La descarga está en progreso. Por favor, espere

La descarga está en progreso. Por favor, espere

La Consagración a Dios=El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria=La Consagración a Dios La Vida Comunitaria=La.

Presentaciones similares


Presentación del tema: "La Consagración a Dios=El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria=La Consagración a Dios La Vida Comunitaria=La."— Transcripción de la presentación:

1 La Consagración a Dios=El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria=La Consagración a Dios La Vida Comunitaria=La Consagración a Dios=El Ministerio Apostólico

2 Lo que me sorprende es la falta de vitalidad espiritual. Es como si no acabáramos de conectar la pasión por la misión con la pasión por Dios o de Dios a través de nosotros. (Hermano Álvaro Rodríguez Echeverría, Carta Pastoral 2011 Consagrados por el Dios Trinidad, como comunidad de Hermanos)

3 1. Documento Ser Hermanos Hoy (en preparación para el 44 o Capítulo General) 2. Circular 455 Documentos del 44 o Capítulo General 3. Cartas Pastorales del Hermano Superior: Todas llevan en su título la frase comunidad de Hermanos

4 comunidad de Hermanos 2007: Consagrados por el Dios Trinidad, como comunidad de Hermanos, para hacer visible su amor gratuito y solidario comunidad de Hermanos 2008: Ser signos vivos de la presencia del Reino, en comunidad de Hermanos consagrados por el Dios Trinidad comunidad de Hermanos 2009: Consagrados por el Dios Trinidad como comunidad de Hermanos : Mensajeros y Apóstoles enviados por la Iglesia para hacer presente el Reino de Dios. comunidad profética de Hermanos 2010: Consagrados por el Dios Trinidad, como comunidad profética de Hermanos apasionados por Dios y por los Pobres comunidad de Hermanos 2011: Consagrados por el Dios Trinidad, como comunidad de Hermanos que someten al juicio de Dios su ministerio comunidad de Hermanos 2012: Consagrados por el Dios Trinidad, como comunidad de Hermanos que se rejuvenecen en la esperanza del Reino

5 1. Documento Ser Hermanos Hoy (en preparación para el 44 o Capítulo General) 2. Circular 455 Documentos del 44 o Capítulo General 3. Cartas Pastorales del Hermano Superior: Todas llevan en su título la frase comunidad de Hermanos 4. Escritos de San Juan Bautista de la Salle

6 Es buena norma de conducta no hacer distinción entre los asuntos propios de su estado y el negocio de la salvación y perfección propias... (RP 3,0,3)

7 Intervenciones de Hno. Superior y su consejo no dejan de mencionar la integración de los elementos constitutivos de nuestra vocacion. Distritos y Regiones han organizado Coloquios sobre Vida Interior Retiros y Días de recolección comunitarios Sesiones del CIL Proceso de la revisión de la Regla Revisión y puesta en marcha de Programas de Formación Inicial en todo el Instituto

8 a. Hermanos de Jesucristo y Hermanos de nuestros Hermanos b. Una misión entendida como vocación (y no solamente como profesión) c. La Presencia continua de Dios en nuestra vida d. Vida Religiosa no como una vida aparte sino como una vida desde la realidad concreta e. El mundo como medio para el encuentro con Dios. f. El discernimiento lasallista

9

10

11

12 Agustín Ambrosio Ana Andrés Antonio AbadAntonio de PaduaBasilio BernardinoCarlos Borromeo CasianoCayetanoCiprianoDomingoElena Felipe ApóstolFelipe Neri Francisco Javier GermánGregorioGregorio Nacianceno Hilarión Simón ApóstolIgnacioIgnacio de Loyola Jerónimo Juan Bautista Juan Crisóstomo Judas ApóstolLeónLucasLuis Rey MarceloMartínNicolásPablo Remigio Santiago el Mayor SulpicioTomás Apóstol

13 no tener otra mira que Dios en vuestras accionesanunciar con igual valentía e intrepidez que él Así debe moveros a actuar la fe, y así debéis dar a conocer, con vuestra conducta, igual que él, que sois verdaderos discípulos de Jesucristo, al no tener otra mira que Dios en vuestras acciones, y al anunciar con igual valentía e intrepidez que él las máximas del santo Evangelio. Y lo que en esto debe fortalecer tanto vuestro celo como vuestra fe, es que las anunciáis en calidad de ministros de Dios. (MF 87.1 Para la fiesta de san Esteban, primer mártir)

14

15 Vuestro deber es subir todos los días a Dios por la oración, para aprender de Él todo cuanto debéis enseñarles, y descender luego hasta ellos, acomodándoos a su capacidad, para instruirlos sobre lo que Dios os haya comunicado para ellos, tanto en la oración como en los libros sagrados. (MR 198,1)

