La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

1 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 1º UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES Por: Víctor Renes,

Presentaciones similares


Presentación del tema: "1 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 1º UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES Por: Víctor Renes,"— Transcripción de la presentación:

1 1 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 1º UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES Por: Víctor Renes, Caritas

2 2 1.- POBREZA Y EXCLUSIÓN SOCIAL "A los efectos de esta Decisión, se entiende que la expresión "pobre" se refiere a: "A los efectos de esta Decisión, se entiende que la expresión "pobre" se refiere a: –la situación –de aquellas personas, familias y grupos de personas –cuyos recursos (materiales, culturales y sociales) –son tan limitados –que les excluyen del mínimo nivel de vida aceptable en los Estados Miembros en los que viven.

3 3 Hablar de exclusión social es expresar que el problema no es ya solamente: Hablar de exclusión social es expresar que el problema no es ya solamente: –el de desigualdades entre la parte alta y la parte baja de la escala social (up/down), –sino también el de la distancia, en el cuerpo social, entre los que participan en su dinámica y los que son rechazados hacia sus márgenes (in/out).

4 4 2.- LA EXCLUSIÓN COMO ACUMULACIÓN DE LÍMITES A LA PARTICIPACIÓN. Carencia económica: el umbral del 30% de la RMnaP como indicador que se relaciona con: Carencia económica: el umbral del 30% de la RMnaP como indicador que se relaciona con: –Las situaciones de pobreza estable y que se refieren a hogares en los que la pobreza tiene mayor vocación de permanencia; –Hogares en los que se da una mayor presencia de población potencialmente activa, y joven; –Se aproxima a baremos oficiales de establecimiento de límites para prestaciones como las rentas mínimas y las pensiones no contributivas, y aún queda en menor nivel que el mínimo personal y familiar establecido en el IRPF.

5 5 Fuertes dificultades para el acceso al empleo: Fuertes dificultades para el acceso al empleo: –Personas en paro de más de un año de duración y, especialmente, de más de dos años. –los hogares cuyo sustentador principal esté más de un año en paro. –Personas, y hogares en que el sustentador principal, tienen un trabajo marginal (también denominable empleo de exclusión): venta ambulante, recogida de cartón o chatarra, temporerismo sin cualificación y de condiciones laborales no reconocidas, etc). –Personas, y hogares en el que el sustentador principal, son activas en paro, cuyo nivel educativo máximo es la EGB y no tienen formación laboral. –Hogares pobres con sus activos en paro.

6 6 Escaso acceso a la educación: Escaso acceso a la educación: –Los menores (y sus hogares) entre 3 y 16 años que no están escolarizados o que no asisten regularmente a la escuela por razones distintas a la enfermedad. –Personas (y sus hogares) analfabetas entre 16 y 45 años. –Jóvenes sin estudios (menos de 5 años de escuela) o con los estudios primarios incompletos entre 16 y 29 años. –Personas (y sus hogares) sin estudios (menos de 5 años de escuela) o con los estudios primarios incompletos entre 30 y 45 años.

7 7 Falta de acceso a una vivienda digna: Falta de acceso a una vivienda digna: –Sin vivienda, incluyendo a quienes viven en carromatos, chozas, chabolas, o en pensiones por falta de vivienda. –Inhabitabilidad por deficiencias graves en la construcción, ruina, etc. –Insalubridad por humedades, suciedad, olores, etc. –Hacinamiento grave (menos de 10 metros por persona, menos de 0,5 habitaciones por persona). –Hogares pobres con situaciones de precariedad acumulada en la vivienda (no poder hacer frente a los gastos básicos o que éstos supongan más del 30% de sus ingresos, no disponer de equipamientos básicos de la vivienda, etc.).

8 8 Graves carencias en la salud – en ausencia de red social-: Graves carencias en la salud – en ausencia de red social-: –Carencia de cobertura sanitaria. –Hambre ahora o con frecuencia. –Todos los adultos de un hogar con problemas graves de salud. –Hogares pobres que no han usado los servicios sanitarios. –Hogares pobres que han dejado de comprar medicinas, seguir tratamientos o dietas por problemas económicos.

