La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

OCHO PRINCIPIOS PARA FORMAR A UN TRIUNFADOR Los padres anhelan y esperan que sus hijos lleguen a ser personas de éxito - no tanto en los deportes, la.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "OCHO PRINCIPIOS PARA FORMAR A UN TRIUNFADOR Los padres anhelan y esperan que sus hijos lleguen a ser personas de éxito - no tanto en los deportes, la."— Transcripción de la presentación:

1

2 OCHO PRINCIPIOS PARA FORMAR A UN TRIUNFADOR Los padres anhelan y esperan que sus hijos lleguen a ser personas de éxito - no tanto en los deportes, la música o el teatro, si no en la vida. Se requiere mucho esfuerzo para vencer la adversidad. Las ocho sugerencias que siguen pueden ayudarle a lograr que sus hijos sean hombres triunfadores como es el deseo de Dios.

3 Desde muy temprana edad debe mostrar a sus niños que usted cree en ellos. Dedicar tiempo con sus brazos extendidos para ayudar a su bebé cuando da sus primeros pasos, permite que el niño sienta que usted cree que puede hacerlo. Cuando elogia a su pequeña hijita por haber limpiado bien su cuarto, refuerza su determinación de agradar a su mamita y ello contribuye a su desarrollo.

4 No espere que la escuela honre a sus hijos o que la comunidad los condecore. Cuelgue en la puerta de su refrigerador esos dibujos que hacen durante el primer año del jardín de infantes, no importa cuán confusos parezcan. Conserve esos cestos para desperdicios que hacen, no importa si están mal pegados; o esos guantes que le hizo para que usted no se queme las manos en la cocina, no importa que las costuras estén todas torcidas. Al actuar así usted dice cuán importantes son los esfuerzos de sus hijos.

5 Hace años muchas personas creían que un niño con fallas físicas, mentales o emocionales no podía hacer mucho más que simplemente existir. Gracias a algunas actividades como las Olimpiadas Especiales, el entrenamiento de los padres y el apoyo de grupos de personas generosas, no sólo se permite que millones de niños desarrollen al máximo su capacidad, sino que se les estimula a intentarlo.

6 Refuerce en sus hijos Aspectos Positivos. ¡Anímelos!

7 Desafortunadamente algunos de nosotros caemos en la trampa de la comparación diciendo a nuestros hijos: Tu hermano nunca tuvo problemas con las matemáticas, o cuando yo era joven podía patear un balón de futbol y lanzarlo más lejos que todos. Sin embargo, cada vez que se compara con otro a un niño que todavía tiene incertidumbres, lo colocamos en una situación competitiva - y a menudo lo comparamos con aquellos que son excepcionalmente dotados en alguna actividad.

8 Alentar a sus hijos a hacer lo mejor que pueden es de sumo valor a fin de fomentar su desarrollo en la vida. Los verdaderos triunfadores son aquellos que se aceptan primero a sí mismos, se preparan para enfrentar los desafíos de la vida y obtienen la victoria.

9 Es posible que Margarita esté cursando el quinto grado y todavía sea dos o tres pulgadas más bajita y pese varios kilos menos que sus compañeras del mismo nivel. Margarita quería practicar el deporte de pista y campo; no tanto para ganar, sino por el deleite de correr. Tenía pocas probabilidades de clasificarse en algún lugar, pero de todos modos deseaba practicar ese deporte.

10 En su primera carrera se olvidó de las grandulonas que la rodeaban en la competencia y simplemente corrió. Con el viento azotándole el rostro y las piernas moviéndose como pistones, tomó fácilmente la delantera - sólo para tropezar y caer cuando faltaban unos pocos metros para llegar a la meta. Cada obstáculo vencido, es un paso que avanzamos en la escalera del éxito

11 Los estudios han demostrado que los hijos que se van del hogar o los adolescentes que se unen a las sectas de esas que prácticamente les lavan el cerebro, lo hacen sencillamente porque necesitan que alguien los ame y acepte como son.

12 Las familias cristianas son un campo de protección perfecto para evitar que los niños se traduzcan en datos estadísticos de la delincuencia.

13 Aunque hay hijos de padres cristianos que abandonan sus hogares, Dios ha provisto los medios necesarios para sobrevivir a los duros años del desarrollo: 1.Su amor y aceptación 2.Su esperanza de que las familias transmitan su amor a sus descendientes 3.La necesidad inherente de amor y aceptación que tiene toda persona

14 La tremenda influencia que ejerce el mundo actual sobre nuestros hijos requiere el trabajo en equipo. El hogar, la escuela y la iglesia deben trabajar unidos a fin de preparar a los niños y adolescentes para un futuro todavía más difícil. Aprender a trabajar, estudiar, jugar y orar juntos puede demostrar que es posible.

15 El ejemplo de los compañeros y amigos es contagioso y poderoso

16 La Biblia dice que los amigos muchas veces son más cercanos que el hermano. Además, su influencia es mayor. Abra su hogar a los amigos de sus hijos y conózcalos.

17 Los padres deben creer que su aportación más eficaz deberán hacerla durante los primeros años de la niñez cuando para ellos todo lo que mami y papi dicen es ley. Esta es la razón por la cual se debe comenzar a poner los fundamentos del amor de Dios, el amor familiar, el respeto propio y la estima propia sin postergación.

18 Incluso los amigos cristianos pueden causarle daño moral a sus niños o adolescentes

19 Sus adolescentes necesitan de su hábil dirección y su calurosa aprobación y reconocimiento ahora más que nunca. El sólo saber que usted está allí para comprenderlos y ayudarlos es un motivo de seguridad para ellos.

20 En el Evangelio de Mateo, Jesús habla de dejar brillar nuestra luz a fin de que nuestro Padre Celestial sea alabado (Mateo 5:16). Quizá la mejor manera de abrir la puerta del mundo de los triunfadores a sus hijos es afirmando la verdad de que todos los talentos que poseemos son prestados por Dios.

21 La música, formar un hogar, los deportes, el don de hacer amigos, el don de la actuación, etc. son también responsabilidades. Dios quiere que nosotros seamos nuestro mejor don y que desarrollemos ése y otros talentos que él nos haya dado. Y también espera que los usemos para su gloria.

22 Las revistas modernas están saturadas de historias de aquellos que han tenido éxito en sus vidas y que atribuyen francamente a Dios la gloria, y dan testimonio de su fortaleza y poder. Cualquier talento que nos permita hablar acerca de las bondades de Dios es digno.

23 Los padres deben saber que el aliento, el apoyo y el ejemplo que dan a sus hijos hacen posible una generación de triunfadores que lleven la antorcha - el Evangelio de la salvación a través de Jesús - a todo el mundo (Mar.26:15)


Descargar ppt "OCHO PRINCIPIOS PARA FORMAR A UN TRIUNFADOR Los padres anhelan y esperan que sus hijos lleguen a ser personas de éxito - no tanto en los deportes, la."

Presentaciones similares


Anuncios Google