La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Profesor Luis Ernesto González Parasitología y Micología U.N.S.L. 2011.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Profesor Luis Ernesto González Parasitología y Micología U.N.S.L. 2011."— Transcripción de la presentación:

1 Profesor Luis Ernesto González Parasitología y Micología U.N.S.L. 2011

2 Animales invertebrados (gusanos) Seres multicelulares Muchos de vida libre Otros adaptados a vida parasitaria

3 Se dividen en : Platelmintos Aplanados con simetría bilateral sin celoma Cestodes Trematodes Nematoda : cilíndricos Cuerpo cubierto por un tegumento

4 TEGUMENTO : Una capa citoplasmática sincicial con núcleos por debajo una capa muscular superficial. Cumple funciones de absorción e intercambio metabólico SISTEMA MUSCULAR : Reviste todo el cuerpo por debajo del tegumento En Trematodes es única En Cestodes puede existir otra capa Ventosas y faringe son estructuras musculares muy poderosas

5 SISTEMA DIGESTIVO : Cestodos : ausente Trematodos : Boca, faringe, intestino que termina en fondo de saco SISTEMA NERVIOSO : Es de tipo ganglionar cefálico Con troncos nerviosos longitudinales Con funciones motoras y sensitivas

6 SISTEMA EXCRETOR : Cumple funciones de : excreción osmorregulación termorregulación Formado por : células en llama o protonefridios túbulos colectores poro excretor

7 SISTEMA REPRODUCTOR Hermafroditas (excluyendo esquistosomas) Ap. genital masculino : testículos sistema de túbulos glándulas cirro (órgano copulador retráctil)

8 SISTEMA REPRODUCTOR Ap. genital femenino : ovario oviducto ootipo (huevos) glándulas vitelinas Mehlis útero receptáculo seminal trematodos canal de Laurer cestodos vagina

9 complejos con estados larvarios muy distintos de los adultos poseen huevos de distintas formas y tamaños tienen opérculo (no esquistosomas) escapa el miracidio (larva microscópica piriforme cubierta de cilias) esporoquiste redias cercarias metacercarias forma infectante para el huésped definitivo

10 Entre los agentes infecciosos son singulares por: su tamaño su prevalencia la complejidad de sus ciclos vitales y migraciones en el huésped su capacidad de producir eosinofilia su incapacidad para replicarse directamente en el huésped definitivo

11 Infectan a los seres humanos por: ingestión penetración cutánea inyección por insectos

12 Sus ciclos vitales pueden ser sencillos Huevos salen del intestino, son embrionados, se ingieren y desarrollan vermes productores de huevos Larvas enquistadas en carne o verduras pasan al intestino donde desarrollan gusanos acintados o duela intestinal o mas o menos complejos Ingestión de huevos o penetración cutánea de larvas, migración a través de los pulmones hasta que encuentran su hábitat final Trichinella en los músculos Fasciola, Echinococcus en el hígado Onchocerca en la piel Wuchereria en los linfáticos.

13 Otra característica de los helmintos es su íntima asociación con el eosinófilo. Hay estudios que sugieren que desempeña un papel en la inmunidad en la esquistosomiasis y la triquinosis. Las que producen mas esosinofilia son: Filarias Strongyloides Trichinella Fasciola Esquistosomas

14 La mayoría de los helmintos no se multiplican en el huésped humano definitivo. Las excepciones son: Strongyloides, cuyas larvas pueden tornarse infecciosas en el intestino Echinococcus, cuyas larvas infectan al hombre y que se multiplican en el denominado quiste hidatídico. La falta de replicación en el ser humano por la mayoría de los vermes adultos tiene como consecuencias: la patogenia (Ej. Ancylostoma - c/u 0,15 ml sangre por día) la inmunidad el tratamiento (uso de drogas tóxicas - no se tratan los pacientes con baja carga de parásitos o bien tratamientos con dosis menores)

15

16 Platelmintos con 2 ventosas = Dístomas. Tienen una ventosa bucal y la mayoría una ventral. La mayoría son aplanados en forma de hoja gruesa y oval La longitud varía desde menos de 1 mm hasta varios cm Tracto intestinal bifurcado ciego

17 Hermafroditas (excepto Schistosoma) Órganos reproductores voluminosos La reproducción sexual en los adultos va seguida por multiplicación asexual en los estadios larvales.