9 9 Fuertes dificultades en el mundo de las relaciones sociales y familiares: Fuertes dificultades en el mundo de las relaciones sociales y familiares: –La presencia de conflictos familiares graves (malos tratos, trato inadecuado de menores, etc.). –Conductas asociales rechazadas y estigmatizadas (problemas graves en relación con las drogas, prostitución, mendicidad, etc.). –Problemas con la justicia penal e internamiento en centros de inserción social (centros de menores, comunidades terapéuticas, etc.). –Conductas anómicas en el pasado y con problemas de relaciones sociales y/o familiares actualmente.

10 10 De acuerdo con todo ello debería utilizarse la sinergia de ambos conceptos: De acuerdo con todo ello debería utilizarse la sinergia de ambos conceptos: –Un eje (vertical): en un extremo estarán las situaciones de precariedad económica; y en el otro las situaciones de pobreza severa. –Otro eje (horizontal, que refleja la acumulación de desventajas): en un extremo estarán las situaciones menos graves, vulnerables; y en el otro, las más graves, exclusión.

11 11 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 2º TENDENCIAS DE LA POBREZA Y LA EXCLUSIÓN SOCIAL EN ESPAÑA

12 AUSENCIA DE GRANDES CAMBIOS DURANTE LA DÉCADA DE LOS NOVENTA HASTA HOY LA DÉCADA DE LOS NOVENTA HASTA HOY Se mantiene el umbral de riesgo de pobreza. Se mantiene el umbral de riesgo de pobreza.

13 13 La realidad de la pobreza EXTENSIÓN DE LA POBREZA, ECV 2004 (umbral: % mediana) U60: 6360 euros por adulto equivalente; U50: 5300 euros por adulto equivalente U60: 4240 euros por adulto equivalente; U60: 2650 euros por adulto equivalente Fuente: Encuesta de Condiciones de Vida, 2004

14 14 La realidad de la pobreza TASAS DE POBREZA CON DIVERSOS UMBRALES (Umbral de pobreza: 60% de la renta mediana) Fuente: Elaboración propia a partir del Panel de Hogares de la Unión Europea. 19,9 19,0 4,4 3,2

15 15 La pobreza monetaria en la infancia ¿SUFREN MÁS LOS NIÑOS LA POBREZA? Pobreza por grupos de edad, ECV (2004) 1002,410019,6100,0Total 491,115329,917,8 Mayore s 1012,48015,765,5Adultos 1493,512123,416,7 Ni ñ os IRTasaIRTasaU25U60 % Poblaci ó n Fuente: Encuesta de Condiciones de Vida 2004 y elaboración propia.

16 16 La pobreza monetaria en la infancia ¿SE ESTÁ REDUCIENDO EL RIESGO? Incidencia relativa de la pobreza entre 1994 y 2001 (Umbral = 60% renta mediana) Fuente: Panel de Hogares de la Unión Europea, Olas 1-8 y elaboración propia. Niños Adultos

17 17 La pobreza monetaria en la infancia EFECTO DE LAS PRESTACIONES MONETARIAS SOBRE LA POBREZA (Umbral: 60% de la renta disponible mediana) 3 ó más niños 2 niños TOTAL sin niños 1 niño EFECTO DE LAS PRESTACIONES FAMILIARES Fuente: Panel de Hogares de la Unión Europea, y elaboración propia.

18 18 La pobreza monetaria en la infancia ¿CUÁL ES LA SITUACIÓN EN EL MARCO COMPARADO? Tasas de pobreza en la Unión Europea (Umbral = 60% renta mediana) Fuente: Panel de Hogares de la Unión Europea, y elaboración propia. - la más alta - al alza

19 19 ¿PERSISTE MÁS LA POBREZA EN LOS NIÑOS? Fuente: Elaboración propia a partir del Panel de Hogares de la Unión Europea. LA PERMANENCIA EN LA POBREZA % POBLACIÓN QUE HA SIDO POBRE POR NÚMERO DE AÑOS

20 20 ¿ES LA POBREZA INFANTIL MÁS CRÓNICA QUE EN LA UE-15? Fuente: Elaboración propia a partir del Panel de Hogares de la Unión Europea. LA PERMANENCIA EN LA POBREZA % NIÑOS QUE HAN SIDO POBRES POR NÚMERO DE AÑOS, UE-15

21 PATRÓN DE POBREZA. 1.- Los trabajadores con bajos salarios, sin mecanismos específicos de protección. 1.- Los trabajadores con bajos salarios, sin mecanismos específicos de protección. 2.- Los inactivos en edades inmediatamente anteriores a la jubilación. 2.- Los inactivos en edades inmediatamente anteriores a la jubilación. 3.- Los jóvenes, que, con todos los límites estadísticos, han pasado a ser el principal grupo de riesgo 3.- Los jóvenes, que, con todos los límites estadísticos, han pasado a ser el principal grupo de riesgo 4.- Los hogares monoparentales. 4.- Los hogares monoparentales. 5.- Otras variables referida a la composición del hogar. 5.- Otras variables referida a la composición del hogar. –Los hogares con un solo adulto. –Pero también las parejas con tres o más menores a su cargo están, igualmente, muy expuestos a los riesgos de pobreza.

