La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Los mil rostros El triunfante siglo IV Del suelo al cielo: el rostro imperial de la divinidad De la persecución a Constantino Sarcófago del buen pastor,

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Los mil rostros El triunfante siglo IV Del suelo al cielo: el rostro imperial de la divinidad De la persecución a Constantino Sarcófago del buen pastor,"— Transcripción de la presentación:

1 Los mil rostros El triunfante siglo IV Del suelo al cielo: el rostro imperial de la divinidad De la persecución a Constantino Sarcófago del buen pastor, catacumba de Praetexta, ca. 390

2 Los mil rostros El triunfante siglo IV Un espacio para revisar tareas... Trabajaremos, primero, con las definiciones etimológicas de las palabras que hemos ido aprendiendo en el camino. Posteriormente, emplearemos la memoria para reconocer algunos de las regiones geográficas del antiguo imperio romano.

3 Los mil rostros El triunfante siglo IV índice 1.Crisis + división = persecución. La evolución política del imperio romano del 250 al Una eventualidad providencial, el golpe político de Constantino y su impacto en la vida de las iglesias cristianas 3.Una infructuosa llamada a superar los conflictos: el concilio de Nicea y su recepción posterior Moneda de oro del año 313 Constantino aparece custodiado por el Sol invicto

4 Los mil rostros El triunfante siglo IV ¿Héroes o villanos? emperadores romanos Durante el siglo III, el imperio romano vivirá una crisis de poder, golpes de Estado dirigidos por líderes militares llevarán a más de 20 generales a proclamarse emperadores. La unidad imperial se pierde (tres regiones se administran casi independientemente), y no existen suficientes soldados para apoyar a los césares, lo que llevará a una búsqueda constante de mercenarios (germanos, godos, bretones, sármatas…) Bajorrelieve de Naqsh-e-Rustam, Irán, que muestra al rey persa Shapur humillando al emperador romano (¿Felipe el árabe o Valeriano?) Otra dificultad para Roma será la desaparición definitiva del imperio parto en manos de Ardashir, rey de reyes de Irán ( ), iniciador del dominio de los persas sasánidas, y de una nueva fuerza bélica contra las provincias romanas del este

5 Los mil rostros El triunfante siglo IV Cristianismo contra romanidad En un esfuerzo por imponer unidad en un imperio que se desmorona, algunos emperadores reanudarán las persecuciones contra los no incondicionales, incluidos cristianos (Decio [ ], Valeriano [ ]) tratando de imponer la antigua religión romana. A diferencia de las persecuciones del siglo anterior, éstas pareciesen ser mucho más generalizadas y buscan eliminar a toda la comunidad cristiana, no únicamente a individuos Para la historia de la iglesia estos hombres aparecen como los malos; curiosamente, desde la óptica romana algunos de esos emperadores son ejemplo de los intentos reformadores que permitieran gobernar aquel cuerpo en descomposición. Cristo entre Pedro y Pablo, catacumba de Marcelino y Pedro, mártires

6 Los mil rostros El triunfante siglo IV El siglo III es la época del martirio del papa Sixto II y de Lorenzo diácono en Roma; de Cipriano de Cartago (y del problema de los lapsi) y de la supuesta partida de los siete obispos evangelizadores a las Galias. Aureliano, (emperador entre el 270 y el 275), reunificará Roma y abrirá la puerta a nuevos esfuerzos militares y administrativos por manejar a ese gigante. La apostasía durante las persecuciones del siglo III fue una realidad: la correspondencia entre los obispos de Cartago, Cipriano, y de Roma, Cornelio (a su muerte, continuada por el obispo Esteban), nos muestra las posturas diversas dentro de la comunidad cristiana frente a esos desertores. Cristianismo contra romanidad Pedazo de sarcófago encontrado en Murcia, España, 2009 Adán expulsado del Paraíso, siglo IV