18 A: hermafrodita B: de sexos separados

19 Sangre y tejidos Hígado Pulmón Intestino

20 Tipos de duelas Enfermedad Especies que infectan a humanos Huéspedes intermediarios primarios Huéspedes intermediarios secundarios Hábitat final SangreEsquistosomiasisS. haematobium S. japonicum S. mansoni Caracoles Plexo vesical Venas mes.sup. Venas mes.inf. HígadoClonorquiasis Opistorquiasis Fascioliasis C. sinensis O. viverrini F. hepática Caracoles Peces Berro Cond. Biliares Cond. biliares IntestinalFasciolopsiasisF. buskiCaracolesPl. acuáticasInt. delgado PulmónParagonimiasisP. westermaniCaracolesCangrejosPulmones

21 distomatosis hepática es una zoonosis común en animales herbívoros y menos frecuente en el hombre

22 es un parásito aplanado en forma de hoja, de apariencia carnosa color marrón claro, con el extremo anterior saliente en forma de cono. 2 a 3 cm de largo por 1 a 1,5 cm de ancho en la parte anterior presenta dos ventosas.

23

24 150 μm de largo

25 Los parásitos adultos se localizan en los conductos biliares de los animales herbívoros (ganado ovino, bovino, porcino) y del hombre. Los huevos salen al intestino con la bilis y son eliminados con las heces. para embrionar es indispensable que caigan en agua dulce con escasa materia orgánica en descomposición

26 en el agua dan origen a la primera forma larvaria, el miracidio o embrión ciliado de 130 a 180 μ, que sale a través del opérculo del huevo. La eclosión del miracidio depende de la luz que estimula la producción de una enzima proteolítica fotoactiva que debilita la unión del opérculo con la cáscara del huevo. Este proceso ocurre en un lapso de dos a tres semanas según la temperatura, siendo las más favorables entre 10º y 30ºC.

27 Miracidio Fasciola hepatica (microscopía electrónica)

28 nada libremente en el agua estimulado por la luz y en no más de 24 horas debe invadir a un pequeño caracol de 5 a10 mm del género Lymnaea (En Europa, L. truncatula y en América del Sur, L. viatrix) ya que esta forma libre no se alimenta depende de sus reservas de glucógeno como fuente de energía.

29

30 Caracol del género Lymnaea

31 dentro del caracol, el MIRACIDIO pierde sus cilios y se transforma en esporoquiste, produciendo luego en las glándulas digestivas del molusco, dos generaciones de REDIAS y finalmente CERCARIAS.

32 Redia de Fasciola hepatica Cercaria de Fasciola hepatica

33 tienen un cuerpo redondeado y cola no bifurcada. Cada miracidio que penetra al caracol da origen a entre 500 y 600 cercarias. abandonan al caracol y nadando se dirigen a plantas a cuyas hojas se adhieren, pierden la cola, se redondean y enquistan cubriéndose de una membrana gruesa. Las metacercarias miden aproximadamente 0,5mm, quedan dentro del tejido vegetal, tal que no son eliminadas por el lavado de las plantas parasitadas. Los huéspedes definitivos se infectan al consumir plantas contaminadas con la forma infectiva del parásito.

34 Metacercarias

35 En el hombre la principal forma de infección es la ingesta de berros comestibles, consumidos crudos. En el tubo digestivo se disuelven las envolturas y en el intestino delgado se libera el parásito juvenil o inmaduro, que atraviesa la pared intestinal y tres horas después ya se encuentra en la cavidad peritoneal. Permanece allí entre 3 a quince días atravesando el peritoneo y la cápsula de Glisson del hígado. Migra a través del parénquima hepático y se localiza en los canalículos biliares, donde alcanza el estado adulto alrededor de dos a cuatro meses después de la infección.

