La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

IMITADORES DE JESÚS. TRES CARÁCTERISITCAS DE LOS HIJOS DE DIOS Aquí está la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "IMITADORES DE JESÚS. TRES CARÁCTERISITCAS DE LOS HIJOS DE DIOS Aquí está la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe."— Transcripción de la presentación:

1 IMITADORES DE JESÚS

2 TRES CARÁCTERISITCAS DE LOS HIJOS DE DIOS Aquí está la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe de Jesús.

3 Este tema está dedicado especialmente a la tercera característica, los que tienen la fe de Jesús

4 En cierta ocasión un predicador pregunto a sus feligreses:¿cual creen ustedes que es una de las características de la fe de Jesús? Una hermana respondió con seguridad: ¡La fe que Él tenía en su Padre! Precisamente la Biblia registra que Jesús en aquellos días fue al monte a orar, y pasó la noche orando a Dios (Lucas 6:12).

5 Decía Jesús: Porque he descendido del cielo, no para hacer mi voluntad, sino la voluntad del que me envió (Juan 6:38). Aún a la edad de doce años dijo: En los Negocios de Mi Padre Me Es Necesario Estar (Lucas 2:49).

6 Uno de los primeros hombres que tenía la fe de Jesús fue Enoc. Leamos su historia en Génesis 5: Vivió Enoc sesenta y cinco años, y engendró a Matusalén. Y caminó Enoc con Dios, después que engendró a Matusalén, trescientos años, y engendró hijos e hijas. Y fueron todos los días de Enoc trescientos sesenta y cinco años. Caminó, pues, Enoc con Dios, y desapareció, porque le llevó Dios.

7 Dos veces se declara que Enoc "caminó con Dios". Este pasaje describe una vida de piedad singularmente excelsa, no meramente la comprensión constante de la presencia divina ni aun de un esfuerzo continuado de santa obediencia, sino la permanencia de una estrechísima relación con Dios. Con toda evidencia, la vida de Enoc estuvo en completa y bella armonía con la voluntad divina.

8 Recordemos que Enoc pertenecía a un linaje fiel y sin duda había servido a Dios lealmente durante los primeros 65 años de su vida. La declaración de que "caminó Enoc con Dios" después del nacimiento de Matusalén no implica que hubiera sido una persona impía antes y que solamente después experimentó la conversión.

9 Como nunca antes fue atraído hacia Dios, su propio Padre celestial, y finalmente quedó calificado para la traslación. Pero con la llegada de un hijo para favorecer su hogar, entendió por experiencia propia la profundidad del amor de un padre y la confianza de un niño desvalido.

10 Su caminar con Dios consintió no sólo en la contemplación de Dios sino también en un ministerio activo a favor de sus prójimos.

11 Fue el primero que previó la segunda venida de Cristo y ferviente y solemnemente amonestó a los pecadores que lo rodeaban de la terrible condenación que esperaba a los impíos. Judas 1:14, 15. Lo describe así: De éstos también profetizó Enoc, séptimo desde Adán, diciendo: He aquí, el Señor viene con decenas de millares de sus santos, para ejecutar juicio contra todos, y convencer a todos los impíos de entre ellos, de todas sus obras impías que han cometido impíamente, y de toda palabra dura que los pecadores impíos han hablado contra Él

12 La constante fidelidad de Enoc, manifestada durante un período de 300 años, es un testimonio animador para aquellos cristianos que parecen encontrar difícil "caminar con Dios" durante un solo día.

13 El Texto Sagrado dice que Engendró hijos e hijas. De acuerdo con el Registro inspirado, Enoc engendró hijos e hijas durante su vida de excepcional piedad. Esta es una evidencia innegable de que el estado del matrimonio está de acuerdo con la más estricta vida de santidad. Lo cual está en total desacuerdo con el celibato, que contradice el plan de dios, y los resultados como usted sabe son la pedofilia.

14 Se dice que Enoc caminaba diariamente con Dios, comía con Dios, dormía con Dios, trabajaba con Dios y viajaba con Dios. Es decir, era tal su amistad que siempre andaban juntos. Una mañana, estando juntos en la cama, Enoc sintió un codazo en una costilla, era Dios quien lo despertaba. Le dijo: Levántate, vamos a trabajar.

15 Estando en el trabajo, ya en las horas de la tarde, Enoc hijo: ¡Vamos para la casa, estoy cansado de trabajar! Dios le respondió: ¡La tuya esta lejos, queda más cerca la mía! De pronto vino un carro hermoso, y juntos Enoc y Dios subiéndose en él desaparecieron en las nubes, y la esposa de Enoc no volvió a ver a su amado.

16 Otro de los hombres insignes que tenia la fe de Jesús fue Noé. Gen.6:9 Dice: Noé, hombre justo, era perfecto entre los hombres de su tiempo; caminó Noé con Dios. El autor presenta, en primer lugar, las razones por las cuales Noé halló gracia delante de Dios y por qué fue preservado durante la destrucción que asoló el mundo entero. No fue un capricho divino lo que lo convirtió en el recipiente del favor de Dios, sino una vida que estaba en armonía con la voluntad de Dios.

