La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Inicio Orientación para Padres de Familia. Presentación Ponemos en sus manos esta información que seguramente será de suma utilidad para ustedes, padres.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Inicio Orientación para Padres de Familia. Presentación Ponemos en sus manos esta información que seguramente será de suma utilidad para ustedes, padres."— Transcripción de la presentación:

1 Inicio Orientación para Padres de Familia

2 Presentación Ponemos en sus manos esta información que seguramente será de suma utilidad para ustedes, padres de familia preocupados siempre por el desarrollo de sus hijos. En este manual encontrarán pasos y sugerencias para ayudar a sus hijos a perfeccionar la capacidad para leer y comprender textos. Al practicar en casa las diferentes habilidades, con su ayuda, supervisión y un ambiente de alegría y amor, se lograrán dos importantes objetivos: apoyar los esfuerzos de nuestro personal docente, que dedica tiempo diariamente a esta labor dentro del Programa Rector de Lectura Eficaz Leer bien para pensar mejor. Además, ayudar a sus hijos a mejorar su desempeño escolar, lo que repercutirá en un aprendizaje más efectivo. Estamos convencidos de que al leer esta información y ponerla en práctica cotidianamente con sus hijos se irán haciendo evidentes las habilidades que ellos desarrollan en el Programa de Lectura Eficaz. >> … Leer bien para pensar mejor << Siguiente Anterior

3 Presentación Ponemos en sus manos esta información que seguramente será de suma utilidad para ustedes, padres de familia preocupados siempre por el desarrollo de sus hijos. En este manual encontrarán pasos y sugerencias para ayudar a sus hijos a perfeccionar la capacidad para leer y comprender textos. Al practicar en casa las diferentes habilidades, con su ayuda, supervisión y un ambiente de alegría y amor, se lograrán dos importantes objetivos: apoyar los esfuerzos de nuestro personal docente, que dedica tiempo diariamente a esta labor dentro del Programa Rector de Lectura Eficaz Leer bien para pensar mejor. Además, ayudar a sus hijos a mejorar su desempeño escolar, lo que repercutirá en un aprendizaje más efectivo. Estamos convencidos de que al leer esta información y ponerla en práctica cotidianamente con sus hijos se irán haciendo evidentes las habilidades que ellos desarrollan en el Programa de Lectura Eficaz. >> … Leer bien para pensar mejor << Siguiente Anterior

4 … Leer bien para pensar mejor La lectura La lectura es una habilidad que incluye distintos aspectos. El que usualmente se destaca es el mecánico, que se refiere a descifrar los signos escritos. La adquisición y automatización de habilidades tales como identificar, combinar, pronunciar los signos y símbolos escritos son la base para el logro de la comprensión. Dicho proceso de automatización normalmente se logra en los dos primeros años de la primaria. La comprensión es el resultado final de una lectura eficaz. Surge de la interacción entre el texto (el mensaje y la forma en que está expresado por un autor) y el lector (sus conocimientos previos, su experiencia y habilidades para descifrar y sus emociones). Para comprender un mensaje contenido en un texto es preciso adoptar una actitud reflexiva, crítica y activa. A fin de que a ustedes, como padres, les quede más claro en qué consiste la comprensión de un texto para los fines de este manual, a continuación les invitamos a revisar los siguientes apartados: a.Operaciones y procesos psicológicos implicados en la comprensión. b.Los resultados de la comprensión. c.Cómo ayudar a nuestros hijos a convertirse en lectores eficaces. << >> Siguiente Anterior