36 importante zoonosis parasitaria muy frecuente en ovejas y vacunos, así como en cabras, cerdos y caballos. En Latinoamérica se han descrito casos en la mayoría de los países, siendo los reportes de casos humanos más frecuentes en Argentina, Chile, Perú y Cuba. En los países del Mediterráneo se la describe especialmente en Francia y Argelia. Las pérdidas por decomiso pueden ser cuantiosas en zonas donde esta zoonosis es endémica. Los animales adquieren la infección por la ingesta de pastos que contienen metacercarias.

37 Habitualmente la infección es masiva afectando el estado general del animal, su peso y la producción de leche, carne, lana, etc. Las metacercarias resisten bien las condiciones ambientales adversas, pero en el pasto seco pierden rápidamente su capacidad infectiva. El ganado que es llevado a las zonas montañosas durante la estación fría, contamina con sus deyecciones los charcos y acequias. Esto conduce a la infección del caracol y luego la contaminación de los pastos con metacercarias, los que serán fuente de infección o reinfección al regreso del ganado en la primavera.

38 En el 90 a 95% de los casos humanos está presente el antecedente de la ingesta de berros crudos. En el hombre las infecciones son más excepcionales por la menor probabilidad de ingerir metacercarias con respecto a los animales. Frecuentemente se presentan cono brotes epidémicos familiares, por lo que debe estudiarse a todo el grupo familiar una vez detectado el caso índice. Las medidas de prevención consisten en evitar el consumo de plantas crudas como berros que crecen en los arroyos y otros cauces de agua en estado silvestre y ejercer un control de los caracoles que actúan como huéspedes intermediarios.

39 tres etapas según la localización de los parásitos. La primera corresponde a la invasión con las lesiones intestinales, peritoneales y hepáticas, en la que se produce inflamación y pequeños abscesos con eosinófilos. La segunda fase corresponde a la llegada y crecimiento de los parásitos jóvenes en el hígado, la que dura meses o años. Puede pasar desapercibida, pues recién se está iniciando la fibrosis y la obstrucción. Siempre existe eosinofilia periférica elevada.

40 La tercera u obstructiva corresponde al establecimiento de los parásitos en los conductos biliares intrahepáticos. Hay inflamación, abscesos, hiperplasia celular, hepatomegalia y finalmente fibrosis. Los abscesos pueden presentarse tanto en los canalículos biliares como en el parénquima hepático, son formaciones blanquecinas de aproximadamente 2 a 5mm de diámetro. Son pequeños focos necróticos constituidos por una infiltración leucocitaria, con detritus amorfos y cristales de Charcot-Leyden. Hacia el exterior se observa una capa de células epitelioides y algunas células gigantes. Rodeando, aparece una infiltración eosinófila.

41 La hiperplasia de los conductos biliares no sólo se debe al contacto físico del parásito, existe una inducción química mediante la producción de prolina. Este aminoácido, así como la hidroxiprolina, interviene en la síntesis de colágeno. Los vermes pueden presentar, localizaciones erráticas o ectópicas, pudiendo ubicarse en vesícula biliar, colédoco, peritoneo, pulmón, tejido subcutáneo, etc., nódulos de 5 a 20 mm y lesiones producidas por la migración con inflamación y fibrosis. se ha demostrado una resistencia natural que se manifiesta como una reacción fibrótica que afecta a los parásitos jóvenes en su etapa de invasión y a los adultos localizados en la vía biliar. Esta sería una reacción inespecífica y su grado de eficacia depende de la especie animal parasitada. En la oveja, la rata y el conejo, la reacción no logra aislar a los parásitos, que por consiguiente logran completar su desarrollo. En el ganado vacuno y el hombre, la reacción fibrótica logra aislar y matar a un gran número de parásitos jóvenes y adultos.