17 Noé es caracterizado por tres expresiones, cada una de las cuales lo coloca en una posición muy favorable en comparación con sus contemporáneos. 1 ). Era "varón justo". La palabra "justo" no implica una inocencia intachable, sino rectitud, honradez y virtud. Es digno de notarse que no es meramente llamado "justo" sino "varón justo". Vivir una vida ejemplar en el tiempo de Noé requería que un hombre pudiera resistir con intrepidez y firmeza atracciones malignas, tentaciones sutiles y mofas ruines. Noé no era una criatura débil, falta de juicio o de poder de la voluntad, sino un "varón" de convicciones fuertes, recto en pensamiento y acción.

18 2). Noé era intachable entre los de su tiempo. Esto no significa que vivió en un estado de impecabilidad sino más bien de integridad moral. Se refiere no sólo a la vida piadosa de Noé sino también a la constancia de su religión en medio del ambiente cargado de iniquidad en que vivía. Con toda seguridad, era de un linaje puro, y en ese respecto también se diferenciaba de sus contemporáneos, muchos de los cuales eran fruto de casamientos promiscuos entre los piadosos y los impíos.

19 3). Caminó Noé con Dios. La vida de Noé recuerda la de su piadoso antepasado Enoc, quien también había caminado con Dios, y había sido trasladado a la gloria eterna tan sólo 69 años antes del nacimiento de Noé.

20 Durante su niñez, cuando la traslación de Enoc todavía estaba vívida en la memoria de las generaciones más antiguas, Noé debe haber oído numerosos comentarios acerca de la vida de ese hombre piadoso. Pero esta notable descripción de Noé no implica que él hubiera alcanzado la justicia por sus propios esfuerzos

21 Hebreos 11:7 dice: Por fe Noé, siendo advertido por Dios de cosas que aún no se veían, con temor preparó el arca en que su casa se salvase; y por esa fe condenó al mundo, y fue hecho heredero de la justicia que es por la fe. ¿Qué fue necesario en la vida de Noé para tener éxito?

22 Tal era su fe que la Biblia registra que Noé lo hizo así; todo lo hizo conforme a lo que Dios había mandado (Génesis 6:22). Aunque la construcción del arca implicaba trabajo, esfuerzo, y una monumental inversión, lo hizo así; todo lo hizo conforme a lo que Dios había mandado. Hazte un arca de madera de gofer; harás compartimentos en el arca y la calafatearás con brea por dentro y por fuera. Y de esta manera la harás: De trescientos codos la longitud del arca, 133 m. de cincuenta codos su anchura, y de treinta codos su altura 23 x m. Una ventana harás al arca, y la acabarás a un codo (45 cms), de elevación por la parte de arriba: y pondrás la puerta del arca a su lado; y le harás piso bajo, segundo y tercero. (Gén.6:14-16). Descubrió que todo lo que tenía se iba a perder, por tanto invirtió todo su capital en la construcción del arca.

23

24 El registro de la instrucción dada a Noé termina con la observación de que él hizo todo lo que Dios le pidió que hiciera. No vaciló en obedecer a Dios. Su relación con parientes que habían llegado a ser semejantes a los malditos cainitas, de ninguna manera influyó sobre él. Su educación, confiada a padres y a abuelos piadosos, había preparado a Noé para tener una fe implícita en Dios y para obedecer sus instrucciones.

25 Este corto versículo abarca 120 años de servicio fiel. Algunos de los que creyeron el mensaje de Noé, como su abuelo Matusalén, murieron antes de que se llevara a cabo el temido acontecimiento. Noé sobrevivió al mensaje que predicaba, y los que mejor lo conocían, su propia familia, no pudieron evitar su santa influencia. Sus hijos no sólo creyeron lo que él predicaba sino que participaron activamente en los preparativos para ese terrible suceso que había sido predicho antes del nacimiento de ellos.

26 La experiencia de Noé presenta un noble ejemplo para los cristianos que saben que están viviendo en el tiempo del fin y se están preparando a sí mismos para la traslación.. Su obra misionera máxima ha de ser hecha en el hogar.

27 Este proceder de Noé de hacer todo conforme Dios le había mandado, es el de todos los que tienen la fe de Jesús, esta en perfecta armonía con lo dicho por Jesús: Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la ley, hasta que todo se haya cumplido (Mateo 5:18). Noé no se atrevió a modificar en nada la orden de Dios, de la misma forma, los que tienen la fe de Jesús hoy, no deben atreverse a modificar los Mandamientos de Dios.

28 Cieno veinte años después, cuando Noé terminó la construcción del arca, su conducta no había cambiado, y Dios le dice: Entra tú y toda tu casa en el arca porque á ti he visto justo delante de mí en esta generación (Génesis 7:1).

29 Durante 120 años Dios había prolongado su longanimidad más allá de toda medida, y la vida y obra de Noé habían condenado "al mundo" (Heb.11:7). Pero los seres humanos, con descuido e indiferencia, habían proseguido rápidamente hacia su condenación. Dios no fue arbitrario al salvar a una familia y destruir a todas las demás. Por la fe, sólo Noé se había hecho idóneo para ser admitido en la tierra nueva que surgiría después de la purificación de la tierra por agua.


Descargar ppt "IMITADORES DE JESÚS. TRES CARÁCTERISITCAS DE LOS HIJOS DE DIOS Aquí está la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe."

Presentaciones similares


Anuncios Google