5 >> … Leer bien para pensar mejor Operaciones y procesos implicados en la comprensión Observación Es una operación intelectual que incluye los procesos de atención selectiva y percepción, y posibilita el reconocimiento de los objetos. Relación y comparación Ambas operaciones incluyen los procesos de discriminación y encadenamiento, que finalmente se manifiestan como la capacidad para asociar eventos u objetos entre sí. Clasificación Permite ordenar y separar los objetos o situaciones según sus características esenciales, en un conjunto de categorías llamadas clases. Se manifiesta como la capacidad de nombrar colecciones de objetos que comparten algún rasgo en común. Análisis y síntesis El análisis es una operación de pensamiento que implica la división de situaciones o tareas complejas en otras más sencillas. Esta división es un proceso sistemático y organizado que facilita la comprensión y la profundización de los conocimientos extraídos de un texto. << Siguiente Anterior

6 >> … Leer bien para pensar mejor Operaciones y procesos implicados en la comprensión << Se manifiesta como la capacidad de captar los distintos elementos que conforman una idea o situación y sus relaciones. La síntesis es el proceso mediante el cual se integran las partes, las propiedades y las relaciones de un conjunto delimitado para formar un todo significativo. Se manifiesta como la capacidad para relacionar distintos elementos entres sí y para relacionar dos o más elementos distintos en uno solo, que los abarca. Evaluación Es el proceso que nos permite emitir juicios de valor acerca de hechos, situaciones y conceptos. Una de sus manifestaciones al leer es la capacidad para determinar la veracidad de un argumento dado en el texto, o cuando determinamos que la manera de escribir de un autor es tendenciosa o sesgada. Estas operaciones y procesos no se presentan de forma aislada, pues difícilmente pueden ser realizados de manera separada de los demás. Sin embargo, exponerlos por separado facilita su comprensión. Siguiente Anterior

7 >> … Leer bien para pensar mejor << Sin lugar a dudas, la lectura es la actividad de mayor importancia para el estudio, no sólo porque ofrece más posibilidades de adquirir información de todo tipo, sino también por la estrecha correlación entre la lectura y el rendimiento escolar. El estudiante que lee bien tiene una gran ventaja sobre el resto; sin embargo, sabemos que son pocos los estudiantes que poseen un nivel de lectura adecuado. La investigación actual, además de resaltar lo anterior, hace patente que la mejoría en la lectura, en su doble aspecto de mayor velocidad y comprensión, está al alcance del estudiante que se lo proponga. En su vida escolar, la lectura de textos escritos ocupará aproximadamente 90% del tiempo que dedica a las tareas de estudio, por lo que el esfuerzo continuado que se ponga en práctica para mejorar es una inversión redituable. Ahora mostraremos una forma de entender a la comprensión bajo un esquema que involucra distintos tipos de resultados o productos. Siguiente Anterior

8 >> … Leer bien para pensar mejor << En la actualidad, los estudios que se hacen sobre comprensión de la lectura identifican distintos componentes o niveles de la misma; es decir, cuando un lector comprende un texto está en capacidad de demostrar cuatro tipos de comprensión: literal, reorganizativa, inferencial y crítica. Aunque estos componentes son utilizados simultáneamente en el proceso lector y, por consiguiente, muchas veces son inseparables, se han agrupado en estas cuatro clases para poder estudiarlos y tenerlos presentes en la enseñanza. Además, en ocasiones la manera como se evalúa en los exámenes – solicitando sólo la memorización de los contenidos de las lecturas – puede influir en que sólo se logre la comprensión literal, sin alcanzar los niveles más profundos de comprensión. Siguiente Anterior

9 >> … Leer bien para pensar mejor << Como dijimos, la investigación ha identificado cuatro tipos de resultados que nos indican el logro de la comprensión a partir de la lectura de textos. 1. Comprensión literal Se logra sobre ideas e informaciones explícitamente contenidas en el texto, que se manifiestan como conocimientos recordados. Se observa cuando el lector: Los resultados de la comprensión Encuentra la idea principal del texto. Identifica relaciones causa-efecto. Reconoce la secuencia de una acción. Identifica analogías. Encuentra sentido a palabras de múltiple significado. Reconoce prefijos y sufijos, sinónimos, antónimos y homófonos. Adquiere vocabulario. Reconoce rasgos de carácter de personajes en narraciones. Siguiente Anterior