42 alto número de pacientes son asintomáticos, correspondiendo a infecciones con pocos parásitos. La sintomatología se inicia en la fase aguda con un síndrome febril acompañado de hepatomegalia dolorosa y elevada eosinofilia y a veces urticaria y síntomas digestivos. La segunda fase o latente puede ser asintomática mientras llegan los parásitos a los conductos biliares y en la tercera u obstructiva, el dolor hepático es más acentuado y de tipo cólico biliar muy similar a la colecistitis. En casos graves puede haber anorexia, pérdida de peso, fiebre persistente, reacciones alérgicas e ictericia por obstrucción.

43 Se plantea un diagnóstico de fascioliosis frente a un paciente con trastornos digestivos, de tipo hepatobiliar, que puede o no presentar crisis febriles o urticaria, de evolución aguda o crónica, acompañada de eosinofilia elevada y con antecedentes de ingesta de berros crudos. Hallazgo del parásito adulto en el acto quirúrgico de la vía biliar, diagnóstico de certeza. Huevos en materia fecal mediante exámen coproparasitológico seriado. Examen de líquido de sondeo duodenal

44 Existen pruebas serológicas para la búsqueda de anticuerpos con técnicas como ELISA, Inmunoelectroforesis y contrainmunoelectroforesis que tienen altas sensibilidad y especificidad. Se están desarrollando técnicas para la búsqueda de coproantígenos y de complejos inmunes circulantes.

45 Falsos negativos parásitos en el período de invasión, no ha alcanzado la madurez sexual, la que sólo se logra en las vías biliares. Falso positivo hallazgo de huevos en heces en personas que ingirieron hígado crudo o mal cocido con parásitos. El hombre no sufre la infección, pero elimina huevos. Hemograma leucocitosis y anemia variable, eosinofilia a valores relativos del 40 al 60%. Ascenso progresivo durante la invasión y se mantiene en las fases siguientes. Después del tratamiento, desciende llegando a valores normales luego de la curación. Sin embargo puede haber pacientes con eosinofilias normales y otros con fluctuantes. Pruebas hepáticas: bilirrubinemia normal o elevada. La fosfatasa alcalina con frecuencia está elevada y su normalización pos tratamiento constituye un índice de curación. Sin embargo puede permanecer elevada si está asociada una litiasis biliar. Las transaminasas pueden estar aumentadas.

46 Esta parasitosis denominada también bilharziosis es causada por trematodos del género Schistosoma.

47 Las tres especies principales del género Schistosoma que parasitan al hombre son: S. mansoni S. haematobium S. japonicum.

48 Tienen una distribución geográfica específica; S. mansoni: Arabia, África, Sudamérica y Caribe S. haematobium: África, Medio Oriente. S. japonicum: Japón, China, Filipinas Factores son importantes en el carácter endémico: la presencia del huésped intermediario específico el método de eliminación de las excretas humanas.

49 Sexos separados, alargados, cilíndricos, que miden 1 a 2 cm de largo, siendo la hembra de mayor longitud y más delgada que el macho. Este presenta un plegamiento denominado canal ginecóforo donde se ubica la hembra y pasa la mayor parte del tiempo.

50 Poseen dos ventosas, pero ubicadas más próximas entre sí que en los otros trematodos. Las ventosas de las hembras son más pequeñas que las del macho. Los machos tienen numerosas papilas o motas superficiales que están provistas de ganchos y son más numerosas en los bordes laterales. Estos ganchos y tal vez las papilas también, le permiten al macho enganchar sus bordes como en una cremallera, formando así un tubo para alojar a la hembra. Este cierre mecánico no requiere aporte energético (esfuerzo muscular) para mantenerse.

51

52 El tegumento de los esquistosomas es más fino que el de los otros trematodos. Una diferencia importante entre las tres especies: la presencia de tubérculos en la cutícula, bien desarrollados en el primero, pequeños en el segundo y ausentes en el tercero. Los huevos de las tres especies son grandes, miden entre 100 y 150 μm, son ovalados presentan una característica distintiva, es la presencia de una espina o espolón que en S. mansoni es terminal, en S. haematobium, lateral y en S. japonicum es lateral, muy pequeño y a veces de difícil visualización.