22 22 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 3º POBREZA Y PROCESOS SOCIALES

23 DE LA DESCRIPCIÓN A LA EXPLICACIÓN: PROCESOS QUE RECORREN LA ESTRUCTURA SOCIAL el estado del sistema: se refiere al resultado de clasificar y contar a los componentes de un determinado sistema social, conceptualizados como categorías sociales. Esto permite llegar a mediciones, descripciones y algún tipo de inferencia causal. el estado del sistema: se refiere al resultado de clasificar y contar a los componentes de un determinado sistema social, conceptualizados como categorías sociales. Esto permite llegar a mediciones, descripciones y algún tipo de inferencia causal. la naturaleza del sistema: hace referencia a la estructura social; es decir, las relaciones relativamente estables entre actores sociales. Y son los procesos o factores de empobrecimiento los que mejor nos permiten conocer tales relaciones sociales. la naturaleza del sistema: hace referencia a la estructura social; es decir, las relaciones relativamente estables entre actores sociales. Y son los procesos o factores de empobrecimiento los que mejor nos permiten conocer tales relaciones sociales.

24 24 1º.- Los cambios económicos han supuesto grandes reajustes de reconversiones de actividad, de espacios, de tecnologías, etc. Estamos hablando de unos PROCESOS TÉCNICO-ECONÓMICOS, basados en la innovación tecnológica que exige una alta cualificación y una alta formación, y que en sí mismos hacen difícil el acceso de los grupos cuyo substrato formativo, cultural y educativo es de baja intensidad. 1º.- Los cambios económicos han supuesto grandes reajustes de reconversiones de actividad, de espacios, de tecnologías, etc. Estamos hablando de unos PROCESOS TÉCNICO-ECONÓMICOS, basados en la innovación tecnológica que exige una alta cualificación y una alta formación, y que en sí mismos hacen difícil el acceso de los grupos cuyo substrato formativo, cultural y educativo es de baja intensidad. Lo que ha supuesto la pérdida o inaccesibilidad a actividades económicas legítimas en las que las poblaciones débiles puedan insertarse, siendo la accesibilidad o inaccesibilidad a las nuevas condiciones socioeconómicas un elemento determinante de su proceso de empobrecimiento, dadas las condiciones de debilidad de estos grupos sociales; incluso de marginalización no sólo de personas y/o de grupos sociales, sino también de desvalorización de los espacios en que se insertan, o en los que están ubicados. Lo que ha supuesto la pérdida o inaccesibilidad a actividades económicas legítimas en las que las poblaciones débiles puedan insertarse, siendo la accesibilidad o inaccesibilidad a las nuevas condiciones socioeconómicas un elemento determinante de su proceso de empobrecimiento, dadas las condiciones de debilidad de estos grupos sociales; incluso de marginalización no sólo de personas y/o de grupos sociales, sino también de desvalorización de los espacios en que se insertan, o en los que están ubicados.

