La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

XAVIER GONZÁLEZ DEGARA. PASTO DE LA HISTORIA Del 7 al 30 de septiembre de 2012.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "XAVIER GONZÁLEZ DEGARA. PASTO DE LA HISTORIA Del 7 al 30 de septiembre de 2012."— Transcripción de la presentación:

1 XAVIER GONZÁLEZ DEGARA

2 PASTO DE LA HISTORIA Del 7 al 30 de septiembre de 2012

3 Impronta matérica del sentimiento Cuando conocí a Xavi González Arnau, ella se había ido para siempre buscando perpetuar la intensa felicidad que le concedió un valle de lágrimas que no pudo retener su ida. Dejó dolor en quien le dio amor, en quien la hizo feliz. Dejó tinieblas donde todo era luz... y partió. Y la noche, sí, llegó la noche al alma dolorida ante la ausencia y el alba se hizo esperar un tiempo inacabable que invitaba al reencuentro, aquí imposible. Meditando en larga espera, la fe se fue acercando. Guardó Xavi, con mimo, el dolor en el arca de su vida y miró hacia las estrellas observando cómo la oscuridad se diluía pausadamente mientras su alma se abría a la sutil germinación de la esperanza. Madrid. Encuentro pactado que comparte la esperanza y creencias del artista. Gijón le busca. Telas negras de oscuridad plena, difusas germinaciones de suave cinética y cuerdas atando nostalgias y futuro. Luces y sombras. Los aficionados conectan. La transición emocional del autodidacta llena de emoción Sala de Arte Van Dyck. Los ojos vuelven a las estrellas. Primera Noche Blanca de Gijón. La Sala está repleta de personas tan variadas como las múltiples acciones artísticas que la galería y Propuestas Van Dyck presentan para jóvenes y mayores. Medianoche y surge en Propuestas el combate. Cruel batalla. Contra el soporte, el autodidacta desgrana con violencia o acaricia impulsos de sinfonía. Pasión humana de artista y materia que transcribe los embates de su vida. Efímeras e impactantes obras que mueren dando paso a otras emociones. Fin de la batalla: obra y creador, destrucción y éxtasis.

4 Se hace la luz: Nueva York, Londres, Berlín... Visión unipersonal y policéntrica. Filosofía y técnica depurada. Lectura - cultura. Otros andenes. Llegada de un impacto social preocupante. Marco para la fé y solidaridad. El hombre para el hombre. Necesidad de un sistema equilibrado y justo. Arte nuevo. Original o múltiple. Búsquedas. Estudio sin pausa en tormenta de ideas. Arte de sensaciones, emociones, amor y angustias. Dilema idealismo -realidad. Preocupación social y tras todo ello... ¿cambio en la pintura contemporánea? Xavier González Arnau de nuevo en Gijón entre los suyos. Admiración hacia el autor y expectación ante la profundidad de sus mensajes. Compendio de personalidad, honestidad, cultura y técnica, este joven artista español traerá desde Berlín la emoción a Sala de Arte Van Dyck. Pero también una nueva forma de interpretar el arte más actual del que Xavi llegara a ser, no lo duden, valiosa referencia. Y esta exposición un excelente punto de partida. Impronta matérica del sentimiento. Alberto Vigil-Escalera Balbona consejero- fundador de Sala de Arte Van Dyck. S.L.

5 UN PINTOR DE LOS DE ANTES Mi primer contacto con Xavier González d´Ègara y su obra tuvo lugar en la Sala de Arte Van Dyck hace dos veranos y ya en aquel momento percibí que estaba ante un pintor y una obra muy especial. Como coleccionista pasional que soy, adquirí dos preciosas y delicadas piezas realizadas con fuego, técnica que utilizaba desde hacía un tiempo. Fue algo emocionante porque en ellas descubrí una pureza y una pasión que me conmovieron, al mismo tiempo que una calidad y una técnica depurada sobre todo teniendo en cuenta la juventud del pintor. Desde entonces, he ido siguiéndole la pista y adquiriendo otras piezas, algunas fuera de España y a cada cual más exquisita, hasta llegar a la exposición actual, en mi opinión la más impactante y profunda. Ahora, ya soy plenamente consciente tanto del sobrenatural esfuerzo emocional y físico como del inmenso trabajo intelectual que hay detrás de cada una de sus composiciones. En ellas se mezclan: la metafísica, una abundantísima simbología, respuestas a interrogantes surgidos al profundizar en las tesis de Walter Benjamin, horas y horas de estudio, reminiscencias de Asturias a la que en esta exposición, rinde su personal homenaje… y todo ello con una mezcla de técnicas en un largo y cuidado proceso que van desde el dibujo inicial al óleo final, pasando por el fuego, la témpera, el acrílico y lo matérico (arena y otras materias naturales).

