La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Tópicos literarios. Amor post mortem "Amor constante más allá de la muerte Cerrar podrá mis ojos la postrera Sombra que me llevare el blanco día, Y podrá

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Tópicos literarios. Amor post mortem "Amor constante más allá de la muerte Cerrar podrá mis ojos la postrera Sombra que me llevare el blanco día, Y podrá"— Transcripción de la presentación:

1 Tópicos literarios

2 Amor post mortem "Amor constante más allá de la muerte Cerrar podrá mis ojos la postrera Sombra que me llevare el blanco día, Y podrá desatar esta alma mía Hora a su afán ansioso lisonjera; Mas no, de esotra parte, en la ribera, Dejará la memoria, en donde ardía: Nadar sabe mi llama el agua fría, Y perder el respeto a ley severa. Mas no, de esotra parte, en la ribera, Dejará la memoria, en donde ardía: Nadar sabe mi llama el agua fría, Y perder el respeto a ley severa. Alma a quien todo un dios prisión ha sido, Venas que humor a tanto fuego han dado, Medulas que han gloriosamente ardido: Alma a quien todo un dios prisión ha sido, Venas que humor a tanto fuego han dado, Medulas que han gloriosamente ardido: Su cuerpo dejará no su cuidado; Serán ceniza, mas tendrá sentido; Polvo serán, mas polvo enamorado. Su cuerpo dejará no su cuidado; Serán ceniza, mas tendrá sentido; Polvo serán, mas polvo enamorado. FRANCISCO DE QUEVEDO ( )

3 Orfeo y Eurídice, Gluck

4

5 El amor en los tiempos del cólera

6

7 Beatus ille ¡Qué descansada vida la del que huye del mundanal rüido, y sigue la escondida senda, por donde han ido los pocos sabios que en el mundo han sido! Que no le enturbia el pecho de los soberbios grandes el estado ni el dorado techo se admira, fabricado del sabio moro, en jaspes sustentado (...) Fray Luis de León, Canción a la vida solitaria

8 Carpe Diem No investigues, pues no es lícito, Leucónoe, el fin que ni a mí ni a ti los dioses destinen; a cálculos babilonios no te entregues. ¡Vale más sufrir lo que haya de ser! Te otorgue Júpiter varios inviernos o solo el de hoy, que destroza al mar Tirreno contra las rocas, prudente sé, filtra el vino y en nuestro breve vivir la esperanza contén. Mientras hablo, el tiempo celoso habrá ya escapado: goza el día y no jures que otro igual vendrá después." Horacio, Odas (I, 5)

9 El club de los poetas muertos.

10

11 Serrat Hoy puede ser un gran día.

12

13 Collige, virgo, rosas SONETO XXIII SONETO XXIII En tanto que de rosa y de azucena se muestra la color en vuestro gesto, y que vuestro mirar ardiente, honesto, con clara luz la tempestad serena; En tanto que de rosa y de azucena se muestra la color en vuestro gesto, y que vuestro mirar ardiente, honesto, con clara luz la tempestad serena; y en tanto que el cabello, que en la vena del oro se escogió, con vuelo presto por el hermoso cuello blanco, enhiesto, el viento mueve, esparce y desordena: y en tanto que el cabello, que en la vena del oro se escogió, con vuelo presto por el hermoso cuello blanco, enhiesto, el viento mueve, esparce y desordena: coged de vuestra alegre primavera el dulce fruto antes que el tiempo airado cubra de nieve la hermosa cumbre. coged de vuestra alegre primavera el dulce fruto antes que el tiempo airado cubra de nieve la hermosa cumbre. Marchitará la rosa el viento helado, todo lo mudará la edad ligera por no hacer mudanza en su costumbre. Marchitará la rosa el viento helado, todo lo mudará la edad ligera por no hacer mudanza en su costumbre. Garcilaso Garcilaso