25 25 2º.- En segundo lugar los procesos que hacen referencia a las relaciones laborales; el CAMBIO EN EL MERCADO DE TRABAJO ha hecho consistentes los mercados secundarios de empleo. Los cambios en el mercado laboral han supuesto la dualización y la precarización de la relación laboral, bien por desempleo, por inseguridad en el mismo, por el funcionamiento del mercado secundario de trabajo, o por la pérdida en su remuneración. 2º.- En segundo lugar los procesos que hacen referencia a las relaciones laborales; el CAMBIO EN EL MERCADO DE TRABAJO ha hecho consistentes los mercados secundarios de empleo. Los cambios en el mercado laboral han supuesto la dualización y la precarización de la relación laboral, bien por desempleo, por inseguridad en el mismo, por el funcionamiento del mercado secundario de trabajo, o por la pérdida en su remuneración. Lo que, además de la indefensión ante el desempleo, la imposibilidad de acceso a la protección social, o la acumulación de carencias materiales, ha incidido en el proceso de empobrecimiento por la croni­ficación en estas situaciones, en el paro de larga duración, y en la aparición de las condiciones del desem­pleo oculto. Son factores que estructuran la situación de pobreza, y de hecho la población que está bajo el umbral de la pobreza, es muy poca la que trabaja de una manera regularizada, es muy alto el número de personas que trabajan en economía no regularizada y en algunos casos no regularizable. Lo que, además de la indefensión ante el desempleo, la imposibilidad de acceso a la protección social, o la acumulación de carencias materiales, ha incidido en el proceso de empobrecimiento por la croni­ficación en estas situaciones, en el paro de larga duración, y en la aparición de las condiciones del desem­pleo oculto. Son factores que estructuran la situación de pobreza, y de hecho la población que está bajo el umbral de la pobreza, es muy poca la que trabaja de una manera regularizada, es muy alto el número de personas que trabajan en economía no regularizada y en algunos casos no regularizable.

26 26 3º.- Las lagunas que éstos y otros cambios sociales y demográficos han manifestado en los SISTEMAS DE SEGURIDAD Y PROTECCIÓN SOCIAL, y que se articulan con la contención del gasto social junto al crecimiento de poblaciones demandantes (pensiones, desempleo, etc.) y, en especial, la falta de recursos para estrategias de integración. 3º.- Las lagunas que éstos y otros cambios sociales y demográficos han manifestado en los SISTEMAS DE SEGURIDAD Y PROTECCIÓN SOCIAL, y que se articulan con la contención del gasto social junto al crecimiento de poblaciones demandantes (pensiones, desempleo, etc.) y, en especial, la falta de recursos para estrategias de integración. Lo que da como resultado la existencia de segmentos poblacionales que no tienen cobertura protectora, o con una protección cuya intensidad protectora sigue siendo débil, junto con el crecimiento del asistencialismo en personas con alguna capacidad laboral, que no es el menor condicionante para la existencia de un segmento de personas inempleables. Debemos además señalar, a este respecto, que el cambio más importante sucedido en la protección social tiene en dos aspectos: uno, la dualización de la intensidad protectora; y dos, la disociación protección e inserción. Lo que da como resultado la existencia de segmentos poblacionales que no tienen cobertura protectora, o con una protección cuya intensidad protectora sigue siendo débil, junto con el crecimiento del asistencialismo en personas con alguna capacidad laboral, que no es el menor condicionante para la existencia de un segmento de personas inempleables. Debemos además señalar, a este respecto, que el cambio más importante sucedido en la protección social tiene en dos aspectos: uno, la dualización de la intensidad protectora; y dos, la disociación protección e inserción.

27 27 4º.- Por último señalar cómo la vulnerabilidad social se concentra en situaciones y en grupos en los que la pérdida de APOYOS Y VÍNCULOS SOCIALES se resuelve como agudización de los riesgos de exclusión. Los cambios debidos a pautas sociales de comportamiento en la estructura familiar, como la incorporación de la mujer al trabajo, las crisis en las relaciones en la pareja; pero también otros cambios como la desinstitucionalización en un contexto en el que, por la contención del gasto social, no está acompañado de servicios, y se produce un reenvío de los desinstitucionalizados a la familia sin los apoyos sociales y comunitarios suficientes. 4º.- Por último señalar cómo la vulnerabilidad social se concentra en situaciones y en grupos en los que la pérdida de APOYOS Y VÍNCULOS SOCIALES se resuelve como agudización de los riesgos de exclusión. Los cambios debidos a pautas sociales de comportamiento en la estructura familiar, como la incorporación de la mujer al trabajo, las crisis en las relaciones en la pareja; pero también otros cambios como la desinstitucionalización en un contexto en el que, por la contención del gasto social, no está acompañado de servicios, y se produce un reenvío de los desinstitucionalizados a la familia sin los apoyos sociales y comunitarios suficientes. Lo que supone un proceso de riesgo para los grupos sociales más débiles dadas sus dificultades para hacer frente a estos procesos. Pues es la estructura familiar la que más ha aportado a la contención de los procesos de empobrecimiento. Por lo que sus quiebras, y los déficits de servicios y recursos que a ella afectan, contribuyen a constituir en procesos de empobrecimiento lo que en otros contextos no devienen como tales. Lo que supone un proceso de riesgo para los grupos sociales más débiles dadas sus dificultades para hacer frente a estos procesos. Pues es la estructura familiar la que más ha aportado a la contención de los procesos de empobrecimiento. Por lo que sus quiebras, y los déficits de servicios y recursos que a ella afectan, contribuyen a constituir en procesos de empobrecimiento lo que en otros contextos no devienen como tales.

