La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

LOS ÁNGELES, 1 CCE 328 CCE 328: La existencia de seres espirituales, no corporales, que la Sagrada Escritura llama habitual- mente ángeles, es una verdad.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "LOS ÁNGELES, 1 CCE 328 CCE 328: La existencia de seres espirituales, no corporales, que la Sagrada Escritura llama habitual- mente ángeles, es una verdad."— Transcripción de la presentación:

1

2 LOS ÁNGELES, 1 CCE 328 CCE 328: La existencia de seres espirituales, no corporales, que la Sagrada Escritura llama habitual- mente ángeles, es una verdad de fe. El testimonio de la Escritura es tan claro como la unanimidad de la Tradición. También es verdad de fe la existencia de los demonios, a quienes se hace referencia en tantos lugares de la Escritura: Jesús los combate en muchos pasajes, se recogen los exorcismos del Señor como una de sus actividades inherentes al Reino de Dios, etc.. En la vida de los santos siempre está presente su relación con los ángeles que Dios pone a nuestro lado durante la vida terrena. CRE 51 de 83

3 LOS ÁNGELES, 2 CCE 333 CCE 333: En tanto que criaturas puramente espirituales, tienen inteligencia y voluntad: son criaturas personales e inmortales. Superan en perfección a todas las criaturas visibles. El resplandor de su gloria da testimonio de ello. Al no estar compuestos por nada material no hay posibilidad de descomposición ni, por tanto, de muerte para los ángeles, aun- que en ocasiones se manifiestan a los hom- bres de forma visible y lo hacen adoptando la imagen humana. Dios confía a unos un papel importante en el caminar del hombre so- bre la tierra, aunque otros viven exclusivamente para alabar a Dios. CRE 52 de 83

4 LOS ÁNGELES, 3 CCE 329 CCE 329: San Agustín dice respecto a ellos: el nom- bre de ángel indica su oficio, no su naturaleza. Si pre- guntas por su naturaleza, te diré que es un espíritu; si preguntas por lo que hace, te diré que es un ángel Comentario sobre los Salmos 103, 1, 15 (Comentario sobre los Salmos 103, 1, 15). Idem Idem: Con todo su ser, los ángeles son servidores y mensajeros de Dios. Porque contemplan constante- mente el rostro de mi Padre que está en los cielos Mt 18, 10 (Mt 18, 10), son agentes de sus órdenes, atentos a Sal 103, 20 la voz de su palabra (Sal 103, 20). CRE 53 de 83

5 LOS ÁNGELES, 4 CCE 331 CCE 331: Cristo es el centro del mundo de los ángeles. Los ángeles le pertenecen: Cuan- do el Hijo del hombre venga en su gloria Mt 25, acompañado de todos sus ángeles... (Mt 25, 31 31). Le pertenecen porque fueron creados por y para Él: Porque en Él fueron creadas todas las cosas, en los cielos y en la tierra, las visi- bles y las invisibles, los Tronos, las Domina- ciones, los Principados, las Potestades: todo Col 1, 16 fue creado por Él y para Él (Col 1, 16). Le pertenecen más aún porque los ha hecho men- sajeros de su designio de salvación: ¿Es que no son todos ellos espíritus servidores con la misión de asistir a los que han de heredar la Hb 1, 14 salvación? (Hb 1, 14). CRE 54 de 83

6 LOS ÁNGELES, 5 CCE 392 CCE 392: La Escritura habla de un pecado de estos ángeles. Esta caída consiste en la elección libre de estos espíritus creados que rechazaron radical e irrevocablemente a Dios y su Reino. Encon- tramos un reflejo de esta rebelión en las palabras del tentador a Gn 3, 5 nuestros primeros padres: Seréis como dioses (Gn 3, 5). El diablo y los otros demonios fueron creados por Dios con una naturaleza buena, pero ellos se hicieron a sí mismos malos Letrán IV(1215) (Letrán IV(1215)). CRE 55 de 83

7 LOS ÁNGELES, 6 No hay arrepentimiento para ellos (los demonios) después de la caída, como no hay arrepentimiento para los hombres después San Juan Damasceno, la fe ortodoxa 2, 4 de la muerte (San Juan Damasceno, la fe ortodoxa 2, 4). CCE 395 CCE 395: El poder de Satán no es infinito. No es más que una criatura, poderosa por el hecho de ser espíritu puro, pero siempre criatura: no puede impedir la edificación del Reino de Dios. Su acción es permitida por la divina providencia que con fuerza y dulzura dirige la historia del hom- bre y del mundo. El que Dios permita la actividad diabólica es un gran misterio, pero nosotros sabe- mos que en todas las cosas interviene Dios para Rm 8, 28Idem bien de los que le aman (Rm 8, 28) (Idem). CRE 56 de 83

8 LOS ÁNGELES, 7 Asistencia de los ángeles en el AT: En el cierre del Paraíso; ayuda a Lot; a Agar; en el sacrificio de Isaac; en el camino del Éxodo, etc.. Asistencia a los profetas (Elías...); anuncio de grandes acontecimientos como las vocaciones de personajes decisivos en la historia de Israel (Gedeón...) o como los nacimientos de jueces (Sansón...), etc.. CRE 57 de 83

9 LOS ÁNGELES, 8 Asistencia de los ángeles en el NT NT: San Gabriel: anunciación de Juan Bautista y de Jesús. Intervención de los ángeles en toda la historia de la salvación. En la vida de Cristo: ángeles y los pastores en Belén; en el desierto para preparar su misión pública; en el Huerto de los Olivos, en el anun- cio de la Resurrección de Cristo, etc.. CRE 58 de 83

10 LOS ÁNGELES, 9 Abundantes citas de los Hechos de los Apóstoles que hacen referencia a la vida de comunión de los primeros cristianos con sus ángeles. Toda la vida de la Iglesia se beneficia de la ayuda misteriosa y po- derosa de los ángeles. CCE 336 CCE 336, sobre los ángeles: Desde la infancia a la muerte, la vida humana está rodeada de su custodia y de su intercesión. Nadie podrá negar que cada fiel tiene a su lado un ángel como protector San Basilio, Contra Eunomio 3, 1 y pastor para conducir su vida (San Basilio, Contra Eunomio 3, 1). Desde esta tierra, la vida cristiana participa, por la fe, en la sociedad bienaventurada de los ángeles y de los hombres, unidos en Dios. CRE 59 de 83

11 LOS ÁNGELES, 10 Es legítimo el culto de veneración a los ángeles como a los santos. Los Padres de la Iglesia se ven obligados a combatir tanto a los que adoran como a los que desprecian a los ángeles. II de Nicea (787) El Concilio II de Nicea (787) definió que han de exponerse las sagradas y santas imágenes (...) de nuestro Señor (...) Jesucristo, de la Inmacula- da Señora nuestra la santa Madre de Dios, de los preciosos ángeles y de todos los santos y vene- rables, y que estas imágenes pueden ser lícita- mente veneradas, aunque sin culto de latría. De la verdadera religión 55 San Agustín insiste (en De la verdadera religión 55) en que sólo a Dios se debe el culto de latría (adoración), pero dice que los santos y los ángeles pueden ser objeto de un legítimo homenaje. CRE 60 de 83


Descargar ppt "LOS ÁNGELES, 1 CCE 328 CCE 328: La existencia de seres espirituales, no corporales, que la Sagrada Escritura llama habitual- mente ángeles, es una verdad."

Presentaciones similares


Anuncios Google