7 Los mil rostros El triunfante siglo IV La reforma administrativa de Diocleciano ( ) Entre la crisis interna del imperio y las amenazas persas varios emperadores pasarán sin dejarnos significativo ni de sus nombres. En 284, el general de las legiones del Este, Diocles (Diocleciano) es elegido por sus tropas para tomar el puesto de los caídos. Hábilmente, el nuevo emperador nombró al general Maximiano como su césar (título ahora para para el segundo al mando) para ayudarle a controlar las frágiles fronteras (para entonces no eran solamente los persas, sino los sármatas y marcomanos en los Balcanes, los alemani presionando en el Rin). Diocleciano Palacio de Diocleciano en Split, Croacia

8 Los mil rostros El triunfante siglo IV La reforma administrativa de Diocleciano ( ) Por las mismas razones, un par de años más tarde, Diocleciano decide que, en lugar de un ayudante se requiere una división administrativa más sofisticada. Nace una tetrarquía: él y Maximiano como Augustos y nombrando a dos Césares que les apoyen (Galerio y Constancio, yernos y futuros hijos adoptivos de los respectivos emperadores). Nuevas capitales reemplazan a Roma: Milán, Sirmium, Nicomedia y Trier. Diocleciano y Galerio (desde Antioquía) exigirán mayor apego a la religión tradicional y al culto del Augusto, evidentemente, esto provocará una nueva persecución en que, las primera víctimas serán los miembros de un nuevo grupo religioso, los maniqueos, y de nuevo, los cristianos.

9 Los mil rostros El triunfante siglo IV Los efectos de la gran persecución La persecución de Diocleciano, en la parte oriental del Imperio romano, dejará tras de sí, a un gran número de confesores (sobrevivientes de la tortura) y a un número de intransigentes rigoristas (donatistas) Para el cristianismo, los primeros tres siglos de la era común serán recordados como una edad dorada de santidad (los mártires): nosotros nos topamos con un problema, posteriormente la mezcla entre la realidad y la leyenda hace difícil demostrar tal santidad (Catarina de Alejandría, Lucía, Cecilia, Inés) Diocleciano, un romano recordado gratamente por la mentalidad clásica, será condenado por la naciente historiografía cristiana y, por el evidente apoyo que recibirá esta religión durante el siglo IV Los tetrarcas, actualmente junto a San Marcos en Venecia

10 Los mil rostros El triunfante siglo IV índice 1.Crisis + división = persecución. La evolución política del imperio romano del 250 al Una eventualidad providencial, el golpe político de Constantino y su impacto en la vida de las iglesias cristianas

11 Los mil rostros El triunfante siglo IV De Diocleciano al sorpresivo Constantino: la tetrarquía en crisis

12 Los mil rostros El triunfante siglo IV Constantino: la vía hacia Roma A la muerte de Constancio en 306, su hijo y general en Britannia, será aclamado emperador por las legiones en Eboracum (York). Allá, Constantino será capaz de reorganizar las diócesis romanas, marchar hacia la capital de Galia en Tréveris (Trier, Alemania) y derrotar a los francos y otros pueblos reforzando Colonia y volviéndola su centro de operaciones. Posteriormente, reorganiza y embellece varias ciudades galas del sur (Arlés será la consentida). Cuando los tetrarcas quieren reducirlo a César de Occidente, Constantino no acepta y, frente a una tambaleante situación política, recurrirá a la guerra (contra Italia) para reforzar su posición. Moneda de bronce de la época de Constans, hijo de Constantino. En el reverso aparece el labarum

13 Los mil rostros El triunfante siglo IV Constantino: camino a Roma Dueño del norte de Italia se dirige a Roma: será entonces cuando algo ocurra (¿la famosa visión?) que haga que el ejército de Constantino, marcado ahora con el labarum, se sienta elegido para dominar Roma. La ciudad, ya molesta con el Augusto Majencio, estaba a favor de Constantino y le recibirán felices después del triunfo en Puente Milvio Los testimonios más cercanos al evento nos llegan a través de autores cristianos (Lactancio y Eusebio), lo que puede suponer cierto ángulo viciado por los eventos posteriores