6 Estamos ante el Arte en estado puro porque, al fin y al cabo…¿Qué es el arte sino algo sublime que transmite una serie de emociones para la vista y el espíritu? ¿Y qué le pido yo? Que la obra me conmueva, me enamore, me provoque una sensación especial, que a veces puede llegar incluso a la angustia por su intensidad pero también a la felicidad por su perfección. Y todo ello me lo provoca la obra de Xavier González d´Ègara. En fín, creo que se nota mucho que soy una fiel seguidora suya pero hay una razón: he tenido el privilegio de conocer a bastantes artistas de todo tipo, desde muy consagrados a noveles, pero en ninguno he percibido el alma y la genialidad como en él. Me recuerda a aquellos genios de las primeras vanguardias, aquellos auténticos bohemios. Ellos pasaron a la historia del arte del siglo XX, Xavier González d´Ègara pasará a la del siglo XXI. Ya no quedan pintores así. Candela Alvarez Soldevilla Coleccionista de arte

7 PASTO DE LA HISTORIA Meses atrás, mi amigo y maestro Ramón Bosh Boada, me recomendó la lectura de > de Reyes Mate. Comentarios a las tesis de Walter Benjamin >.Esto es de rabiosa actualidad, me aseguró. Me híce con un ejemplar y tan solo al abrirlo pude leer: <>. (Isaías 21, 11) Así que tendré que viajar hasta el corazón de la noche, el de la mismísima noche de la Historia y pelear con ella hasta el amanecer, me dije. Adentrarme en la noche fue cosa sencilla, esa noche seguía ahí, bajo mis zapatillas fabricadas en Taiwan. Me encerré en el taller con las provisiones justas, me descalcé, paré la música y comencé a leer a Mate, junto con Benjamin y algunos más. Pasé por Auschwitz, la Detroit de Henry Ford, las pirámides de Egipto, los desfiles de moda, Guantánamo, el tribunal supremo, la Nasa... Y todos esos espacios en el tiempo en los que la ley resulta ser la autorización del criterio de los vencedores. Pero los muertos, las víctimas de todo este progreso seguían ahí; imperturbables, clamando justicia. Benjamin me lo aseguraba en cada una de las brillantes reflexiones que Mate me ofrecía. Comencé a pintar al tiempo en que lo hacía también el verano sobre los cielos. Los días transcurrían y pronto dejé de reparar en las fiestas cargadas de felicidad que me estaba perdiendo frente al mar, para concentrarme en el sufrimiento de los que, de una forma u otra, las estarían pagando privados de todo mar. Los de siempre, los oprimidos. ¿Cómo podemos consentirnos llamarle a tal frivolización del dolor ajeno felicidad? Una felicidad que esta basada en el dolor ajeno no puede ser la Felicidad. No, si no es rigurosamente para todos.

8 Trabajaba casi sin descanso y la noche se hacía cada vez más densa sobre mi. La ventana del taller era la única con luz de todo el barrio a tales horas y los insectos se amontonaban por decenas sobre los fluorescentes del taller. Los mataba sin más, no fuera que se posarán sobre alguno de mis preciosos cuadros. Además, el zumbido electrizante de su aleteo me desquiciaba, pero por decenas seguían llegando noche tras noche. Había dejado de tener contacto físico con el Mundo y, al fin y al cabo, esos irreverentes seres se habían convertido en mis únicos compañeros de viaje. Comencé a observarlos para distraerme. Resultaron fascinantes, todo lo que hacían tenía una razón vital, naturalmente. ¿Y yo aquí con Benjamin y la luz de los vencidos y matando por que sí? Dejé de matarlos, claro, y a quererlos también. Cómo matar a un ser inofensivo que solo busca la luz. Curiosamente la plaga disminuyó hasta tal punto en que empecé a echarlos de menos, y decir también que ninguno de esos animalillos se posó con exceso sobre ninguna de mis pinturas, no tenían luz. Resolví lo del zumbido cantando, así de sencillo. Y los amaneceres, los del día a día, se amontonaban sobre los chopos, los 22 chopos que adornan el patio comunitario del complejo en el que se sitúa el taller desde el que trabajo. En su majestuosidad inmóvil descansaba la vista algunos minutos. Y yo aquí peleando con la noche, y los colores para estos cuadros que expondré en Gijón, viajando por la Historía entera, y estos chopos sin moverse de su centro, en su creciente danza hasta la luz, parecen haber visto mucho más... No se pierden nada de todo lo que está sucediendo, porque todo sucede precisamente ahí, en su incansable y decidido camino hacia la luz. ¡Qué vida ésta, que maravilla tan grande! Entonces dormía un rato en el sofá. Y días y más días, y la noche compacta como una lápida del tamaño del tiempo humano, tan solo acompañado por algunas llamadas telefónicas de mis fieles aliados en este proyecto como Candela, Salva del Reina, Josep Mª Serra o el ya citado Ramón, entre algunos otros igualmente queridos, a quienes les estoy muy agradecido por su complicidad. Al paso de las semanas, las obras que tenía planteadas se alejaban mucho de la pretensión estética que les tenía reservada en el punto de partida. De lleno a favor de los vencidos, o eso al menos es lo que creía por aquel entonces, aún con todo por resolver. Llegó la última noche.