14 Sabina Pisa el acelerador

15

16 Contemptus mundi Cuentan que Diógenes el cínico un día vio a un niño beber agua haciendo un recipiente con las manos y, al verlo, él tiró el cuenco que utilizaba diciendo: "El niño ha descubierto la sencillez mejor que yo". Vivía de lo que le daban, comía carne cruda, dormía en la calle, hasta que pasó a hacerlo en un tonel (…). Alejandro Magno deseaba conocerle, cuando se le acercó le preguntó si podía hacer algo por él. La respuesta de Diógenes fue: "Sí; podríais apartaros, ya que me ocultáis el sol", una respuesta digna de este personaje. Cuentan que Diógenes el cínico un día vio a un niño beber agua haciendo un recipiente con las manos y, al verlo, él tiró el cuenco que utilizaba diciendo: "El niño ha descubierto la sencillez mejor que yo". Vivía de lo que le daban, comía carne cruda, dormía en la calle, hasta que pasó a hacerlo en un tonel (…). Alejandro Magno deseaba conocerle, cuando se le acercó le preguntó si podía hacer algo por él. La respuesta de Diógenes fue: "Sí; podríais apartaros, ya que me ocultáis el sol", una respuesta digna de este personaje.

17 Sabina Pobre Cristina

18

19 Fortuna mutabile " Mas bien acatada tu varia mudança, por ley te goviernas, maguer discrepante, ca tu firmeza es non ser constante, tu temperamento es distemperança, tu más cierta orden es desordenança, es la tu regla seer muy enorme, tu conformidat es non ser confforme, tu conformidat es non ser confforme, tú desesperas a toda sperança." tú desesperas a toda sperança." Juan de Mena, Laberinto de Fortuna

20 Sabina Crisis

21

22 Fugit irreparabile tempus No volveré a ser joven Que la vida iba en serio uno lo empieza a comprender más tarde -como todos los jóvenes, yo vine a llevarme la vida por delante. Dejar huella quería y marcharme entre aplausos -envejecer, morir, eran tan sólo las dimensiones del teatro. Pero ha pasado el tiempo y la verdad desagradable asoma: envejecer, morir, es el único argumento de la obra. "Poemas póstumos" 1968, Jaime Gil de Biedma No volveré a ser joven Que la vida iba en serio uno lo empieza a comprender más tarde -como todos los jóvenes, yo vine a llevarme la vida por delante. Dejar huella quería y marcharme entre aplausos -envejecer, morir, eran tan sólo las dimensiones del teatro. Pero ha pasado el tiempo y la verdad desagradable asoma: envejecer, morir, es el único argumento de la obra. "Poemas póstumos" 1968, Jaime Gil de Biedma

23 Homo viator " A mitad del camino de la vida me encontré en una selva oscura por haberme apartado de la recta vía. ¡Ah!, cuán difícil me resultaría decir lo salvaje, áspera y espesa que era aquella selva, que sólo el recordarlo me produce pavor. Era aún más triste que la muerte. Mas para hablar del bien que allí encontré, narraré las otras cosas que vi (...). Dante, La Divina Comedia, Canto I

24 Serrat canta a Machado

25

26 Ignis amoris ¡Oh llama de amor viva que tiernamente hieres de mi alma en el más profundo centro! de mi alma en el más profundo centro! Pues ya no eres esquiva acaba ya si quieres, acaba ya si quieres, ¡rompe la tela de este dulce encuentro! San Juan de la Cruz, Llama de amor viva

27 Locus amoenus "Cerca del Tajo, en soledad amena, de verdes sauces hay una espesura toda de hiedra revestida y llena, que por el tronco va hasta la altura y así la teje arriba y encadena que el sol no halla paso a la verdura; el agua baña el prado con sonido, alegrando la vista y el oído. Garcilaso de la Vega, Égloga III, 8