14 Los mil rostros El triunfante siglo IV Un punto crítico, el año 313: El edicto de Milán La aceptación oficial del cristianismo con Constantino ha sido interpretada tanto como el resultado de una auténtica devoción del nuevo emperador, como una manipulación política de Constantino para ganarse el apoyo popular. Ciertamente, para los cristianos que aún recordaban las persecuciones de los augustos emperadores de inicio del siglo IV, el nuevo emperador no podía ser sino un elegido de Dios (la iglesia ortodoxa canonizó a Constantino) 4. Cuando yo, Constantino Augusto, y yo, Licinio Augusto, nos reunimos felizmente en Milán y nos pusimos a discutir todo lo que importaba al provecho y utilidad públicas, entre las cosas que nos parecían de utilidad para todos en muchos aspectos, decidimos sobre todo distribuir unas primeras disposiciones en que se aseguraban el respeto y el culto a la divinidad, esto es, para dar, tanto a los cristianos como a todos en general, libre elección en seguir la religión que quisieran, con el fin de que lo mismo a nosotros que a cuantos viven bajo nuestra autoridad nos puedan ser favorables la divinidad y los poderes celestiales que haya Tomado de Medieval Sourcebook:

15 Los mil rostros El triunfante siglo IV Saliendo a la luz... El emperador Constantino se adueña de la Urbe y, muy pronto, inicia un programa para beneficiar a la comunidad cristiana de la ciudad. (incluso con reglas contra los judíos a quienes les está prohibido tener esclavos cristianos). La supuesta libertad religiosa del edicto de Milán, era en la práctica, un apoyo oficial del Augusto romano a la religión cristiana De haber andado en las catacumbas, los cristianos serán ahora los beneficiarios de edificios reales (basílicas) que serán transformadas en sus centros de reunión: solamente Laterano dentro de los muros de Roma (¿prudencia política?) pero, varios otros espacios extra-muros Escritores actuales critican el cristianismo de esta época ya que consideran que por ser aceptados sacrificaron la radicalidad del evangelio de Jesús y terminaron fusionando a Cristo con el romanísimo Sol invicto (diciembre 25) Muchos elementos romanos siguen vivos en nuestra liturgia católica Sugerencia para un momento de viaje virtual: en milano.arounder.com puedes visitar la basílica de San Ambrosio para darte idea de cómo la iglesia está empleando los antiguos espacios sacros

16 Los mil rostros El triunfante siglo IV Cambiando el uso de suelo: ¿bajo qué autoridad?

17 Los mil rostros El triunfante siglo IV ¿Imaginamos al creyente ? ¡acostumbrado a la reunión casera!

18 Los mil rostros El triunfante siglo IV índice 1.Crisis + división = persecución. La evolución política del imperio romano del 250 al Una eventualidad providencial, el golpe político de Constantino y su impacto en la vida de las iglesias cristianas 3.Una infructuosa llamada a superar los conflictos: el concilio de Nicea y su recepción posterior Sarcófago con escenas de la Primera Alianza, Museo de Arles, Francia

19 Los mil rostros El triunfante siglo IV La iglesia se unifica bajo un único ¡emperador! Al momento de declarar la guerra contra el Augusto de Oriente, Licinio, Constantino dará un matiz religioso a esas batallas ( ) que podríamos leer como cristianismo contra intolerancia Tan pronto se vuelve único emperador (324), Constantino se ocupará por reunir a los obispos del imperio A los obispos cristianos tocará sentarse a discutir los diversos usos y costumbres. El emperador, quien de hecho convoca, cita a un concilio de toda la oikoumené en Nicea (hoy Iznik, Turquía) el año de 325. En esa ciudad, los obispos reunidos confrontan dos visiones del Cristo a) ¿es el hijo de Dios casi tan divino como el Padre? (homoiousía) b) ¿es el hijo de Dios exactamente de la misma sustancia que el Padre? (homoousía) Se establece un símbolo de fe. Un sumario de los dogmas que defienden los cristianos. (El Credo) La disidencia será tratada ahora como herejía y combatida con el apoyo militar

20 Los mil rostros El triunfante siglo IV Atanasio contra Arrio: Nicea Aparecerán posturas intermedias (Eusebio de Cesarea) que pretenden conciliar sugiriendo un subordinacionismo moderado Al terminar, sin embargo, los arrianos logran el favor imperial en Constantinopla, la nueva capital… y serán ellos los que ocupen los puestos claves frente a Constantino: Atanasio de Alejandría será el punto clave de resistencia contra esos acomodos Durante casi 40 años, los obispados de Oriente quedarán en manos de arrianos. Un conflicto alejandrino: Arrio sostiene la subordinación del Verbo –no Eterno- al Padre (muy en línea con Orígenes) Alejandro, obispo, condena a Arrio quien viajará por Palestina y Asia Menor causando controversia Constantino reúne a 300 obispos: preside el representante imperial, Osio de Córdoba. Durante el concilio de Nicea los debates favorecen a los alejandrinos Detalle del sarcófago de Junius Bassus, ca. 350