9 Debía terminar la figura del cuadro que lleva por título >. En esa figura tenía puestas todas mis esperanzas para alcanzar el amanecer. Peleé con la figura desde la más profunda oscuridad y no había manera, sin saber el por qué, todo me parecía una impostura. Quería darle un carácter romántico, a lo Friedrich, pero algo no encajaba. ¿Cómo serán los ángeles? Me preguntaba sin cesar. Como los de Giotto no, al que admiro considerablemente, eso no pueden ser ángeles, parecen hombres. Claro estaba que un puñado de judíos no podían ser el David de Miguel Ángel y de esa escuela estética venía yo: la del vencedor. Al comenzar este proyecto imprimí el Angelus Novus de Klee y reparé en aquello que dice Benjamin en su tesis más conocida, que si la Historia tenía un ángel, el de Klee tenía que parecérsele mucho. Un ángel sencillo, pero cargado de conocimiento. No hice caso. Benjamin llevaba semanas advirtiéndome; simplifica, simplifica, esto no es lo que tu quieres que sea, esto es la noche de la historia, no es una noche a la carta. Pero ni caso... Salí al patio y el cielo estaba extraordinariamente estrellado, cielo de medianos de Agosto. ¿Así que en esta noche habéis venido todos para ver que pasa? Hola Rosenweig, hola Nietzsche, hola Celan... Me estoy volviendo loco. Y de nuevo para el taller a pelearme con la dichosa figurita. Y cuanto más quería hacerla mía, más suya se hacía ella. - Yo no quiero ser romántica, yo vengo a liberarte de la noche. Yo no quiero ser bella a tu manera, yo soy bella tal y como soy; pequeña y jorobada, con una cintura imposible, sin sonrisa pero sin llanto, encendida como el sol y decidida como la mano de los niños. Ni caso, me parecía horripilante. Bajé casi exhausto de nuevo al patio, empezaba literalmente a amanecer. Cansado como estaba abandoné mi refugio en la alta fortaleza de los chopos y baje la cabeza, rendido, completamente vencido. He fracasado como pintor, soy incapaz de pintar una figura que ponga fin a esta noche de la que vengo. Y allí, donde menos colores reposaban, donde hacía meses que había dejado de contemplar, estaba la solución: en el suelo. Una pequeñísima mala hierba, por sí misma se había abierto camino por entre el asfalto hasta alcanzar, incluso antes que yo, el amanecer: así de sencillo.

