La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Desde el corazón del agave…. Salve, llena de gracia fueron nuestras primeras palabras… María es nuestro lenguaje común, a ella imploramos nos acompañe.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Desde el corazón del agave…. Salve, llena de gracia fueron nuestras primeras palabras… María es nuestro lenguaje común, a ella imploramos nos acompañe."— Transcripción de la presentación:

1 Desde el corazón del agave…

2 Salve, llena de gracia fueron nuestras primeras palabras… María es nuestro lenguaje común, a ella imploramos nos acompañe durante el trabajo que tenemos programado para los próximos tres días.

3 La presencia estimulante de jóvenes maristas de Ciudad Juárez, Monterrey, Tijuana y Guadalajara hizo evidente que son ellos el centro de nuestra misión evangelizadora.

4 En la atmósfera de un mágico pueblo de Jalisco llamado Tequila, rodeados de agave azul, convivimos para iniciar o fortalecer la integración de quienes participamos en este II Encuentro Americano de Formación de Directivos Maristas.

5 El trabajo del jimador resultó una hermosa analogía de nuestra tarea como educadores: se trata de recuperar el corazón del agave, de liberarlo de lo que lo encubre, para que luego se pueda destilar su esencia.

6 Convivencia alegre y fraterna, cocteles margarita, mariachi, comida mexicana, baile y tequila fortalecieron los lazos de amistad y el ambiente de familia.

7 Las sesiones del sábado fueron nuestra coa, barretón y machete, quitaron las pencas, las hojas fibrosas, para permitirnos ver el corazón de nuestra misión, sus retos y sus posibilidades. 1. A jimar el pensamiento… Jimar es liberar el corazón del agave, liberarlo de lo que lo encubre para que luego se pueda destilar su esencia. Coa Barretón Machete

8 Dr. Miguel G. Arroyo: No se puede ser director sin ser educador; sin embargo, estas tareas las hemos separado. Toda estructura (organización, currículum, espacios, tiempos, etc.) está impregnada de valores. Jimando: El barretón movió la tierra. ¿Cómo logramos estructuras de diálogo rompiendo con una tradición monologal? ¿En qué medida nuestra escuela respeta los tiempos humanos? ¿No estaremos despojando a los niños y los jóvenes de su niñez y su juventud? ¿Sólo hablamos de ellos o generamos espacios intencionados de escucha y diálogo donde puedan expresarse?

9 Nos permitió ver la espiritualidad como el nutriente esencial de nuestra misión y carisma. El H. Guillermo Villarreal nos recordó: La espiritualidad apunta a lo profundo, en la experiencia del encuentro personal y comunitario con Dios, La espiritualidad nos invita a ser contemplativos y proféticos al anunciar el Reino de Dios. Jimando: El machete recortó las hojas, ¿Cuáles son los rasgos proféticos de la espiritualidad Marista que pueden ser identificados por los niños y jóvenes en sus directores?

10 Jimando: La coa dejó limpio el corazón. Gracias por la entrega, por ser humanos, perseverantes, dedicados, fraternos. Tenemos suerte de tenerlos a ustedes. Los jóvenes nos hablaron, los escuchamos, nos agradecieron y nos interpelaron:

11 Aprendí en misiones lo que en 6 años en el aula no había aprendido. Póngannos el ejemplo de quién es Dios. No somos problema, somos potencia. Tómennos en cuenta y téngannos confianza. En la juventud es importante ser aceptado y tenemos problemas, porque hacer lo correcto no es lo mismo que ser aceptado. Jimando: La coa dejó limpio el corazón. ¡Presencia!

12 2. Cocimiento Muy de mañana, el domingo, el calor de la Palabra de Dios nos ablanda el corazón. Al necio amor de Dios queremos responder como San Pedro: Señor, tú sabes que te quiero. ¡Estamos dispuestos a responder en la acción!... Recibimos al Señor en la Eucaristía, ahora estamos listos para seguir. La piña (el corazón del maguey) entra al horno, el calor ablanda las fibras, agrega y retiene sabores…

13 La Subcomisión de Educación nos propuso pistas para centrar la atención: Centralidad en los sujetos, y sujetos no simples sino complejos. Hacemos educación a partir de dónde pisamos y por dónde hemos caminado, conectando nuestros corazones con nuestros pies. 2. Cocimiento Los jóvenes perciben a través de nuestro trabajo quiénes somos, ellos siguen a gente viva… ¿Somos ejemplo de vida o de muerte? ¿Cuál es el tiempo que gastamos en consumir nuestra vida con los jóvenes?