28 DE LA INCLUSIÓN A LA EXCLUSIÓN: LA POBREZA/EXCLUSIÓN COMO REALIDAD CONSISTENTE … Hay una doble cuestión: Hay una doble cuestión: - de integración económica y social; - pero también, de vínculos sociales. Es decir, la pobreza/exclusión social plantea la integración en interacción con las amenazas al enraizamiento social debidas a la pérdida de vínculos sociales que acompañan a los procesos de exclusión: Es decir, la pobreza/exclusión social plantea la integración en interacción con las amenazas al enraizamiento social debidas a la pérdida de vínculos sociales que acompañan a los procesos de exclusión: - el bloqueo de los procesos de normalización e integración; - a falta de efectividad en el funcionamiento de los mecanismos sociales de enraizamiento.

29 Y COMO REALIDAD ESTRUCTURADA Los factores de empobrecimiento y vulnerabilidad social no se distribuyen por igual ni el conjunto social ni entre los grupos más desfavorecidos. Los factores de empobrecimiento y vulnerabilidad social no se distribuyen por igual ni el conjunto social ni entre los grupos más desfavorecidos. Dos son las cuestiones a abordar: Dos son las cuestiones a abordar: –la distribución de los factores generadores de pobreza/exclusión; –los elementos que refuerzan esos factores.

30 30 1. Distribución de los factores de empobrecimiento O sea, la combinación de dos dimensiones: O sea, la combinación de dos dimensiones: –las categorías adscriptivas y las adquiridas, –con una tercera [los factores de empobrecimiento: el bloqueo de los procesos de normalización e integración; y la falta de efectividad en el funcionamiento de los mecanismos sociales de enraizamiento].

31 31 ACTIVIDADCALIFICACION GENERO EDAD SALUD MINORIA-ETNICO CULTURAL

32 32 2. Los elementos que refuerzan esos factores Los elementos que actúan como refuerzo y acumulación de desventajas que multiplican sus efectos. Los elementos que actúan como refuerzo y acumulación de desventajas que multiplican sus efectos. Son los elementos que en la interacción entre los procesos de normalización e integración, y los procesos de enraizamiento social, actúan agudizando las dificultades de este segundo componente. Son los elementos que en la interacción entre los procesos de normalización e integración, y los procesos de enraizamiento social, actúan agudizando las dificultades de este segundo componente. Se trata de elementos y de comportamientos que enraizan la situación de las personas, familias o grupos en la pendiente inclinada de la desocialización. Se trata de elementos y de comportamientos que enraizan la situación de las personas, familias o grupos en la pendiente inclinada de la desocialización.

33 33 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 4º POBREZA/EXCLUSIÓN Y TRABAJO: UNA MIRADA MÁS PAUSADA

34 34 De lo que se trata ahora es de analizar con mayor detenimiento lo que ha sido simplemente enunciado. De lo que se trata ahora es de analizar con mayor detenimiento lo que ha sido simplemente enunciado. Dos perspectivas: Dos perspectivas: –desde los procesos que recorren la estructura social –o la relación empleo / exclusión-; –y desde los procesos de exclusión en el empleo que se encarnan en las diversas trayectorias laborales –o la relación exclusión / empleo-.

35 35 I.- EL CAMBIO EN EL EMPLEO EN LA ESTRUCTURA SOCIAL, O LA RELACIÓN EMPLEO / EXCLUSIÓN. 1.- Cambios sustanciales en el empleo Cambios sustanciales en el empleo … y la generación de dualización social 2.- … y la generación de dualización social 3.- Uno y otro aspecto labran constantemente una exclusión social 3.- Uno y otro aspecto labran constantemente una exclusión social

