La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

IMÁGENES DE QUISTE HIDATÍDICO EN RESONANCIA MAGNÉTICA XXIX CONGRESO NACIONAL de la SERAM Jesús Díaz Gómez, Simona Espejo Pérez, José Escribano Fernández,

Presentaciones similares


Presentación del tema: "IMÁGENES DE QUISTE HIDATÍDICO EN RESONANCIA MAGNÉTICA XXIX CONGRESO NACIONAL de la SERAM Jesús Díaz Gómez, Simona Espejo Pérez, José Escribano Fernández,"— Transcripción de la presentación:

1 IMÁGENES DE QUISTE HIDATÍDICO EN RESONANCIA MAGNÉTICA XXIX CONGRESO NACIONAL de la SERAM Jesús Díaz Gómez, Simona Espejo Pérez, José Escribano Fernández, Luis J. Zurera Tendero, Pedro Seguí Azpilcueta Servicio de Radiodiagnóstico. Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba.

2 Objetivo Describir las características de imagen del quiste hidatídico hepático (QHH) para un correcto diagnostico diferencial de las masas hepáticas Para ello, revisamos las imágenes obtenidas por resonancia magnética de los QHH diagnosticados en nuestro hospital entre los años 2001 y 2007

3 Epidemiología Agente causal: Echinococcus Granulosus (perro: hidatidosis quística) Multilocularis ( zorro y lobo: hidatidosis alveolar) Transmisión al hombre: ingestión de huevos del parásito excretados por el huésped definitivo

4 Vías de diseminación de la enfermedad hidatídica La enfermedad hidatídida afecta primariamente al hígado llegando desde el intestino por vía portal o linfática. Puede diseminarse por complicación de un quiste hepático:complicación de un quiste hepático Vía hematógena: el parásito llega al pulmón, riñón, bazo, hueso, cerebro…pudiendo llegar a cualquier localización anatómica por esta vía

5 Diseminación por complicación de QH hepático Crecimiento transdiafragmático Perforación a víscera hueca Siembra peritoneal Comunicación biliar Invasión de la pared abdominal

6 Estructura del quiste hidatídico Endoquiste: formado por el parásito Lámina interna germinal Lámina externa acelular (ectoquiste) Periquiste: respuesta fibrosa del huésped Matriz hidatídica: agua, prot, lípidos, NaCl, glucósidos, arena hidatídica.

7 Hidatidosis hepática Se afecta en el 75% casos (pulmón 15%, resto 10%) El quiste crece entre 1-5 cm al año. El periquiste calcifica en un 30% casos, lo que no significa siempre la muerte del parásito. La calcificación de todos sus componentes sí marca su muerte

8 Tipos de QH (según el estado de crecimiento) Tipo I: lesión quística unilocular, bien definida. Tipo II: se ven las vesículas hijas Tipo III: lesiones inactivas, densamente calcificadas Tipo IV: lesiones complicadas Rotura contenida: rotura de endoquiste con periquiste conservado Rotura comunicante: apertura a vía biliar Rotura directa: rotura de periquiste y endoquiste

9 Tipos de QH (según el estado de crecimiento) Tipo I: lesión quística unilocular, bien definida. Hipointensa en T1 e hiperintensa en T2 En RM el periquiste se identifica como un anillo hipointenso por el componente fibrótico y el calcio

10 Quiste hidatídico tipo I Imagen potenciada en T1 donde vemos una imagen unilocular hipointensa, con anillo hipointenso periférico que corresponde con el periquiste (tejido fibroso y/o calcio)

11 Quiste hidatídico tipo I Imagen en corte sagital potenciada en T2, donde se aprecia lesión unilocular de contenido hiperintenso, debido al rico contenido en agua de la matriz hidatídica

12 Tipo II: vesículas hijas en su interior Tipo IIa: vesículas hijas en la periferia del quiste Tipo IIb: vesículas de mayor tamaño que ocupan la totalidad del quiste Tipo IIc: quiste denso, con algunas vesículas hijas y calcificaciones dispersas

13 Quiste hidatídico tipo IIa Imágenes potenciadas en T1 (arriba) y en T2 (abajo), donde se aprecia QH con múltiples vesículas en su interior, que se disponen en su periferia. Las vesículas hijas son hipointensas en T1 e hiperintensas en T2 con respecto a la matriz hidatídica de la vesícula madre que las contiene.