14 Inicia el trabajo en equipos, se conformaron 6, todos heterogéneos. 3. Ahora, a extraer la miel: Las piñas se prensan y se muelen para extraer el jugo del agave ¡la subcomisión tiene más tarea! Reflexión personal y grupal para detectar omisiones y proponer mejoras o adecuaciones al documento…

15 Como muestra del néctar más selecto de las piñas, las buenas prácticas de distintas provincias enriquecieron nuestra visión de la formación de directivos. El Espíritu se mueve en nuestro continente, suscitando formas concretas para afrontar los diversos desafíos que se nos presentan. ¡Gracias a las Provincias por compartir su vida! 3. Ahora, a extraer la miel: Las piñas se prensan y se muelen para extraer el jugo del agave

16 Confrontamos la propuesta, las ideas compartidas y los sueños con las realidades… La reflexión personal y por provincias nos sigue provocando… 4. Fermentación y destilación Es tiempo de agregar levadura, se da cuerpo y se quitan impurezas ¡¡También nosotros nos llevamos tarea!!

17 Cuando el tequila sale del alambique, su color es tan claro como el agua. El color ámbar se obtiene del añejamiento en barricas de roble. La procedencia del roble da color, aroma, sabor y cuerpo diferenciado. El Maestro Tequilero es quien se encarga de hacer la mezcla, pues sólo él posee el instinto y la experiencia necesarias para mantener vivos el espíritu del aroma, el sabor y el color del Tequila. 5. Añejamiento

18 Cada región, provincia, país, centro educativo dará color, aroma, sabor y cuerpo diferenciado al documento trabajado. Como los Maestros Tequileros los líderes maristas serán quienes se encarguen de hacer la mezcla adecuada para su comunidad. Cuentan con el instinto, la formación y la experiencia necesarias para impregnar el espíritu de Champagnat, el sutil aroma de María, el sabor del Evangelio y el color de los niños, niñas, adolescentes y jóvenes. 5. Añejamiento

19 TAREA… ¿Cuáles son las estrategias y etapas con las que podemos poner en práctica la propuesta en nuestra provincia? ¿Qué estructuras tendremos que transformar? ¿Qué indicadores debemos construir para garantizar que la formación incida en el centro de nuestra misión: niños, niñas, adolescentes y jóvenes?

20 TAREA… ¿El documento es aplicable para todo tipo de liderazgos maristas centros sociales, comunitarios, etc.? Los niños y niñas, adolescentes y jóvenes pobres de nuestro continente nos están lanzando grandes desafíos… ¿Estamos dispuestos a situarnos de nueva manera entre ellos, con un celo renovado y nuevas metodologías?

21 TAREA… Al escuchar a los jóvenes, nuestro corazón vibró y nuestra conciencia reaccionó. ¿Cómo incorporar sistemáticamente sus voces a nuestros procesos formativos? ¿Nuestros procesos formativos posibilitan ver el mundo con sus ojos y pisar su suelo? ¿Cómo favorecer la participación colectiva en la construcción de este tipo de procesos en nuestra provincia y en nuestro continente?

22 Nuestros niños y niñas, adolescentes y jóvenes son, para la Iglesia y para el mundo, lo más puro… Son la …

23 Comisión de Relatoría Alfonso Ruiz de Chávez Estrada (Mx Cen) H. Miguel Ángel Espinosa Barrera (Mx Cen) María Estela Meza Puesto (Mx Cen) Eduardo Reynoso Pérez (Mx Occ) Alejandro Franco Navarro (Mx Cen) René Rousset Alaniz (Mx Cen) José Eduardo Robles Uribe (Mx Cen)


Descargar ppt "Desde el corazón del agave…. Salve, llena de gracia fueron nuestras primeras palabras… María es nuestro lenguaje común, a ella imploramos nos acompañe."

Presentaciones similares


Anuncios Google