21 Los mil rostros El triunfante siglo IV La herencia de Constantino La lógica del cambio de capital imperial en 330: de Roma a Constantinopla A su muerte, la división administrativa en las áreas griega y latina bajo sus hijos: Constantino II, Constante (en Occidente) y Constancio (Oriente) Los grupos cristianos (arrianos en Oriente y nicenos en Occidente) apoyando distintas facciones políticas para defender sus propios beneficios ¿La donatio Constantini realidad o ficción? Para el 350, Constancio recuperará todo el imperio a la muerte o asesinato de sus hermanos

22 Los mil rostros El triunfante siglo IV Una carrera llena de tropiezos Para el año 350 han desaparecido la multiplicidad de césares y augustos: se gesta una difícil unidad política de sello arriano bajo Constancio En Occidente, un sobrino de Constantino que había sobrevivido a la masacre familiar del 337 es proclamado emperador a pesar de la oposición de su tío Constancio (de hecho, éste morirá de muerte natural un año después). Este sobrino, Juliano, pasará a la historia con el mote de apóstata: su radical defensa de libertad de conciencia y libertad religiosa ahora chocaba contra el favoritismo imperial a los cristianos Para el siglo IV parece evidente que el apoyo del gobierno volvía atractiva la vida clerical para muchas personas. Así, la última parte del siglo IV verá la proliferación de un orden eclesiástico servil, politizado, poco preparado... Querían ser presbíteros o diáconos para evadir impuestos, para recibir beneficios territoriales. El emperador Juliano les critica duramente por ello Mosaico representando a Cristo como dador de la ley Basílica de San Apollinare in Classe, Rávena, ca. 540

23 Los mil rostros El triunfante siglo IV Los últimos latidos de antigüedad clásica Juliano ( ) es criticado por los autores cristianos por aparentar ser tan liberal que permitía la coexistencia de todo tipo de culto religioso (permitiendo así que los cristianos se pelearan entre ellos) siendo él mismo más un filósofo neoplatónico que un creyente de una iglesia particular Podríamos decir que, así como la libertad ofrecida por Constantino sirvió para favorecer a los cristianos; el edicto de tolerancia de Juliano fue un intento por reducir su creciente influjo en la vida política del imperio Juliano morirá a consecuencia de una herida recibida en la campaña contra los persas. Según la leyenda cristiana como consecuencia de la oración de San Basilio pidiendo justicia al haber sido metido en prisión por el emperador de manera injusta Mosaico de las mujeres atletas Piazza Armerina, Sicilia (ca. 300)

24 Los mil rostros El triunfante siglo IV Para nuestra próxima sesión Tendremos un examen parcial para recuperar la información que hemos recibido, asimismo los conocimientos de geografía y vocabulario. En esta evaluación te pediré, asimismo, contestar de modo crítico (argumentado, distinguiendo pros y contras) ¿cuál debiese ser una relación saludable entre Estado e iglesia (s)? Este examen tiene un valor de 15 puntos sobre la nota final del curso Para leer más J. ORLANDIS, Historia de la Iglesia. La Iglesia antigua y medieval, § 3. La Iglesia y el imperio romano, Palabra, Madrid, Pat SOUTHERN, The Roman Empire: from Severus to Constantine, Taylor and Francis, Inc., 2001 Peter BROWN, The Rise of Western Christendom: Triumph and Diversity 200 – 1000, Blackwell, 2002 G. ALBERIGO, Historia de los concilios ecuménicos, Salamanca, 1999 (sobre Nicea)


Descargar ppt "Los mil rostros El triunfante siglo IV Del suelo al cielo: el rostro imperial de la divinidad De la persecución a Constantino Sarcófago del buen pastor,"

Presentaciones similares


Anuncios Google