14 Quiste hidatídico tipo IIb Imagen potenciada en T2 donde se aprecia QH en lóbulo hepático derecho (LHD) con múltiples vesículas hijas que ocupan la totalidad del quiste. Es muy típico de QH en T2 el halo hipointenso que rodea a la lesión, que corresponde a la periquística. Las vesículas hijas son hiperintensas por su gran contenido líquido.

15 Quiste hidatídico tipo IIb Imagen potenciada en T2 donde se aprecia otro QHH en segmento VIII hepático con múltiples vesículas hijas que ocupan la totalidad del quiste. Presenta halo hipointenso. Las vesículas hijas son hiperintensas.

16 Tipo IV: lesiones complicadas (rotura y sobreinfección) La historia natural del QHH comporta su rotura en el 50-90% casos. Signos: discontinuidad de la pared, reducción de tamaño, pérdida de su morfología redondeada Puede ser debida a descenso de presión intraquística, degeneración, respuesta del huésped, traumatismo o respuesta al tratamiento

17 Tipos de rotura de quiste hidatídico hepático Rotura contenida: rotura del endoquiste mientras que el periquiste permanece intacto Rotura comunicante: implica el paso de contenido del quiste hidatídico a la vía biliar Rotura directa: afecta tanto al endoquiste como al periquiste y consiste en la comunicación directa de la lesión hepática con paso de material hidatídico a estructuras vecinas.

18 Sobreinfección del QH El 25% de los QH rotos se sobreinfectan, pudiendo mostrar: material intraquístico heterogéneo, peor delimitación de la lesión, gas, niveles hidroaéreos.

19 Quiste hidatídico con rotura contenida Imagen potenciada en T2 donde se aprecia QH en segmento III hepático, con halo hipointenso y múltiples imágenes serpenteantes hipointensas en su interior que corresponden con el endoquiste y las vesículas hijas rotas

20 Quiste hidatídico con rotura contenida Imagen potenciada en T2 donde se aprecia otro QH en segmento VII hepático, con halo hipointenso y algunas imágenes serpenteantes hipointensas en su interior que corresponden con el endoquiste y las vesículas hijas rotas. La matriz hidatídica que las rodea se muestra de intensidad heterogénea.

21 Quiste hidatídico complicado En esta colangio-RM, en reconstrucción 3D, se aprecia dilatación segmentaria de la vía biliar adyacente al quiste hidatídico, y se observan defectos de repleción (flecha) en el colédoco que corresponden al paso del material hidatídico.

22 Conclusión Es importante estar familiarizado con las manifestaciones de la enfermedad hidatídica en nuestro medio. Tener un alto índice de sospecha puede ayudarnos en el diagnóstico por RM del quiste hidatídico. El papel del radiólogo en el diagnóstico del mismo es crucial para poder informar al médico clínico y así instaurar un correcto tratamiento.

23 Bibliografía Iván Pedrosa, Antonio Saíz, Juan Arrazola, Joaquín Ferreirós and César S. Pedrosa. Hydatid Disease: Radiologic and Pathologic Features and Complications. Radiographics. 2000;20: Pinar Polat, Mecit Kantarci, Fatih Alper, Selami Suma, Melike Bedel Koruyucu, Adnan Okur. Hydatid Disease from Head to Toe. Radiographics. 2003; 23:475–494. Carmen Ayuso, Joaquim Gascón, José María Maiques. Infecciones abdominales importadas. En: T. Franquet Casas, T. Berrocal Frutos. Imágenes diagnósticas en la infección. Monografía SERAM. Ed Panamedicana 2006;p Semelka. RM de abdomen y pelvis. Ed. Marban 2002; p

24 Gracias por su atención


Descargar ppt "IMÁGENES DE QUISTE HIDATÍDICO EN RESONANCIA MAGNÉTICA XXIX CONGRESO NACIONAL de la SERAM Jesús Díaz Gómez, Simona Espejo Pérez, José Escribano Fernández,"

Presentaciones similares


Anuncios Google