28 Anuncio basado en el tópico: Asturias

29

30 Omnia mors aequat Nuestras vidas son los ríos que van a dar en la mar, que es el morir; allí van los señoríos derechos a se acabar y consumir; y consumir; allí los ríos caudales, allí los otros medianos allí los otros medianos y más chicos, y más chicos, y llegados, son iguales y llegados, son iguales los que viven por sus manos y los ricos. los que viven por sus manos y los ricos. Jorge Manrique Coplas a la muerte de su padre

31 Ubi sunt "¿Qué se hizieron las damas, sus tocados e vestidos sus olores? ¿Qué se hizieron las llamas de los fuegos encendidos d'amadores? ¿Qué se hizo aquel trovar, las músicas acordadas que tañían? ¿Qué se hizo aquel dançar, aquellas ropas chapadas que traían. que traían. Jorge Manrique, Coplas por la muerte de su padre

32 Vita flumen Nuestras vidas son los ríos 25 que van a dar en la mar, que es el morir; allí van los señoríos derechos a se acabar y consumir; 30 y consumir; 30 allí los ríos caudales, allí los otros medianos y más chicos, allí los otros medianos y más chicos, y llegados, son iguales y llegados, son iguales los que viven por sus manos 35 los que viven por sus manos 35 y los ricos.

33 Vita-somnium Sueña el rico en su riqueza, que más cuidados le ofrece; sueña el pobre que padece su miseria y su pobreza; sueña el que a medrar empieza, sueña el que afana y pretende, sueña el que agravia y ofende, y en el mundo, en conclusión, todos sueñan lo que son, aunque ninguno lo entiende. (...) ¿Qué es la vida? Un frenesí. ¿Qué es la vida? Una ilusión, una sombra, una ficción, y el mayor bien es pequeño; que toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son." Calderón de la Barca, La vida es sueño

34 Vita-theatrum «No olvides que es comedia nuestra vida y teatro de farsa el mundo todo que muda el aparato por instantes y que todos en él somos farsantes; acuérdate que Dios, de esta comedia de argumento tan grande y tan difuso, es autor que la hizo y la compuso. Al que dio papel breve, solo le tocó hacerle como debe; y al que se le dio largo, solo el hacerle bien dejó a su cargo. Si te mandó que hicieses la persona de un pobre o un esclavo, de un rey o de un tullido, haz el papel que Dios te ha repartido; pues solo está a tu cuenta hacer con perfección el personaje, en obras, en acciones, en lenguaje; que al repartir los dichos y papeles, la representación o mucha o poca solo al autor de la comedia toca.» «No olvides que es comedia nuestra vida y teatro de farsa el mundo todo que muda el aparato por instantes y que todos en él somos farsantes; acuérdate que Dios, de esta comedia de argumento tan grande y tan difuso, es autor que la hizo y la compuso. Al que dio papel breve, solo le tocó hacerle como debe; y al que se le dio largo, solo el hacerle bien dejó a su cargo. Si te mandó que hicieses la persona de un pobre o un esclavo, de un rey o de un tullido, haz el papel que Dios te ha repartido; pues solo está a tu cuenta hacer con perfección el personaje, en obras, en acciones, en lenguaje; que al repartir los dichos y papeles, la representación o mucha o poca solo al autor de la comedia toca.»Epicteto

35 Vanitas vanitatis "Vanidad de vanidades, dijo el Cohelet, vanidad de vanidades, todo es vanidad. ¿Qué provecho saca el hombre de todo cuanto se afana debajo del sol? Pasa una generación y viene otra, pero la tierra es siempre la misma. Sale el sol, pónese el sol, y corre con el afán de llegar a su lugar, de donde vuelve a nacer. Tira el viento al mediodía, gira el norte y va siempre rodeado de continuo y torna de nuevo sus giros. Los ríos van todos a la mar y la mar no se llena; allá de donde vinieron tornan de nuevo, para volver a correr. Eclesiastés


Descargar ppt "Tópicos literarios. Amor post mortem "Amor constante más allá de la muerte Cerrar podrá mis ojos la postrera Sombra que me llevare el blanco día, Y podrá"

Presentaciones similares


Anuncios Google