La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

Era la rosa más hermosa y grande del jardín, hacía detenerse al que pasara por allí, para contemplarla y admirarla. Un día, una paloma se posó sobre.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "Era la rosa más hermosa y grande del jardín, hacía detenerse al que pasara por allí, para contemplarla y admirarla. Un día, una paloma se posó sobre."— Transcripción de la presentación:

1

2

3 Era la rosa más hermosa y grande del jardín, hacía detenerse al que pasara por allí, para contemplarla y admirarla. Un día, una paloma se posó sobre el rosal y la rosa le dijo: - Palomita, quién como tú, cómo te envidio. - ¿Pero por qué si eres tan bella?

4 - Sí, pero no soy libre como tú, tú puedes volar adonde quieras, en cambio yo... - Yo soy un ave, tú, una flor, las flores no vuelan. - Lo sé, pero yo quisiera volar por los aires como tú- replicó la rosa y agregó- Se me ocurre algo. ¿Por qué con tu pico no me cortas de estas ramas que me aprisionan y me llevas contigo a volar y volar por los cielos?-

5 La paloma, después de dudarlo unos momentos, accedió. Asió el tallo de la rosa con su pico y tiró de éste hasta que se partió. Entonces con la rosa en su pico, se elevó por los aires. La rosa estaba maravillada al ver los jardines, las casas y los cerros desde lo alto. ¡Sentía que tenía el mundo a sus pies! Tras volar y volar por un buen rato, la paloma se posó sobre un árbol y puso a la rosa sobre las ramas.

6 - Creo que me siento mal- dijo la rosa- tengo mucha sed y me estoy debilitando- Entonces la paloma la tomó y voló con ella hacia el río. Allí la puso sobre el agua para que la rosa bebiera. Tuvo cuidado de poner a la rosa entre unas piedras, para que no fuese arrastrada por la corriente, pero eso no fue suficiente y ésta la empujó río adentro. La rosa gritaba:

7 - ¡Auxilio palomita, sácame de aquí!- La paloma voló sobre ella, tratando de acercarse, pero no demasiado, si sus alas se mojaban, no podría volar y caería a las aguas sin remedio. La corriente y las piedras del río arrancaban los pétalos de la rosa, que muy afligida seguía gritando por ayuda. La paloma, continuaba volando sobre ella, intentando rescatarla.

8 Por fin, la rosa quedó enredada entre unas ramas de la orilla del río, entonces la paloma la pudo recoger y la llevó a tierra firme. La rosa, había perdido muchos pétalos y lloraba desconsoladamente: - Nunca debí haberte pedido que me cortaras de mi rosal, he pasado un gran susto y he perdido toda mi belleza.

9 - Tú insististe en que te cortara y te llevara conmigo- dijo la paloma. - No te culpo palomita, yo sé que soy la única responsable de lo que me ha sucedido. Llévame otra vez a mi rosal, por favor, con mis hermanas. - Si quieres te llevo, pero no podré unirte a tu tallo nuevamente.

10 - Lo sé, pero no importa, quiero volver con los míos- Entonces la paloma la llevó de vuelta al jardín y la depositó a los pies de su rosal. Las demás rosas se asustaron al verla tan desmejorada. La rosa les contó su aventura y el trágico final. La paloma se despidió de su amiga y emprendió el vuelo. La rosa se quedó observándola, hasta que desapareció entre las nubes.

11 Y allí se quedó, yaciendo a los pies de su rosal. Al día siguiente, el jardinero la vio y la levantó del suelo. - ¡Oh qué lástima, esta era la rosa más hermosa del jardín!, ¿qué habrá pasado, quién habrá hecho esta maldad?- La rosa sabía que el daño se lo había hecho ella misma. Ahora comprendía que cada ser viviente tiene su lugar y función en esta tierra. Ella había cometido el error de querer ser lo que no era.

12 Había nacido rosa y no paloma y su función era perfumar los jardines y alegrar la vista a los hombres. No había nacido para volar. El querer hacerlo, le había costado la pérdida de su belleza y la llevaba a una muerte prematura. Lamentaba tanto haberse separado de su rosal, el que le daba la vida. En pocas horas, estaría completamente seca y moriría.

13 Dios tiene un propósito para toda Su creación. Cuando vamos en contra de lo establecido por Dios, cometemos muchos errores. No quieras ser lo que no eres, sé tú misma (o). No envidies, no codicies lo que no eres o lo que no tienes. Por envidiar la vida de otra persona, muchos seres humanos desperdician su propia vida. Texto y diseño:


Descargar ppt "Era la rosa más hermosa y grande del jardín, hacía detenerse al que pasara por allí, para contemplarla y admirarla. Un día, una paloma se posó sobre."

Presentaciones similares


Anuncios Google