La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Unidad 3 Actividad Física Trastornos de la alimentación.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Unidad 3 Actividad Física Trastornos de la alimentación."— Transcripción de la presentación:

1 Unidad 3 Actividad Física Trastornos de la alimentación

2 El término proviene del griego a-/an- (negación) + orégo (tender, apetecer). Es un síntoma frecuente en multitud de enfermedades y situaciones fisiológicas consistente en la disminución del apetito, lo que puede conducir a una disminución de la ingesta de alimentos.

3 La anorexia se caracteriza por el temor a aumentar de peso, y por una percepción distorsionada y delirante del propio cuerpo que hace que el enfermo se vea gordo aun cuando su peso se encuentra por debajo de lo recomendado. Por ello inicia una disminución progresiva del peso mediante ayunos y la reducción de la ingesta de alimentos.

4 Comienza con la eliminación de los hidratos de carbono, ya que existe la falsa creencia de que aumentan el peso corporal. A continuación rechaza las grasas, las proteínas e incluso los líquidos, llevando a casos de deshidratación extrema. A estas medidas drásticas se le pueden sumar otras conductas asociadas como la utilización de diuréticos, laxantes, purgas, vómitos provocados o exceso de ejercicio físico.

5 Es probable que una parte de la población tenga una mayor predisposición física a sufrir este trastorno, independientemente de la presión que pueda ejercer el entorno. La propia obesidad. Obesidad materna. Muerte o enfermedad de un ser querido. Separación de los padres. Alejamiento del hogar. Fracasos escolares. Accidentes. Sucesos traumáticos.

6 Rechazo a mantener el peso corporal por encima del mínimo adecuado para la edad y talla del enfermo. Miedo al aumento de peso o a la obesidad incluso cuando el peso se encuentra por debajo de lo recomendable. Percepción distorsionada del cuerpo, su peso y proporciones. Ausencia de tres ciclos menstruales consecutivos en las mujeres (amenorrea). Los anoréxicos pueden experimentar una serie de síntomas muy variados: estreñimiento, amenorrea, dolor abdominal, vómitos, etc.

7 Preocupación excesiva por la composición calórica de los alimentos y por la preparación de los alimentos Constante sensación de frío Reducción progresiva de los alimentos Obsesión por la imagen, la báscula, los estudios y el deporte Utilización de trampas para evitar la comida Hiperactividad

8 Las pulsaciones cardiacas se reducen. Se producen arritmias que pueden derivar en un paro cardiaco. Baja la presión arterial. Desaparece la menstruación en las mujeres (amenorrea). Disminuye la masa ósea y, en los casos muy tempranos, se frena la velocidad de crecimiento. Disminución de la motilidad intestinal. Anemia.

9 Aparece un vello fino y largo, llamado lanugo, en la espalda, los antebrazos, los muslos, el cuello y las mejillas. Estreñimiento crónico. La disminución del gasto energético produce una sensación constante de frío. La piel se deshidrata, se seca y se agrieta. Coloración amarillenta en las palmas de las manos y las plantas de los pies por la acumulación de carótenos en las glándulas sebáceas. Las uñas se quiebran. Pérdida de cabello. Problemas con los dientes y edemas periféricos. Hinchazones y dolores abdominales.

10 La mayoría de estas pacientes parece que son expertas en los temas nutricionales, más en lo que respecta al conteo de calorías. El miedo a ganar peso es tan grande que no pueden llevar una alimentación adecuada. El tratamiento debe ser individual. Y es importante que el paciente se sienta bien con un peso normal. Todo esto se realiza con pequeños pasos para lograr grandes cambios y que estos sean mantenidos durante un largo período.

11 La meta es alcanzar un peso con el cual se normalicen las funciones fisiológicas, incluyendo la menstruación. La motivación del paciente es fundamental y se logra con el apoyo multidisciplinario. Se debe hacer una detallada historia dietética para detectar cuáles son los problemas a corregir. Al inicio puede presentar diarrea o estreñimiento. Sustituir electrolitos, vitaminas y minerales. Dieta de poco volumen y elevada energía.

12 Debido a que el ayuno o semi ayuno que la mayoría de las pacientes experimentan da como resultado una disminución del metabolismo basal, hay que emprender una dieta de inicio con un agregado de 250 a 300 kcal, las que se irán incrementando paulatinamente. No podrán incorporarse el total de las calorías necesarias de golpe. El plan debe incluir un mínimo de cuatro comidas diarias, a horarios regulares.

13 Progresivamente se irá incrementando la cantidad calórica diaria. Cuando se logra un peso adecuado y éste se mantiene por más de 6 meses, el paciente será dado de alta del tratamiento dietético. Sin embargo, debe asistir a una consulta trimestral para continuar con la educación nutricional. 500 kcal y se incrementa de kcal por semana Proteína= 10-15% Lípidos de 25-30% Completar hidratos de carbono

14

15

16 Las personas que padecen bulimia son incapaces de dominar los impulsos que les llevan a comer, pero el sentimiento de culpa y vergüenza tras ingerir muchos alimentos les lleva a ayunar, usar purgativos y provocarse vómitos para prevenir el aumento de peso. Los bulímicos tienen cerca de 15 episodios de atracones y vómitos por semana y, en general, su peso es normal, por lo que resulta difícil detectar la enfermedad.