10 >> … Leer bien para pensar mejor << Orientación: Cuando ayude a su hijo a leer y a estudiar, utilice preguntas como las siguientes: ¿Qué quiere decir...? ¿Cómo se dice...? ¿Qué es lo más importante...? Siguiente Anterior

11 >> … Leer bien para pensar mejor << 2. Comprensión reorganizativa Implica sintetizar, esquematizar y resumir la información. Se manifiesta cuando el lector: Suprime información trivial. Categoriza y clasifica siguiendo distintos criterios. Reordena la información de acuerdo a diversos criterios: tiempo, orden, importancia, etc. Elabora resúmenes jerarquizados. Deduce criterios empleados al clasificar. Es capaz de esquematizar un texto que ha leído. Interpreta un esquema o una gráfica dada. Escribe títulos que engloban el sentido de un texto. Divide un texto en partes significativas y escribe subtítulos apropiados. Siguiente Anterior

12 >> … Leer bien para pensar mejor << Orientación: Cuando ayude a su hijo a leer y a estudiar, utilice preguntas como las siguientes: ¿Me lo puedes explicar con tus propias palabras? ¿Me puedes resumir lo que dice...? ¿Qué título le pondrías a este texto? ¿Qué pasa si le quitamos esta parte al texto? Siguiente Anterior

13 >> … Leer bien para pensar mejor << 3. Comprensión inferencial Se logra al activarse el conocimiento previo del lector y se formulan anticipaciones o suposiciones sobre el contenido del texto, a partir de los indicios que proporciona la lectura. Se alcanza cuando el lector: Predice resultados a partir de la información incluida en el texto. Encuentra el significado de palabras desconocidas a partir de su contexto. Anticipa efectos previsibles a determinadas causas. Identifica posibles causas. Capta el significado de frases hechas, según el contexto. Interpreta el lenguaje figurativo. Recompone un texto variando algún hecho, personaje, situación, etc. Deduce rasgos de carácter de personajes a partir de acciones. Siguiente Anterior

14 >> … Leer bien para pensar mejor << Orientación: Cuando ayude a su hijo a leer y a estudiar, utilice preguntas como las siguientes: ¿Qué hubiera pasado si...? ¿Qué significa la expresión...? ¿Cómo te gustaría que terminara la historia? ¿Por qué crees que pasó...? Siguiente Anterior

15 >> … Leer bien para pensar mejor << 4. Comprensión crítica Involucra la formación de juicios propios, con respuestas de carácter subjetivo o personal. Se requiere que el lector, por comparación con un criterio externo dado por el profesor o por otras personas (oralmente o por escrito), emita un juicio evaluativo de alguna idea presentada en el texto, o bien, que utilice un criterio interno surgido de su experiencia, conocimientos o valores. Se alcanza cuando el lector: Juzga desde el punto de vista personal todo, o algún aspecto de lo leído. Distingue un hecho de una opinión. Identifica las reacciones que le provoca determinado texto. Analiza y valora la intención del autor de un texto. Discute puntos de vista. Acepta las opiniones de otros. Siguiente Anterior

16 >> … Leer bien para pensar mejor << Orientación: Cuando ayude a su hijo a leer y a estudiar, utilice preguntas como las siguientes: ¿Tú qué crees acerca de...? ¿Cómo la ves con...? ¿Si tú estuvieras en la misma situación...? ¿Te parece razonable...? ¿Será posible que...? Siguiente Anterior