10 ¡El ángel del fin de la noche tenía que parecérsele! ¡La sencillez, la enorme y potente voluntad de la naturaleza por decirle sí al sí! Volví al taller y pinté la figurita, que vendría a ser algo así como un retrato cariñoso de Walter Benjamin, tal y como está pintada actualmente. La obra entera estaba terminada. Me dormí y al despertar me asaltaron las dudas de nuevo. Miré a la figurita y le dije, tu eres mi fracaso como pintor, me he dejado arrastrar por una locura extraña, misteriosa. - Yo soy tu triunfo humano y para vencer a la noche has tenido que quedar vencido primero tú. Porque la noche, mi noche, la noche de todos los vencidos eras tú, y no querías remediarlo. - No te querrán, eres fea, inocente, estas mal dibujada y tus colores son estridentes. - Así soy yo, y por siglos que me han ocultado, pura como soy, a mí, que quiero ser para todos sin excepción. Tú querías complacer al místico, que te aplaudiera el virtuoso y te sonriera el intelectual, pero te olvidaste una vez más del niño y el anciano, donde reposa la verdad. Bastantes héroes de los tuyos tiene ya la historia, vuestra historia sesgada y prepotente, cargada de presuntuosidad. Pero aquí estoy ahora mismo, entera, mírame de nuevo y me querrás, porque yo soy de verdad. Mira cómo brillo. Agradezco de todo corazón a mi familia de Sala de Arte Van Dyck, que me ofrezcan la posibilidad, al tiempo que también se hacen responsables, de mostrar una exposición que a mi entender es valiente, pues no busca complacer a cualquier precio. A mi amiga, fiel luminosa en esta noche, Candela Álvarez Soldevilla, por su confianza, respeto y apoyo. A mi amigo y maestro Ramón Bosh, por quererme tan bien, siempre y no dejarme solo en el camino y a Reyes Mate, por ser el punto de partida de este proyecto en el que es precisamente él, y no ya Walter Benjamin, el que me ofrece las claves de luz necesarias para poder ver en el mismísimo corazón de la noche. Quiero dedicársela a la persona que se esforzó por inculcarme los valores que poseo, mi gran fortuna, por su afecto incondicional, su carácter bondadoso, honrado y trabajador, a Miguel González Goméz: mi padre Xavier González D´Egara

11 árbol de la consciencia 70 x 70 cm óleo s. tabla

12 la obra inacabada 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

13 centinela 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

14 a contra luz 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

15 fragmentos 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

16 jinetes 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

17 memoria 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

18 esperanza 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

19 reconfiguración 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

20 el fin de la noche 103 x140 cm mixta acabada en óleo s. madera

21 Xavier González d´Egara (Arnau) Terrassa (Barcelona), 1980 Pintor autodidacta, o De la academia real, la de arriba exclamaría, medio en broma y medio en serio, el pintor Modest Cuixart tras contemplar la obra de González dÈgara en una de sus primeras exposiciones, en la galería Art Ricard de La Bisbal dEmpordà. Su trayectoria empieza en el mes de diciembre de 1999 y, desde el primer momento, con el fin de tomar orientación, procura visitar pintores de la talla de Antonio López, Antoni Pitxot, Antoni Tàpies o el ya citado Modest Cuixart, entre muchos otros. En el 2003 realiza con éxito su primera exposición en Barcelona, en la galería Gothsland; contacta así con coleccionistas, críticos especializados y demás personalidades del mundo de la cultura activa que lo animan a dedicarse por completo a su labor. En el 2004 se instala en Berlín, expone en la galería Silberblau, descubre la poesía y empieza a estudiar detenidamente a algunos de los autores relacionados con el país en el que se encuentra. La poesía de Hölderlin, Paul Celan o Rilke influirán decisivamente en sus futuras creaciones, pero sin duda alguna nada lo hará tanto como la música de J. S. Bach, que lo acompañará en todas las horas que transcurrirán en su ejercicio pictótico hasta día de hoy. Sólo pinto con Bach, asegura. A medio camino entre Berlín y Barcelona, desarrolla su oficio sin interrupción hasta el Entonces, patrocinado por algunos de los coleccionistas de su obra, se traslada a Nueva York. Participa en colectivas, coloca algunas piezas y se relaciona con todo tipo de personajes. 6 meses más tarde de su llegada, debido a una sucesión de acontecimientos de carácter trágico, decide aislarse durante todo un año en el pueblo de Cadaqués (Gerona); su reclusión allí es total. Escribe, toca el piano y pinta.