53

54 S. mansoni y S. japonicum se localizan en su estado adulto en los plexos mesentéricos y hemorroidales S. haematobium lo hace en los plexos vesicales. Las hembras fecundadas migran en contra de la corriente sanguínea hacia los vasos más pequeños, donde depositan los huevos, permanecen allí y cuando se rompe la pared de las vénulas llegan a los tejidos donde se producen granulomas. Otros caen en la luz de las vísceras.

55 Los huevos de S. mansoni y S. japonicum caen a la luz del colon y son eliminados al exterior con las heces Los de S. haematobium lo hacen hacia la luz de la vejiga y se eliminan con la orina. La eliminación se efectúa durante un tiempo prolongado ya que los parásitos son longevos, pudiendo vivir entre 2 a 30 años.

56 Los huevos salen parcialmente embrionados, necesitan caer en agua dulce para romperse y dar salida al miracidio. Este tiene forma ovalada y está cubierto de cilias que le permiten moverse hasta encontrar al primer huésped intermediario, moluscos del género Biomphalaria para S. mansoni, Oncomelania para S. japonicum y Bulinus para S. haematobium.

57

58

59 En los tejidos de estos moluscos, el miracidio se transforma en una segunda forma larvaria inmóvil denominada esporoquiste madre o de primera generación, el que aumenta de tamaño y se reproduce para dar los esporoquistes hijos o de segunda generación. Estos tienen movimientos e invaden otros sitios del caracol y forman en su interior las cercarias que luego salen del molusco. Por cada miracidio que ingresa al caracol se forman cercarias.

60

61 Cercarias: son de forma alargada, de cola bifurcada (furcocercarias), nadan libremente hasta alcanzar al huésped definitivo, al que se adhieren y penetran a través de la piel mediante secreciones líticas.

62

63 Las furcocercarias pierden la cola y se transforman en esquistosómulos que buscan los linfáticos, Caen en circulación y llegan al pulmón donde crecen, pasan a corazón izquierdo y finalmente por los capilares mesentéricos llegan al sistema porta donde se desarrollan casi hasta la madurez, para migrar en contra corriente a las vénulas, donde residen en forma definitiva según la especie parasitaria.

64

65 La mayoría de los infectados dan infecciones leves o asintomáticas. En la etapa inicial, dermatitis de intensidad variable según el número de cercarias que penetraron. Los parásitos adultos no causan alteraciones patológicas, ya que incorporan en su superficie, antígenos del huésped y así evaden la respuesta inmune. Los huevos generan cambios inmunopatológicos causa de casi todas las manifestaciones clínicas y la patología de la esquistosomiosis. Se producen granulomas de cuerpo extraño con infiltrado de eosinófilos, macrófagos y células gigantes. Se depositan en el intestino y el hígado y provocan fibrosis intestinal y hepática. Producen alrededor de 300 huevos diarios. El bazo puede presentar hiperplasia, congestión e hipertrofia. En el colon hay infiltración celular, abscesos que se rompen y dan origen a hemorragias y pequeñas ulceraciones que permiten la salida de los huevos a la luz intestinal.

66 Las lesiones son de tipo fibroso y cicatrizal como etapa de defensa del organismo contra los huevos que progresivamente se van calcificando. Se correlaciona con la fibrosis hepática, Hipertensión portal, cirrosis, fibrosis hepática y pulmonar y producción de pólipos intestinales.

67 La etapa aguda, fiebre de Katayama a las cuatro/ocho semanas posteriores a la infección cuando los parásitos adultos comienzan a depositar huevos en los tejidos. Fiebre, dolor de cabeza, mialgias generalizadas, dolor del cuadrante superior derecho, distorsión de los lóbulos del hígado y diarrea sanguinolenta. Hepatomegalia, linfoadenopatía y eosinofilia. En la fase crónica hay una reacción inmunológica del hombre ante los huevos del verme. Las secreciones solubles de los huevos inducen una respuesta inflamatoria e inmunológica del huésped produciéndose granulomas que rodean y destruyen a los huevos resulta en fibrosis de los tejidos. La mayoría de los granulomas se desarrollan en el intestino y el hígado donde los huevos se acumulan, pero también se han encontrado en piel, pulmones, cerebro, glándulas suprarrenales y músculo esquelético.