17 >> … Leer bien para pensar mejor << Cómo ayudar a nuestros hijos a convertirse en lectores eficaces A continuación se enlistan una serie de orientaciones para estimular el desarrollo de la comprensión de textos. Al atenderlas en el hogar podremos apoyar y fortalecer el trabajo que el personal docente desarrolla en la escuela. Procure leer frente a su hijo. Siempre que haya oportunidad, lea en voz alta (por ejemplo, alguna noticia en el periódico), teniendo cuidado en la pronunciación y la velocidad. Propicie una conversación sobre el contenido de la nota leída. Procure que sea de interés para su hijo. En ocasiones, pídale que lea un breve párrafo y conversen sobre su contenido. Deje que primero lo lea en silencio, antes de hacerlo en voz alta. Evite comentarios críticos cuando se equivoque, y procure que el tiempo dedicado a esta actividad sea de entre 5 y 10 minutos continuos cada vez. La repetición diaria de estos episodios irá rindiendo frutos. Siguiente Anterior

18 >> … Leer bien para pensar mejor << Procure que haya libros y revistas en casa y que la lectura se convierta en una actividad común. Procure incluir preguntas de los cuatro tipos en las conversaciones comunes con su hijo. Al menos una o dos veces a la semana, lean juntos algún texto (noticias del periódico o de una revista). Es importante que usted lea con anticipación el texto para pensar en las preguntas. Con la práctica podrá formular las preguntas aun cuando sea la primera ocasión que lee el texto. Procure variar el tipo de textos. De vez en cuando incluya textos narrativos (cuentos, novelas), textos expositivos (noticias en general, instructivos), poemas, mapas y diagramas, textos que contengan tablas y figuras. Si le surgen dudas y usted no sabe cómo resolverlas en ese momento, dígale que lo investigará y que luego le dará una respuesta. Haga el compromiso de platicar de nuevo el tema la siguiente vez. Consulte y pida ayuda al profesor del grupo. Siguiente Anterior

19 >> … Leer bien para pensar mejor << Todos los tipos de resultados de la comprensión son igualmente importantes. No desestime las preguntas sobre el nivel de comprensión literal. Cuando sea necesario, pida a su profesor que le indique el tipo de ejercicios que realiza su hijo en clase. Hay que tener en cuenta que un buen lector accede de manera simultánea a estos resultados conforme va leyendo, y no siempre puede decirse que éstos están ordenados jerárquicamente. La lectura eficaz debe asegurar que el lector vaya construyendo una idea del contenido del texto. Es decir, mediante un ritmo individual que permita avanzar y retroceder, pararse a pensar, relacionar la información con los conocimientos previos, plantearse preguntas, separar lo que se considera importante de lo secundario, recapitular, etc. Todo esto implica un proceso que muchas veces es inconsciente, pero que debe ser enseñado deliberadamente si se desea formar buenos lectores. Es tanto tarea de la escuela como del hogar. Siguiente Anterior

20 >> … Leer bien para pensar mejor << Conclusión La lectura eficaz permite lograr los cuatro tipos de resultados ya descritos. Cuando el niño inicia su proceso de aprendizaje de la lectura, debemos estimularlo haciéndole preguntas que le ayuden a alcanzar por lo menos los dos primeros: la comprensión literal y la de reorganización. A partir del tercer año se deben estimular la comprensión inferencial y la crítica, aunque eso no significa que los componentes literal y de reorganización deban olvidarse. Como pueden observar, las preguntas que ayudan a lograr los cuatro tipos de resultados no son distintas a las conversaciones que solemos tener con nuestros amigos. Lo importante es que estas preguntas fluyan en la conversación con nuestros hijos, a veces teniendo como punto de referencia distintos tipos de textos, aunque deberíamos incluirlas en nuestras conversaciones cotidianas con ellos, a fin de estimular su desarrollo intelectual. Esperamos que este material sirva de base para que usted se involucre en dicho programa con sus hijos. El esfuerzo le resultará gratificante, pues notará cambios importantes en el enfoque intelectual de sus niños. ¡Adelante! Inicio Anterior


Descargar ppt "Inicio Orientación para Padres de Familia. Presentación Ponemos en sus manos esta información que seguramente será de suma utilidad para ustedes, padres."

Presentaciones similares


Anuncios Google