su denominación y aceptar su iglesia tal como es. Al fin, no hay ninguna iglesia perfecta." Si pensamos así, entonces la Reforma fue un error desde un principio, y los reformadores deberían haber aceptado a la iglesia católica tal como era. Que los líderes que piensan así, saquen también la última consecuencia de esta manera de pensar, y vuelvan a Roma. Si queremos ser herederos de la Reforma y estamos de acuerdo con que la iglesia romana es apóstata, entonces debemos reconocer que también las iglesias evangélicas se han apartado de las Escrituras en muchos puntos, y por tanto es correcto orar por una nueva Reforma.

12 Muchos líderes y seguidores de avivamientos pasados tuvieron que sufrir persecución. A veces vino la persecución de parte de los paganos que se opusieron al cristianismo. Con más frecuencia, fueron los líderes de las mismas iglesias "cristianas" quienes persiguieron el avivamiento.

13 Es una relaidad que "los representantes del avivamiento antiguo persiguen al avivamiento nuevo"; y aquí tenemos una ilustración de esta triste verdad. John Wesley parecía acostumbrado a las persecuciones. Este es un extracto de su diario: "Domingo a.m., 5 de mayo - Prediqué en Sta.Ana; me pidieron no volver nunca más. Domingo p.m., 5 de mayo - Prediqué en S.Juan; los diáconos dijeron: 'Sal de aquí y quédate fuera.' Domingo a.m., 12 de mayo - Prediqué en S.Judas; no puedo volver allá tampoco. Domingo p.m., 12 de mayo - Prediqué en S.Jorge, fui echado fuera de nuevo. Domingo a.m., 19 de mayo - Prediqué en S.Alguien Más; los diáconos convocaron una asamblea extraordinaria y dijeron que no podía volver. Domingo p.m., 19 de mayo - Prediqué en la calle; me botaron de la calle. Domingo a.m., 26 de mayo - Prediqué en el pasto; tuve que huir del pasto cuando alguien soltó un toro durante el culto. Domingo a.m., 2 de junio - Prediqué afuera a la entrada de la ciudad; me botaron de la carretera. Domingo p.m., 2 de junio - Culto de la tarde; prediqué afuera en el campo libre; 10'000 personas vinieron."

14 Hoy honramos a hombres de Dios del pasado, como Lutero, Wesley, William Carey, y muchos otros. Pero durante su vida, estas personas no tenían ninguna buena reputación. Lutero fue excomulgado y proscrito, y sus enemigos hicieron todo para conseguir que su reputación no fuera mejor que la del diablo mismo. – De Wesley y los metodistas, los líderes cristianos contemporáneos dijeron: "... El y sus laicos torpes - su legión andrajosa de predicadores caldereros, cocheros, barrenderos, etc. - avanzan envenenando las mentes de los hombres." – En una asamblea de pastores, William Carey fue llamado "un entusiasta miserable", cuando propuso que la "Gran Comisión" (Mateo 28:18-20) sigue válida para la iglesia actual.

15 Un avivamiento no puede venir sin que haya antes un quebrantamiento de la iglesia. Un pecador, para ser salvo, tiene que "perder su vida" primero, tiene que darse cuenta de lo horrible y abominable que su pecado es en los ojos de Dios, tiene que traer a la luz y confesar toda la fealdad de su vida; y es muy probable que pierda su reputación al hacerlo. La iglesia que permitió el pecado en medio de ella, tendrá que pasar por el mismo proceso si quiere experimentar avivamiento. Tendrá que permitir que salga a la luz su tibieza, la falta de temor a Dios en sus líderes y miembros, la falsedad de sus palabras y acciones, los abusos y perversiones cometidos por sus líderes, etc.

16 Puesto que muchas iglesias son incapaces de "perder su vida" en este sentido, Dios normalmente levanta a "odres nuevos" cuando quiere traer un avivamiento. El ve que las iglesias existentes nunca podrían contener un avivamiento dentro de sus órdenes y tradiciones, y por eso comienza algo completamente nuevo. Entonces, si deseas un avivamiento, toma en cuenta que éste muy probablemente NO comenzará por el liderazgo de "tu iglesia, si por aquellos hermanitos que muchas veces ni se toman en cuenta.

17 Texto tomado de la web hijos del Altísimo/ Presentación y adaptación Fernando Regnault


Descargar ppt "PELIGROS DEL AVIVAMIENTO. Nada permanecerá igual….."

Presentaciones similares


Anuncios Google