36 Cambios sustanciales en el empleo La ruptura en las funciones del empleo: 1.- La ruptura en las funciones del empleo: –Económica –Social –Sico-social Esas funciones construyen consistentemente una misma e integrada situación que se manifiesta en dos facetas, entrelazadas entre sí: Esas funciones construyen consistentemente una misma e integrada situación que se manifiesta en dos facetas, entrelazadas entre sí: –La protección – aseguramiento de la situación y de sus riegos (accidente, invalidez, enfermedad, vejez). –La inserción – participación como sujetos y ciudadanos activos

37 El trabajo como mercancía, o sea, qué implica que el trabajo se gestione en nuestra sociedad a través de un Mercado. 2.- El trabajo como mercancía, o sea, qué implica que el trabajo se gestione en nuestra sociedad a través de un Mercado. –Convendría volver a tomar conciencia de lo que supone que el Mercado sea el que da valor al trabajo, reducido a su precio, siendo como es un aspecto de la actividad humana que forma parte de su misma naturaleza (L.E. Introducción). –Por lo que se mercantiliza al ser humano entero. Como ocurre con la naturaleza. –Y tomar conciencia de la construcción de ese Mercado y cómo se realiza como elemento fundante y exigido por una forma concreta de economía, como es la economía capitalista en un proceso de economizar todo como criterio de valencia social.

38 La nueva relación Actividades / Cualificación. –Las relaciones de los seres humano con esas actividades, y por ello con el trabajo, está mediada por su relación con la inteligencia. –Esto hace que se genere una nueva ecología social del trabajo, pues los no cualificados o los cualificados en habilidades, se quedan fuera de la dinámica social que estructura las líneas decisorias de la sociedad. –Ya C.A. (nºs 32 y 33) da cuenta de la relación trabajo - inteligencia que alcanza incluso a la relación sociedades económicamente desarrolladas-pobreza.

39 … y la generación de dualización social Esas nuevas relaciones generan una nueva ecología social del trabajo, pues suponen procesos consistentes para una antropología y una socialización no unificada, rota. Esas nuevas relaciones generan una nueva ecología social del trabajo, pues suponen procesos consistentes para una antropología y una socialización no unificada, rota. 1. Se ha producido una ruptura de los Mercados de trabajo: segmentación social. 1. Se ha producido una ruptura de los Mercados de trabajo: segmentación social. 2. El trabajo en sí y por sí mismo, ya no es garantía suficiente de protección. 2. El trabajo en sí y por sí mismo, ya no es garantía suficiente de protección. 3. Pero dada la segmentación de mercados, el trabajo en sí y por sí mismo tampoco es garantía de inserción: empleos de baja cualificación, empleos de cualquiera. 3. Pero dada la segmentación de mercados, el trabajo en sí y por sí mismo tampoco es garantía de inserción: empleos de baja cualificación, empleos de cualquiera.

40 Uno y otro aspecto labran constantemente una exclusión social 3.- Uno y otro aspecto labran constantemente una exclusión social 1. Van conformando grupos sustituibles en el mercado de trabajo 1. Van conformando grupos sustituibles en el mercado de trabajo 2. Las dimensiones de la dualización social alcanzan no sólo a lo que alcanzan los grupos sustituibles en el mercado de trabajo, sino que se extiende a donde alcanza el grupo de los sobrantes (parado desanimado). 2. Las dimensiones de la dualización social alcanzan no sólo a lo que alcanzan los grupos sustituibles en el mercado de trabajo, sino que se extiende a donde alcanza el grupo de los sobrantes (parado desanimado). 3. Antropologías atravesadas por la ruptura –la exclusión- social, transcribiendo estas situaciones a las formas de vida y convivencia (C.A. 32 y 33). 3. Antropologías atravesadas por la ruptura –la exclusión- social, transcribiendo estas situaciones a las formas de vida y convivencia (C.A. 32 y 33).

41 41 II.- LOS PROCESOS DE EXCLUSIÓN SOCIAL EN Y DEL EMPLEO, O LA RELACIÓN EXCLUSIÓN /EMPLEO 1.de la precariedad en el empleo a la pobreza; 1.de la precariedad en el empleo a la pobreza; 2. del desempleo a la exclusión; 2. del desempleo a la exclusión; 3. de la descualificación a la exclusión; 3. de la descualificación a la exclusión; 4. de la desocupación a la desmovilización ante el empleo. 4. de la desocupación a la desmovilización ante el empleo.