16 Acordémonos de que estamos en la santa presencia de Dios

17 ¿Habéis recordado que a Dios lo teníais presente en todas partes? ¿Os habéis abismado interiormente, en sentimiento de adoración, en la consideración de la presencia de Dios? (Med 90,1 De lo que se ha hecho o dejado de hacer para con Dios durante el año)

18 ¡Ah!, cuán feliz fue esta santa por gozar de la presencia de Dios. Ello la inducía a ejecutar todas sus acciones con la mira puesta en Dios, y fue el motivo por el que hizo voto de realizar todo aquello que supiera que era más agradable a Dios. (Med 177,3 Sobre santa Teresa)

19 Dios, que difunde a través del ministerio de los hombres el olor de su doctrina por todo el mundo. (MR 193,1)

20 Por eso tenéis que pedirle mucho que todas las instrucciones que les deis, estén animadas por su Espíritu, y que reciban de Él todas sus fuerzas; para que así como es Él quien ilumina a todo hombre que viene al mundo, sea también quien ilumine su espíritu y les mueva a amar y practicar el bien que les enseñéis. (MR 195,3)

21

22 Dios es tan bueno que, una vez creados por Él los hombres, quiere que lleguen al conocimiento de la verdad. Esta verdad es Dios mismo y cuanto Él ha tenido a bien revelarnos, ya sea por Jesucristo, por los santos apóstoles o por su Iglesia. De ello quiere Dios que sean instruidos todos los hombres, para que sus mentes sean iluminadas con las luces de la fe. (MR 193,1)

23 Dios no sólo quiere que todos los hombres lleguen al conocimiento de la verdad, sino que quiere que todos se salven; pero no puede quererlo verdaderamente si no les da los medios para ello y, en consecuencia, si no proporciona a los niños maestros que contribuyan a la realización de tal designio para con ellos. (MR 193,3)

24 Considerad, pues, como importante recompensa que Dios os concede, ya en este mundo, ver que por medio del establecimiento de las escuelas, de cuya dirección Él os ha encargado, aumentan la religión y la piedad entre los fieles, y particularmente entre los artesanos y los pobres (MR 207,3,2)

25 1 Tomar conciencia de la realidad personal y circundante Tomar conciencia de la realidad personal y circundante 2 Iluminar la realidad con la Palabra de Dios en la oración, y en la oración, y con la Palabra de Dios en el diálogo con personas prudentes 3 Decisión conjunta, aplicando estas mociones en la vida diaria.

26 Fueron esas dos circunstancias, a saber, el encuentro con el señor Nyel y la propuesta que me hizo esta señora, por las que comencé a cuidar de las escuelas de niños. Antes, yo no había, en absoluto, pensado en ello; si bien, no es que nadie me hubiera propuesto el proyecto. (MSO 2)

27 La misma voz que me llamó a él, La misma voz que me llamó a él, parece que me llama a otro sitio. parece que me llama a otro sitio. Llevo esta respuesta en Llevo esta respuesta en el fondo de mi conciencia, el fondo de mi conciencia, y la oigo y la oigo cuando cuando la consulto. la consulto. (MSO 16) (MSO 16)

28 Debo considerarme con frecuencia como un instrumento, que no sirve para un instrumento, que no sirve para nada sino en manos del nada sino en manos del Operario; por esta razón debo esperar las órdenes de la Divina Providencia para actuar, Operario; por esta razón debo esperar las órdenes de la Divina Providencia para actuar, pero sin dejarlas pasar una pero sin dejarlas pasar una vez conocidas. vez conocidas. (RP 3,0,9) (RP 3,0,9)

29

30 a. Hermanos de Jesucristo y Hermanos de nuestros Hermanos b. Una misión entendida como vocación (y no solamente como profesión) c. La Presencia continua de Dios en nuestra vida d. Vida Religiosa no como una vida aparte sino como una vida desde la realidad concreta e. El mundo como medio para el encuentro con Dios. f. El discernimiento lasallista

31 Conscientes de su fragilidad y de las dificultades que les esperan, los Hermanos hallan su apoyo en Dios, a quien encuentran en la oración, en las relaciones comunitarias y en el trabajo apostólico. Borrador de la Regla (Cf. R 42a-b) Borrador de la Regla (Cf. R 42a-b)

32 1. ¿Cómo rezas tu misión? 2. ¿En quién, en qué circunstancia, en dónde, cuándo eres más consciente de que Dios está presente? ¿En quién, en qué circunstancia, en dónde, cuándo te es más difícil reconocer que Dios está presente? 3. La misión que realizamos no la vivimos como una aventura personal, nuestro compromiso es comunitario ¿Qué reacción te provoca esta frase de la última carta pastoral del Hno. Álvaro?


Descargar ppt "La Consagración a Dios=El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria El Ministerio Apostólico=La Vida Comunitaria=La Consagración a Dios La Vida Comunitaria=La."

Presentaciones similares


Anuncios Google