17 Intervienen factores biológicos, psicológicos y sociales que desvirtúan la visión que el enfermo tiene de sí mismo y responden a un gran temor a engordar. El enfermo de bulimia siempre se ve gordo, aun cuando su peso es normal, pero no puede reprimir sus ansias de comer. Generalmente la bulimia se manifiesta tras haber realizado numerosas dietas dañinas sin control médico.

18 Atracones o sobreingesta de alimentos: El enfermo come una gran cantidad de alimentos en un espacio de tiempo muy corto. No tiene control sobre la ingesta y es tal la ansiedad que cree que no puede parar de comer. Para prevenir el aumento de peso y compensar el atracón o el exceso de las comidas se provoca vómitos, utiliza laxantes, diuréticos, fármacos, o recurre a otros medios que le permitan controlar el peso, como la practica abusiva de actividades deportivas. Los ciclos de atracones y vómitos se manifiestan un mínimo de dos veces por semana. La autoestima del enfermo es baja y la identifica con su cuerpo

19 Arritmias que pueden desembocar en infartos. Deshidratación. Colon irritable y megacolon. Reflujo gastrointestinal. Hernia hiatal. Pérdida de masa ósea. Perforación esofágica. Roturas gástricas. Pancreatitis.

20 Se han ensayado dietas con alimentos ricos en triptófano, sustancia química precursora de la serotonina. Estos regímenes se fundamentan en el hecho que la serotonina desciende considerablemente en el sistema nervioso central de los bulímicos, previamente y durante el atracón. Son alimentos ricos en triptófano: huevos, lácteos, pescados, carnes, frutos secos, frutas (plátano, piña, aguacate), los quesos suizos y Parmesanos, las nueces y las almendras. Se evita el maíz porque puede provocar deficiencia de triptófano.

21 Energía de kcal/kg/día HC= 65% Proteína= 15% Lípidos = 20% Eliminar alimentos que provoquen compulsión. Sustituir electrolitos, vitaminas y minerales.

22

23 Es un trastorno mental no estrictamente alimentario, pero que sí comparte la patología de la preocupación obsesiva por la figura y una distorsión del esquema corporal.

24 Mirarse constantemente en el espejo y aún así sentirse enclenques Invertir todas las horas posibles en hacer deportes para aumentar la musculatura Pesarse varias veces al día y hacer comparaciones con otras personas que hacen fisicoculturismo La enfermedad deriva en un cuadro obsesivo compulsivo, que hace que el vigoréxico se sienta fracasado, abandone sus actividades y se encierre en un gimnasio día y noche También siguen dietas bajas en grasas y ricas en hidratos de carbono y proteínas para aumentar la masa muscular, por lo que corren mayor riesgo de abusar de sustancias como hormonas y anabolizantes esteroides.

25 Debe enfocarse a modificar la conducta y la perspectiva que tienen sobre su cuerpo. El entorno afectivo cumple una función muy importante en su recuperación, al brindarle apoyo cuando intentan disminuir su programa de ejercicios a rutinas más razonables. Es necesario disminuir el entusiasmo y la ansiedad por la práctica deportiva intensa logrando que se interesen por otras actividades menos nocivas para su cuerpo. El hecho de desear la imagen corporal ideal no implica necesariamente que la persona padezca algún trastorno psicológico, pero siempre debe estarse muy atento ya que las probabilidades de que sí aparezca son mayores en éstas personas.

26 Las desproporciones entre las partes corporales son muy frecuentes, por ejemplo, un cuerpo muy voluminoso con respecto a la cabeza. La sobrecarga de peso en el gimnasio repercute negativamente en los huesos, tendones, músculos y las articulaciones, sobre todo de los miembros inferiores, con desgarres y esguinces. La alimentación es otro problema muy frecuente e importante, ya que consumen muchas proteínas e hidratos de carbono y poca cantidad de grasa en un intento de favorecer el aumento de la masa muscular. Ocasionándoles trastornos metabólicos.

27 El uso de anabólicos es otra consecuencia que se asocia a la vigorexia, en un intento de mejorar el rendimiento físico e incrementar el volumen de sus músculos. Con el uso de estas sustancias no se obtiene ningún beneficio, sino todo lo contrario, ya que producen muchos trastornos en el organismo como masculinización e irregularidades del ciclo menstrual en las mujeres, acné, problemas cardíacos, atrofia testicular, disminución de la formación de espermatozoides y retención de líquidos, entre otros.


Descargar ppt "Unidad 3 Actividad Física Trastornos de la alimentación."

Presentaciones similares


Anuncios Google