42 De la precariedad en el empleo a la pobreza. 1. Trabajadores pobres: un cuadro complejo 1. Trabajadores pobres: un cuadro complejo 2. La temporalidad 2. La temporalidad 3.- La vulnerabilidad de los parados. 3.- La vulnerabilidad de los parados. 4. Circularidad empleo-desempleo- protección-subsidiación 4. Circularidad empleo-desempleo- protección-subsidiación

43 Del desempleo a la exclusión 1. Exclusión y proceso de exclusión; la cuestión del tiempo 1. Exclusión y proceso de exclusión; la cuestión del tiempo –desde la circularidad de empleo-desempleo- desprotección, etc. –a la cuestión del tiempo social: es importante analizar los efectos de la permanencia; o sea, la exclusión está asociada con una situación de pobreza permanente a la que se añade al menos un problema adicional de oportunidades sociales. 2. Historial laboral, tipo de hogar y exclusión social 2. Historial laboral, tipo de hogar y exclusión social 3. Pobreza permanente y protección social: Estado de bienestar y exclusión social 3. Pobreza permanente y protección social: Estado de bienestar y exclusión social

44 De la descualificación a la exclusión La estratificación educativa, y la exclusión en la formación, es un indicador fuertemente relacionado con la actividad laboral. La relación educación – exclusión laboral está fuertemente puesta de relieve por el bajo nivel de estudios de los parados de larga duración. La relación educación – exclusión laboral está fuertemente puesta de relieve por el bajo nivel de estudios de los parados de larga duración. Los grupos sustituibles en el mercado de trabajo son los no cualificados y coinciden en no superar los estudios primarios (¡¡inmigración!!¿?). Empleos de cualquiera (ECB). Los grupos sustituibles en el mercado de trabajo son los no cualificados y coinciden en no superar los estudios primarios (¡¡inmigración!!¿?). Empleos de cualquiera (ECB).

45 De la desocupación a la desmovilización ante el empleo De la actividad a la inactividad, y del tránsito a la reincorporación a la actividad laboral, "van dejando en el camino situaciones: De la actividad a la inactividad, y del tránsito a la reincorporación a la actividad laboral, "van dejando en el camino situaciones: - "Parado oculto": a pesar de mostrarse activo para cambiar su situación buscando empleo, no definen su situación laboral como parados sino como inactivos. - "Inactivos desanimados, que son los que no buscan empleo porque creen que no lo encontrarán. Se trata de procesos en los que se la pérdida y abandono de la búsqueda activa de empleo, no es debido puramente a su pérdida de motivación, sino a las condiciones del empleo que puede terminar en el límite de que el empleo existente no les es accesible. Se trata de procesos en los que se la pérdida y abandono de la búsqueda activa de empleo, no es debido puramente a su pérdida de motivación, sino a las condiciones del empleo que puede terminar en el límite de que el empleo existente no les es accesible.

46 Retroalimentación de los procesos: el proceso de exclusión en un mercado laboral inestable Estamos en un mercado laboral en el que se exige un esfuerzo permanente por no verse arrastrado por la dinámica exclusógena: (precariedad, malas condiciones laborales, dualidad entre quienes tienen trabajo estable y los que viven en la inestabilidad). Estamos en un mercado laboral en el que se exige un esfuerzo permanente por no verse arrastrado por la dinámica exclusógena: (precariedad, malas condiciones laborales, dualidad entre quienes tienen trabajo estable y los que viven en la inestabilidad). Paro oculto, paro desanimado, paro de larga duración, temporalidad, efectos sobre la pobreza mediados por las relaciones protectoras y las relaciones familiares, efectos de exclusión mediados por la trayectoria laboral, efectos de inaccesibilidad al mercado laboral mediados por la descualificación; etc. Paro oculto, paro desanimado, paro de larga duración, temporalidad, efectos sobre la pobreza mediados por las relaciones protectoras y las relaciones familiares, efectos de exclusión mediados por la trayectoria laboral, efectos de inaccesibilidad al mercado laboral mediados por la descualificación; etc. la constitución de un nuevo "mercado de trabajo": el mercado de la precariedad y la descualificación la constitución de un nuevo "mercado de trabajo": el mercado de la precariedad y la descualificación los mecanismos que "fijan" ese mercado los mecanismos que "fijan" ese mercado


Descargar ppt "1 POBREZA Y EXCLUSIÓN CAPÍTULO 1º UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES UNA REALIDAD COMPLEJA: ACLARACIONES Y PRECISIONES Por: Víctor Renes,"

Presentaciones similares


Anuncios Google