68 En algunos casos de infección crónica produce en el hígado inflamación y fibrosis periportal, forma que tarda años en producirse y se asocia a infecciones intensas. Esto puede conducir a hematemesis, várices esofágicas y ascitis. En la enfermedad avanzada hay mal estado general y frecuentemente se asocia a desnutrición. Pueden presentarse concomitantemente síntomas pulmonares. La forma pulmonar obstructiva cursa con disnea, dolor precordial y cianosis.

69 La sintomatología es similar a la producida por la infección por S. mansoni, pero más severa. El estado final más frecuente es la cirrosis hepática Con ascitis y estado caquéctico. Son frecuentes las localizaciones ectópicas con Huevos que migraron a cerebro, pulmones, etc.

70 Hematuria, que puede ser dolorosa. Algunos Pacientes presentan compromiso intestinal con Síndrome disentérico. Las complicaciones principales son del aparato urinario o genital, como cálculos, papilomas, obstrucciones, elefantiasis genital y fístulas. En Egipto se ha descrito la asociación entre esta parasitosis y cáncer vesical. También se dan localizaciones ectópicas.

71 Se ha calculado que la esquistosomiosis afecta al 5% de la población mundial y presenta una Amplia distribución geográfica. Se estima que 200 millones de personas sufren de la infección en 74 países y que 120 millones Presentan sintomatología.

72 En América Latina, la infección más importante se debe a S. mansoni que presenta altas prevalencias en Brasil donde se estima la existencia de 8 millones de casos. En las islas del Caribe y en Venezuela la prevalencia es menor. En África esta parasitosis está ampliamente distribuida.

73 La esquistosomiosis por S. japonicum se encuentra limitada países del Lejano Oriente y la causada por S. haematobium predomina en África y en Medio Oriente. Las tres parasitosis constituyen importantes problemas de salud pública en las zonas endémicas, por la cronicidad de la infección, los efectos sobre la salud y las dificultades para su control y erradicación. La infección siempre depende del contacto directo de la piel con aguas dulces contaminadas con materias fecales y que contengan a los caracoles susceptibles de ser huéspedes intermediarios. Los canales de riego, represas, pantanos, etc. son los lugares propicios para la diseminación de estas parasitosis.

74 baño de inmersión, utilización de aguas contaminadas para el aseo personal, lavado de ropas, trabajos agrícolas como el cultivo de arroz, labores de pesca, etc. Existen algunos reservorios animales para las tres esquistosomiosis. La prevención y el control apuntan principalmente al ataque de los caracoles y al saneamiento ambiental. La Vigilancia epidemiológica debe ser muy activa por la tendencia a la diseminación, especialmente donde existen represas y regadíos que crean las condiciones ecológicas apropiadas para la difusión.

75 Identificación de huevos en materia fecal mediante exámenes seriados para el caso de S. mansoni y S. japonicum y en orina para S. haematobium. El método del frotis grueso de Kato Katz en materia fecal puede ser de utilidad para los dos primeros. La biopsia de mucosa rectal puede emplearse para los mismos. Se toma una pequeña porción de tejido y se observa directamente al microscopio entre dos láminas.

76 Se emplean hemoaglutinación, ELISA, aglutinación de cercarias, floculación circumoval, inmunofluorescencia indirecta, etc. En estudios epidemiológicos en zonas endémicas se están empleando tiras reactivas para la identificación de antígenos circulantes. La prueba de PCR en suero y en heces es muy específica.

77


Descargar ppt "Profesor Luis Ernesto González Parasitología y Micología U.N.S.L. 2011."

Presentaciones similares


Anuncios Google