22 Experimenta la naturaleza y su obra se revoluciona al encontrar inspiración en el libro del Génesis. El resultado de este periodo lo exhibirá en el 2009 en Gijón, en la Sala de Arte Van Dyck, bajo el título de Luto blanco, y la gran aceptación que obtendrá lo ayudarán a recuperar el entusiasmo ligeramente perdido a su regreso de Estados Unidos. Establece poco después una relación de amistad con el prestigioso crítico de arte Carmine Benincasa. De la mano del mismo crítico italiano resultarán exposiciones en Venecia, Milán y Roma, y su obra comenzará a ser relativamente conocida teniendo en cuenta su corta edad. El propio Benincasa escribirá en un monográfico dedicado a la obra de González en la revista Cahiers dart publicado en 2011: La obra de González dÈgara ha dado a la pintura la amplitud de dimensiones cognoscitivas y militantes como ya hizo Picasso. Conjuga ideal y real, Dante y Manzoni. Tiene una visión unitaria y al mismo tiempo policéntrica. Conoce el mundo real así como el humano. Con perfecta fusión une en sus obras el estilo narrativo y la cosa narrada. Exalta el entero universo material como si lo mirase con un espíritu panteístico. En su pintura se reencuentran los orígenes históricos e inmanentísticos del Renacimiento con el ánimo protoromántico de un Hegel o Schelling… Su pintura es una memoria que se convierte en promesa de futuro. Sus colores tienen soltura y teatralidad formal, a las cuales une dinamismo sintáctico, agudeza crítica y comunicación moderna. Transforma la pintura en una arquitectura para una narración histórica. Instalado definitivamente en la capital alemana desde el 2009, consigue hacerse un puesto en la galería SevenStar de Berlín. Es en 2012 cuando Xavier González dEgara regresa a su querida Galería Van Dyck de Gijón con una magnífica exposición que lleva por título Pasto de la Historia, sin duda la más sobresaliente realizada hasta el momento.

23 2012 PASTO DE LA HISTORIA Sala de Arte Van Dyck Gijón (Asturias) WE LOVE AMPHIBIANS (live painting) Kater Holzig Berlin PANTHER (live painting) Imitate Modern London THE THREE SEASONS Imitate Modern London SIPSIC (group exhibition) Alquimia Terrassa (Barcelona) 2011 LIGHT ECHOS (live painting) SevenStarGallery Berlin THAUMAZEIN SevenStarGallery Berlín PLURAL (group exhibition) Sala de Arte Van Dyck Gijón (Asturias) ALEPH + ALPHA: OMEGA Galería Ca DOro Roma EXPOSICIONES JÓVENES VALORES (group exhibition) Sala de Arte Van Dyck Gijón (Asturias) LA FLECHA Galería Carmen Sallent Barcelona ALEPH + ALPHA: OMEGA Magazzini del sale Venecia 2010 GLOBAL GOOD NEWS (group exhibition) SevenStarGallery Berlin LA TERRA ERMA Galería Art Ricard Terrassa (Barcelona) DE ZURBARAN A HOY (group exhibition) Casa Don Guanella Barza dIspra (Varese), Milán 2009 LUTO BLANCO Sala de Arte Van Dyck Gijón (Asturias) 2008 RERA LA FOSCA DE LA VEU Sala dexposicions dels Amics de les arts Terrassa (Barcelona) PRIMAVERA INVERNAL Galería Gothsland Barcelona

24 2007 DEEPARTURE Naumon (Fura dels baus ship) Barcelona VEU DE LLUM Naumon (Fura dels baus ship) Barcelona 2006 SUM EST IN NOBIS Sala dexposicions dels Amics de les arts Terrassa (Barcelona) TARTUF de MOLIERE (scenery for theater) Sala dexposicions dels Amics de les arts Terrassa (Barcelona) EN ELS BLAUS DE LARPA Galería Gothsland Barcelona 2005 HOMO-NOVUS Illa de Saranella Cadaquès (Girona) OPUS 17 Taller de González Barcelona EL VOL DESCRIT Sala dexposicions Miquel Mateu Perlada (Girona) ARQUITECTURES DEL FOC VENÇUT Galería Gothsland Barcelona 2004 VISIONBAND (installation) Sala dexposicons del Imcet Terrassa (Barcelona) ELS VENTS HERMETICS Sala dexposicions dels Amics de les arts Terrassa (Barcelona) NACH DE BLUME Silberblau Gallery Berlin 2003 LES FLORS DELLA Galeria Gothsland Barcelona COM LA SANG DELS MONUMENTS Galería Art Ricard Terrassa (Barcelona) ULTRA Galeria Art Ricard La Bisbal dEmpordá (Girona) 2002 LA BRILLANTOR SALVATGE DELS TEUS ULLS Galería Art Ricard Terrassa (Barcelona)

25 Menéndez Valdés, – Gijón Tel Casimiro Velasco, – Gijón Tel E m a i l: / F a x : HORARIO: Lunes a sábado: 11:30 a 14:00 h y 17:30 a 21:30 h


Descargar ppt "XAVIER GONZÁLEZ DEGARA. PASTO DE LA HISTORIA Del 7 al 30 de septiembre de 2012."

Presentaciones similares


Anuncios Google