La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Al hablar de la oración se suele distinguir la alabanza, la petición y la acción de gracias. En el Salterio se hallan con frecuencia en un mismo movimiento.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Al hablar de la oración se suele distinguir la alabanza, la petición y la acción de gracias. En el Salterio se hallan con frecuencia en un mismo movimiento."— Transcripción de la presentación:

1

2

3

4 Al hablar de la oración se suele distinguir la alabanza, la petición y la acción de gracias. En el Salterio se hallan con frecuencia en un mismo movimiento del alma. Así los Salmos 149 y 150, los últimos del Salterio, que ahora meditamos.

5 Cantad al Señor un cántico nuevo, resuene su alabanza en la asamblea de los fieles; que se alegre Israel por su Creador, los hijos de Sión por su Rey (Sal 149,1). Alabad al Señor en su templo, alabadlo en su fuerte firmamento. Alabadlo por sus obras magníficas, alabadlo por su inmensa grandeza. (Sal 150,1-2)

6 Alabar a Dios es exaltarlo, es reconocer su superioridad única: habita en lo más alto de los cielos…, es el Santo por antonomasia. Esta confesión de fe, adobada de amor, establece unos lazos de comunión del orante con Dios.

7 En formas muy variadas, la alabanza se realiza casi siempre mediante una proclamación solemne de un grupo de personas que desean adentrarse en el santuario de la divinidad. Pueblos todos, batid palmas, aclamad a Dios con gritos de júbilo; porque el Señor es sublime y terrible, emperador de toda la tierra (Sal 46,1) Es la oración de la asamblea de los justos, de las personas sinceras y humildes de corazón, capaces de penetrar en el misterio de la grandeza de Dios.

8 Alabadlo por sus obras magníficas, alabadlo por su inmensa grandeza (Sal 150, 2).

9 Los cánticos de alabanza se multiplican y repiten en lenguas y culturas diferentes, pero todos con la intención de aproximarse, con respeto y temor, al misterio de Dios.

10 Cantan y alaban la bondad de Dios, su justicia, sus intervenciones salvadoras, su auxilio a los desvalidos, su amor, su fidelidad, su gloria, su fortaleza, sus misteriosos designios, sus juicios misericordiosos, sus maravillas, sus proezas… Y todo ello porque el amor de Dios a los hombres y mujeres de nuestro mundo es infinito.

11 Alabad su nombre con danzas, cantadle con tambores y cítaras; porque el Señor ama a su pueblo y adorna con la victoria a los humildes (Sal 149, 3). Que los fieles festejen su gloria y canten jubilosos en filas: con vítores a Dios en la boca (Sal 149,4)

12 Alabadlo con tambores y danzas, alabadlo con trompas y flautas. Alabadlo con platillos sonoros, alabadlo con platillos vibrantes. (Sal ). Alabadlo tocando trompetas, alabadlo con arpas y cítaras.

13 Todo ser que alienta alabe al Señor Todo ser que alienta alabe al Señor (Sal 150,4)

14 Todo ser que alienta alabe al Señor

15

16

17

18

19 Efesios 1, 4 y 6

20

21


Descargar ppt "Al hablar de la oración se suele distinguir la alabanza, la petición y la acción de gracias. En el Salterio se hallan con frecuencia en un mismo movimiento."

Presentaciones similares


Anuncios Google