La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

30/01/20141. Que el estudiante: Determinar el desarrollo normal de las gónadas. Analizar los factores que intervienen en la diferenciación de las gónadas.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "30/01/20141. Que el estudiante: Determinar el desarrollo normal de las gónadas. Analizar los factores que intervienen en la diferenciación de las gónadas."— Transcripción de la presentación:

1 30/01/20141

2 Que el estudiante: Determinar el desarrollo normal de las gónadas. Analizar los factores que intervienen en la diferenciación de las gónadas. Explicar el origen de las células germinativas. Enumerar los derivados de los conductos mesonéfricos y paramesonéfricos. Explicar los factores que intervienen en la diferenciación sexual. Analizar el desarrollo del seno urogenital, tubérculo genital y prominencia labioescrotal. Describir el origen de la médula y corteza de la glándula suprarrenal. 30/01/20142

3 El sexo cromosómico y genético de un embrión se determina en la fecundación por el tipo de espermatozoo que fecunda el óvulo. Las características morfológicas masculinas y femeninas inician su desarrollo hasta la séptima semana. Los aparatos genitales iniciales en los dos sexos son similares. El periodo inicial del desarrollo genital suele denominarse etapa indiferente del desarrollo sexual. 30/01/20143

4 El desarrollo del fenotipo masculino requiere un cromosoma Y, pero para la determinación del sexo sólo es fundamental el brazo corto del este cromosoma, donde se localizó el gen SRY para un factor determinante de testículos ( FDT ). Para el desarrollo del fenotipo femenino se requieren dos cromosomas X.

5 El FDT que regula el cromosoma Y es el que motiva la diferenciación testicular. Bajo la influencia de este factor de organización los cordones sexuales primarios se diferencian en túbulo seminíferos. La ausencia de un cromosoma Y origina la formación de un ovario. Las gónadas que se desarrollaron establecen el tipo de diferenciación sexual que ocurre en conductos y genitales externos. La testosterona, que producen los testículos fetales, es el andrógeno que determina la masculinidad. 30/01/20145

6 Derivan de tres fuentes: El mesotelio (epitelio mesodérmico) que recubre la pared posterior del abdomen. El mesénquima subyacente (tejido conectivo embrionario) Las células germinativas primordiales 30/01/20146

7 Ocurre en la quinta semana. Se desarrolla un área de epitelio mesodérmico que se engruesa en el lado medial del mesonefros. La proliferación de este epitelio y del mesénquima subyacente producen un abultamiento, el reborde gonadal (genital). Crecen hacia el mesénquima cordones epiteliales, los cordones sexuales primarios. En embriones XX, la corteza de la gónada indiferente se diferencia en un ovario y la médula desaparece. En embriones XY, la médula de la gónada indiferente se diferencia en un testículo y la corteza desaparece. 30/01/20147

8 Se observan entre las células endodérmicas del saco vitelino, cerca del origen de la alantoides. Migran a lo largo del mesenterio dorsal del intestino caudal hacia los rebordes gonadales. Hacia la sexta semana, penetran en el mesénquima subyacente y se unen con los cordones sexuales primarios. 30/01/20148

9 9

10 El FDT induce la condensación y extensión de los cordones sexuales primarios hacia la médula de la gónada indiferenciada, donde se ramifican y anastomosan para formar la red testicular (rete testis). La conexión de los cordones sexuales, cordones seminíferos (testiculares), con el epitelio de la superficie se interrumpe cuando se desarrolla la túnica albugínea. La característica distintiva y diagnóstica del desarrollo testicular en el feto es la formación de la túnica albugínea densa. Los testículos se separan del mesonefros en degeneración. Los cordones seminíferos se desarrollan hacia túbulos seminíferos, túbulos rectos y red testicular. 30/01/201410

11 Los túbulo seminíferos son separados por mesénquima que origina células intesticiales (de Leydig). Alrededor de la octava semana, estas células comienzan a secretar testosterona y androstenediona, que inducen la diferenciación masculina de los conductos mesonéfricos y los genitales externos. Además, los testículos fetales producen hormona antimülleriana (HAM), que suprime el desarrollo de los conductos paramesonéfricos o de Müller. 30/01/201411

12 Las células de Sertoli constituyen la mayor parte del epitelio seminífero en el testículo fetal. La red testicular se continúa con 15 a 20 túbulos mesonéfricos, transformados en conductillos eferentes, que se conectan con el conducto mesonéfrico, el cual se convierte en el conducto epidídimo. 30/01/201412

13 El desarrollo gonadal se lleva a cabo con lentitud en embriones femeninos. El ovario se identifica de manera histológica hasta casi la décima semana. Los cordones sexuales primarios no se tornan prominentes, se extienden hacia el interior de la médula y forman una red ovárica, la cual es rudimentaria y luego desaparece. Los cordones sexuales secundarios (cordones corticales) se extienden desde el epitelio superficial del ovario en desarrollo hacia el mesénquima subyacente. 30/01/201413

14 A medida que los cordones corticales aumentan de tamaño, se incorporan en ellos células germinativas primitivas. Alrededor de las 16 semanas, los cordones se rompen en grupos celulares aislados, los folículos primitivos, cada uno de los cuales está formado por una oogonia. Las oogonias derivan de una célula germinativa primordial que están rodeadas por una capa aislada de células foliculares aplanadas que derivan de un cordón sexual. Después del nacimiento no se forman oogonias. 30/01/201414

15 30/01/201415

16 30/01/201416

17 Ambos embriones masculino y femenino poseen dos pares de conductos genitales; los mesonéfricos (de Wolff) que tienen una función importante en el desarrollo del aparato reproductor masculino y los paramesonéfricos (de Müller) en el del femenino. Bajo la influencia de la testosterona, la parte proximal de cada conducto mesonéfrico se torna muy contorneada para formar el epidídimo. El resto origina el conducto deferente y el conducto eyaculador. En fetos femeninos, los conductos mesonéfricos desaparecen casi por completo, sólo persisten algunos remanentes no funcionales. 30/01/201417

18 Los conductos paramesonéfricos (de Müller) se desarrollan laterales a las gónadas y conductos mesonéfricos y tienen un papel esencial en la formación del aparato reproductor femenino. 30/01/201418

19 30/01/201419

20 30/01/201420

21 30/01/201421

22 30/01/201422

23 30/01/201423

24 30/01/201424

25 La corteza se desarrolla a partir de mesodermo y la médula se diferencia de las células de la cresta neural. 30/01/201425


Descargar ppt "30/01/20141. Que el estudiante: Determinar el desarrollo normal de las gónadas. Analizar los factores que intervienen en la diferenciación de las gónadas."

Presentaciones similares


Anuncios Google